Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Atención sanitaria

La salud de los españoles en números

El último informe elaborado por el Ministerio de Sanidad aporta datos relevantes sobre indicadores de salud, pero poco esclarecedores sobre calidad de vida

Según consta en el último informe sobre indicadores de salud elaborado por el Ministerio de Sanidad y Consumo, la esperanza de vida de los españoles tiende a aumentar. El informe no desvela, sin embargo, si los números son indicativos de un mayor nivel de calidad de vida. Tampoco aclaran el porqué de unas cifras que, en algunos casos, han sorprendido incluso a los expertos en salud pública. Pese al incremento de la expectativa de vida, los españoles cada vez presentan mayor tasa de obesidad y son más sedentarios, y las mujeres son las más longevas de Europa. Queda por ver cómo se relacionan estos datos con una buena salud. Tanto si es percibida como si es real.

La edad de las mujeres

/imgs/2006/10/bici.jpg
¿Por qué las españolas viven más que las demás mujeres europeas? ¿Por qué, si los hábitos considerados saludables se van perdiendo poco a poco, sigue aumentando la esperanza de vida? ¿Es esperable que la actual epidemia de obesidad, reconocida por todos los expertos, se traduzca en unos pocos años en epidemia de diabetes y enfermedades cardiovasculares? El informe sobre indicadores de salud hecho público recientemente por el ministerio de Sanidad español da muchos datos, pero plantea también muchas preguntas sin respuesta, que corresponde a los investigadores aclarar. En ello están.

«El dato de las mujeres no es nuevo, hace ya años que las españolas están en cabeza de las europeas, pero no sabemos por qué», dice Fernando Artalejo, del departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad Autónoma de Madrid. El hecho es que, si bien los hombres españoles ocupan el tercer lugar de la Unión Europea en cuanto a esperanza de vida ¬-por detrás de Italia y Suecia-, las mujeres españolas van a la cabeza, con 83 años. ¿Por qué? «Puede deberse a una combinación de factores: los genéticos; una buena calidad de vida…», dice Artalejo. Calidad de vida, para este experto, significa una dieta saludable, una cantidad razonable de ejercicio o una buena red social.

Los expertos recomiendan mantener el ejercicio físico cotidiano no programado y reforzarlo sólo cuando sea preciso

Y sin embargo las mujeres españolas no se caracterizan precisamente por practicar mucho ejercicio. En el informe publicado por el ministerio se afirma que «el 54% de la población de 16 y más años (53,7% de los hombres y 62,9% de las mujeres) se declaró sedentaria durante su tiempo libre en 2003». Y la tendencia no es muy positiva: «Si bien este porcentaje venía reduciéndose desde finales de los años 80, en los últimos años se observa una tendencia a la estabilización e incluso al aumento, razón por la que al comparar 1993 y 2003 se observa un ligero incremento en la prevalencia de sedentarismo, que pasó de 54,7% a 58,5% en esos dos años respectivamente».

La explicación de esta aparente paradoja podría estar en que el ejercicio físico cotidiano no programado es más importante de lo que suele creerse: «En España aún sigue siendo frecuente el ir caminando al trabajo, a hacer la compra. Eso hace que probablemente se acabe haciendo más ejercicio que en otros países desarrollados», apunta Artalejo. Sin embargo no vale caer en la autocomplacencia. Lo más probable, asegura este experto, es que estos hábitos tan saludables cambien de aquí a pocos años (compra de la semana en coche frente a pequeña compra diaria u ocio sedentario en vez de paseo al atardecer) y por tanto «hay que seguir fomentando al máximo la actividad física programada, porque será cada vez más el reducto que nos quede».

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones