Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Prevención y hábitos de vida

Tipos de contenidos: Salud

^

Malas posturas

Adoptar una mala postura en casa o en el trabajo puede producir serias lesiones

Una de cada cuatro personas que ha sufrido un accidente laboral en los últimos dos años había realizado un esfuerzo exagerado o adoptaba una postura inadecuada para desempeñar su labor. Además, las tareas domésticas y actividades tan cotidianas como conducir, levantar un peso o dormir, también causan diariamente trastornos en los músculos, tendones y nervios, que pueden evitarse siguiendo unas normas básicas dictadas por la ergonomía.

Qué es la ergonomía

La ergonomía es la ciencia que estudia cómo adecuar la relación del ser humano con su entorno, según la definición oficial que el Consejo de la Asociación Internacional de Ergonomía (IEA, por sus siglas en inglés) adoptó en agosto de 2000. Una de sus ramas, la ergonomía física, estudia las posturas más apropiadas para realizar las tareas del hogar y del puesto de trabajo, para el manejo de cargas y materiales y para los movimientos repetitivos, entre otros aspectos.

Las posturas inadecuadas pueden provocar múltiples trastornos, entre los que se incluyen los dolores de espalda, el "codo de tenista" o las contracturas, y otras como la tendinitis, el síndrome de túnel del carpo o la vibración de la mano y el brazo. La importancia de estas lesiones queda reflejada en la IV Encuesta sobre las Condiciones de Trabajo en España, realizada por el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, que señala que el 25% de los accidentes laborales ocurridos en los dos últimos años han tenido su origen en esfuerzos exagerados o posturas forzadas.

Por eso, el derecho de los trabajadores a una vigilancia periódica de su estado de salud en función de los riesgos inherentes a su puesto de trabajo ha sido garantizado por la ley 31/95 de Prevención de Riesgos Laborales, y desarrollado por los Reales Decretos 39/97, 487/97 y 488/97.

Paginación dentro de este contenido




Otros servicios


Buscar en