Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Solidaridad


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad > Economía solidaria

Tipos de contenidos: Solidaridad

Recetas para ir de picnic
Λ

Influencia de la inmigración en la economía

El 50% del crecimiento del PIB español en los últimos cinco años tiene su origen en la llegada de inmigrantes, que ocupan la mitad de los puestos creados en este tiempo

  • Autor: Por AZUCENA GARCÍA
  • Última actualización: 8 de mayo de 2008
Imagen: LiorAngel

España cerró 2006 con un crecimiento cercano al 4%. El proceso de inmigración registrado en los últimos años ha supuesto un aumento de la mano de obra y ha permitido reducir el desajuste entre vacantes y oferta de trabajo. El porcentaje de trabajadores extranjeros ha pasado de representar el 1,2% en 1996 al 12,1% en 2005 y, a efectos prácticos, esto se ha traducido en un incremento del 50% del PIB en este periodo. Sin embargo, habrá que estar muy pendientes del futuro, cuando las cotizaciones a la seguridad social de los inmigrantes se conviertan en gasto en pensiones y la mayor tasa de natalidad registrada entre los extranjeros se reduzca y asemeje a la española, lo que devolverá el problema de envejecimiento de la población.

Efectos de la inmigración

España se ha convertido en poco de tiempo, casi de una manera brusca, en uno de los principales países receptores de población inmigrante. En la actualidad, cuenta con algo más de cuatro millones de extranjeros distribuidos principalmente entre Madrid, Cataluña y Andalucía. No es casualidad que éstas sean las comunidades autónomas más dinámicas en el sector servicios y de la construcción, los dos en los que resulta más fácil a los inmigrantes encontrar un empleo. Según un informe de la Oficina Económica del Presidente titulado 'Inmigración y economía española: 1996-2006', España obtuvo el año pasado un crecimiento cercano al 4%, en sintonía con el incremento constante de la población inmigrante, que en el año 2000 alcanzaba 0,9 millones. Además, la última Encuesta de Población Activa revela que la mitad de los nuevos empleos creados en los últimos cinco años (2,6 millones) han sido ocupados por inmigrantes y se estima que en 2005 los inmigrantes aportaron 23.402 millones de euros a las arcas públicas (2,6% del PIB) y originaron un gasto de 18.618 millones de euros (2,1% del PIB).

Por nacionalidad, los inmigrantes que residen en España proceden principalmente de Latinoamérica (40%), países de la Unión Europea (20%) y países africanos (17,8%). Las cuatro fuentes más importantes son Marruecos (13,7%), Ecuador (13%), Rumania (8,5%) y Colombia (7,3%). La investigadora del Instituto Universitario de Estudios sobre Migraciones de la Universidad Pontificia Comillas (Madrid) y profesora titular de Economía en la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de esta universidad, Mercedes Fernández, confirma que todos estos colectivos "tienen importancia en la economía española por muchísimas cosas", aunque reconoce que "en el mercado de trabajo, hoy por hoy, los inmigrantes son una mano de obra muy complementaria de la mano de obra española y ocupan puestos que los españoles no quieren". El proceso de inmigración parece ser la causa de que el Producto Interior Bruto (PIB) haya crecido un 30% en la última década, un porcentaje que se eleva hasta el 50% si sólo se analizan los últimos cinco años. Otro efecto económico indirecto ha sido el incremento de la tasa de actividad gracias a la mayor presencia de empleadas del hogar. En concreto, más de un tercio de los 12 puntos que ha aumentado la tasa española de actividad femenina en la última década se explica por el fenómeno de la inmigración, ya que ha permitido a las mujeres trabajar fuera de casa.

"Por otra parte, hay que saber que los inmigrantes están flexibilizando muchísimo la economía porque trabajan mucho en la economía sumergida, no en actividades ilícitas como la prostitución o el tráfico de drogas, sino en actividades económicas que pueden ser lícitas, pero 'no declaradas'

"Hay que tener en cuenta que los inmigrantes están flexibilizando muchísimo la economía porque trabajan mucho en la economía sumergida, no en actividades ilícitas, sino en actividades económicas que pueden ser lícitas, pero 'no declaradas'"

porque el empresario no cotiza a la Seguridad Social por el trabajador, lo que resulta baratísimo", señala Fernández. "La inmigración también ha tenido un impacto positivo sobre la renta per capita, tanto a través del porcentaje de población en edad de trabajar, como sobre la tasa de empleo de la economía en la última década. Sin embargo, se ha estimado que el proceso de inmigración tiene un efecto negativo sobre la productividad del trabajo al reducir la intensidad del capital", añade Rosa Cano, presidenta de la Asociación y ONG Columbares de Murcia, cuyos objetivos son promover, apoyar y desarrollar proyectos de interés sociolaboral, educativo y cultural, en beneficio de colectivos socialmente desfavorecidos y población en general.

Respecto a los efectos indirectos en la economía que ha supuesto la llegada de inmigrantes, destacan la aportación de éstos a las arcas a través del pago de impuestos indirectos como el IVA y la creación de un mercado económico paralelo, como las tiendas de comida típica o compañías aéreas, agencias de viaje y servicios de telefonía móvil orientados a atender la demanda de este grupo. A esta situación se une la adquisición de bienes de consumo duradero y vivienda, el freno que ha puesto al envejecimiento de la población y el ahorro que implica para el país de acogida el hecho de que sean personas formadas en su lugar de origen. Sin embargo, Rosa Cano lamenta que en la sociedad no exista "percepción de efecto positivo, sino la percepción de que son muchos los inmigrantes que viven en España y que siguen entrando todos los días". Un estudio sobre la 'Migración colombiana en España', patrocinado por la Embajada de Colombia en España y realizado por la Universidad Pontificia Comillas, afirma que las expectativas de este grupo a su llegada se reparten casi equitativamente entre los que desean permanecer de manera temporal en el país y regresar a Colombia una vez conseguidos sus objetivos (25,6%), y los que llegan con vocación de permanencia (27%).

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 3]
  • Ir a la página siguiente: Condiciones laborales »



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto