Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Problemas de salud

Las nuevas tecnologías en diálisis mejoran la vida a 30.000 españoles

Las nuevas técnicas minimizan los efectos secundarios, posibilitan un tratamiento personalizado y aumentan la seguridad del paciente renal

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 27 septiembre de 2019
Imagen: mailsonpignata

La insuficiencia renal crónica (función renal por debajo del 50 %) afecta a más del 6 % de los españoles, según datos del estudio EPIRCE realizado por la Sociedad Española de Nefrología (SEN), y está reconocida como una creciente “epidemia silenciosa”. En nuestro país hay más de 55.000 personas que reciben un tratamiento renal sustitutivo y casi la mitad, es decir, cerca de 30.000 pacientes se mantienen vivos gracias a la diálisis. En el siguiente artículo contamos las innovaciones en este tratamiento y sus repercusiones, no solo en el enfermo renal.

Existen varios tratamientos de diálisis, entre ellos: la hemodiálisis convencional, que se realiza tres veces por semana e implica tratamientos de entre 3 y 5 horas; la hemodiálisis diaria y breve, que conlleva más tratamientos por semana pero más cortos (por ejemplo, seis tratamientos con duraciones de entre 1 hora y media y 2 horas y media); y la hemodiálisis nocturna, que supone tratamientos largos y más lentos (de 6 a 8 horas) que se hacen durante el sueño.

Como es comprensible, con estos tratamientos, los enfermos renales acaban sometidos a una rutina y a un estrés que es importante combatir. Practicar ejercicio, llevar una alimentación saludable, una vida social activa y contar con apoyo psicológico pueden ayudar a sobrellevar la enfermedad. Pero, además, en los últimos años los nuevos avances tecnológicos que se están incorporando en los tratamientos de diálisis en España están consiguiendo que mejore la calidad de vida y la salud de los pacientes a pasos agigantados.

Así se recoge en el informe 'Impacto de las Tecnologías Sanitarias aplicadas a los tratamientos de diálisis en el Sistema Nacional de Salud', impulsado por la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) y realizado por la consultora E&Y con la colaboración de la Sociedad Española de Nefrología (SEN), así como la participación de la Federación Nacional de Asociaciones Alcer, la Sociedad Española de Directivos de Salud (SEDISA) y la Sociedad Española de Enfermería Nefrológica (SEDEN).

Avances para mejorar la calidad de vida del enfermo renal

El informe aporta evidencias de cómo la innovación en las diferentes tecnologías de diálisis está posibilitando grandes avances en el tratamiento y atención de los pacientes con enfermedad renal crónica (ERC). Así, las tecnologías punteras mejoran los resultados en salud y la calidad de vida de los pacientes, minimizan riesgos, aumentan la seguridad y están permitiendo la introducción de tratamientos personalizados de mayor efectividad.

Algunos de esos avances son la obtención de agua ultrapura de alta calidad para su uso como líquido de diálisis, a través de modernas plantas de tratamiento de agua, la utilización de dializadores con membranas sintéticas de última generación o el control volumétrico de ultrafiltración en los monitores de hemodiálisis.

La innovación tecnológica ha hecho posible mejorar de forma significativa el estado diario del paciente al reducir sus episodios de vómitos, hipotensión y náuseas. Además, a largo plazo, su incorporación se ha asociado a la disminución de importantes complicaciones como la arteriosclerosis, la amiloidosis y otras derivadas de las reacciones inflamatorias.

Por otro lado, la evolución de técnicas domiciliarias como la diálisis peritoneal y la hemodiálisis domiciliaria están permitiendo una mejor conciliación del tratamiento con la vida cotidiana y están reduciendo el riesgo de mortalidad global (se estima que hasta el 13 %).

Imagen: 999studiy.gmail.com

Tratamientos personalizados

Las nuevas tecnologías también están haciendo posible la introducción de nuevas terapias de diálisis con las que personalizar y optimizar el cuidado del paciente según sus características y necesidades. Un ejemplo es la incorporación del software de gestión del paciente renal que, unido a los biosensores, ha favorecido la individualización de los tratamientos y la generación de indicadores asistenciales que, además, optimizan la práctica clínica incidiendo en la mejora de la eficacia y sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud.

Asimismo, los avances en tecnologías como monitores y dializadores posibilitan el desarrollo de técnicas novedosas que reducen riesgos y mejoran la efectividad del tratamiento. En esta misma línea, la automatización de procesos como el mantenimiento y limpieza de monitores o la fabricación del líquido de diálisis están permitiendo una reasignación más eficiente de los recursos y una mayor seguridad y efectividad.

Una mejor gestión de los recursos

Las nuevas tecnologías han apoyado el desarrollo de las terapias domiciliarias tanto en hemodiálisis como en diálisis peritoneal. La hemodiálisis domiciliaria frecuente y el desarrollo de nuevas cicladoras para diálisis peritoneal han repercutido no solo en la mejora de la calidad de vida y supervivencia del paciente, sino también en la reducción del coste total del tratamiento de diálisis, incluyendo los importes derivados del transporte sanitario y de la administración de fármacos, además de la propia disminución del precio de medicamentos.

La introducción de los biosensores ha facilitado a los profesionales sanitarios tener un control exhaustivo del paciente durante la sesión y, además, ha permitido incrementar la eficacia de las sesiones de diálisis y favorecer la reasignación de recursos, ya que reducen en un 43 % el número de acciones del personal de enfermería durante la sesión.

Etiquetas:

diálisis

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones