Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Partos prematuros e infartos, principales riesgos de las infecciones en las encías

Comienza una campaña de prevención bajo el lema "Con encía sana ganas"

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 30 mayo de 2003
Una infección en las encías es algo más importante de lo que parece. Estudios científicos indican que las personas con periodontitis (piorrea) en las encías tienen un mayor riesgo de sufrir un infarto, tener un parto prematuro, padecer un agravamiento de la diabetes o de la osteoporosis y ver reducido su rendimiento físico.

Las infecciones de las encías son de dos tipos: la gingivitis y la periodontitis. La primera es una infección que se localiza debajo de la encía, generalmente es indolora, sangra con facilidad y si no se trata convenientemente desemboca en una periodontitis o piorrea, patología que destruye el hueso y el ligamento que soporta los dientes, provocando la movilidad y separación de las piezas dentales. Si no se trata a tiempo, el resultado es la caída de los dientes. La gingivitis afecta a casi toda la población, incluidos los niños, mientras que la piorrea se da entre el 50% de los españoles adultos.

Campaña

El odontólogo Rafael Naranjo, miembro de la Sociedad Española de Periodoncia (SEPA), anunció ayer en Málaga la puesta en marcha de una campaña de prevención bajo el lema "Con encía sana ganas". Naranjo subrayó que una periodontitis no controlada eleva el riesgo de padecer otras enfermedades no bucales, como las cardiovasculares. "En las necropsias realizadas a personas muertas por un infarto se ha comprobado que en las placas de ateroma de la parte del corazón enfermo había las mismas bacterias que en la placa periodontal", dijo el odontólogo.

A ese respecto, el presidente del Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Málaga, Lucas Bermudo, recalcó que un elevado número de pacientes con infarto de miocardio sufren a su vez una enfermedad periodontal. "La mejor forma de evitar las enfermedades de las encías es llevar una correcta higiene bucal (cepillarse los dientes tres veces al día) y acudir al dentista para que haga revisiones y limpiezas periódicas", explicó Bermudo. "Adoptar ese tipo de medidas de higiene es fundamental para tener unas encías sanas y que no sangren", añadió.

Contagio en familia

En la cavidad bucal viven más de 500 tipos distintos de bacterias, muchas de las cuales son las causantes de la gingivitis y la periodontitis. Está demostrado que esas bacterias pueden transmitirse entre parejas estables y de padres a hijos.

Los odontólogos precisaron que la convivencia con una persona que padece la enfermedad periodontal no significa forzosamente que deba producirse el contagio de la infección, pero sí que hay un mayor riesgo. Así pues, se recomienda a los padres con periodontitis que extremen los cuidados de la salud bucodental de sus hijos y los lleven al dentista al menor síntoma.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones