Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Tecnología


Estás en la siguiente localización: Portada > Tecnología > Software

Tipos de contenidos: Tecnología

Λ

Diez aplicaciones para mejorar tus fotos de Instagram

Instagram, que comparte fotografías tomadas desde el móvil, cuenta con 14 millones de usuarios, comunidades de seguidores y numerosos programas complementarios

  • Autor: Por JORDI SABATÉ
  • Última actualización: 21 de enero de 2013
Imagen: Instagramers

Instagram ya es un universo tan consolidado como puedan serlo los blogs, Facebook o Twitter. A pesar de llevar en liza poco más de un año, esta aplicación para compartir fotos tomadas con el móvil en la red de datos -solo se tiene acceso desde un móvil o una tableta, pero no desde el ordenador- ya ha alcanzado los catorce millones de usuarios. Esto es todo un récord si se tiene en cuenta que solo está disponible para iPhone e iPad, es decir, para el sistema operativo iOS, aunque sus dueños aseguraron hace meses que trabajan en una versión para teléfonos con Android. Alrededor de ellos han nacido toda una serie de fenómenos, desde comunidades de usuarios a nuevas aplicaciones complementarias.

Instagramers, cazadores de instantáneas

Además de usuarios, Instagram también ha generado grupos locales organizados de usuarios fieles a la aplicación. Estos se reúnen de manera periódica en las distintas ciudades para compartir sus imágenes y salir de cacería fotográfica. Se retan entre ellos para tomar la mejor imagen o aplicar los filtros del programa con más ingenio y creatividad; se hacen llamar a sí mismos "instagramers" o "igers". Después suben algunas de sus fotos a la página comunitaria que tienen en Facebook.

Instagram ha generado grupos locales organizados de usuarios fieles a la aplicación, que se reúnen de manera periódica

Uno de los blogs mejor organizados en torno a esta tendencia tiene ámbito global, pero está dirigido desde Madrid con el nombre homónimo de Instagramers. Agrupa a las comunidades de muchas ciudades españolas a través de sus páginas en Facebook y poco a poco se ha extendido a ciudades de todo el continente e, incluso, de América. En estas páginas se pueden ver las fotografías a las que con frecuencia solo se accede desde el móvil de Apple. Es un modo de llevar Instagram y su creatividad al entorno web, para las personas que carezcan de un dispositivo con iOS.

Nuevos filtros más allá de Instagram

Uno de los ingredientes que más ha contribuido al éxito de la aplicación son sus filtros para las fotografías, que consiguen que la creatividad dé a las imágenes un valor especial, a pesar de tener una calidad poco óptima. La base de Instagram no es conseguir buenas fotografías, sino imágenes creativas y fáciles de compartir con los contactos. Para ello, y dado el ritmo al que crece su uso, se necesita que periódicamente se añadan nuevos filtros con efectos frescos y que seduzcan y enriquezcan la experiencia de los usuarios.

Imagen: ColorSplash

Ya a mediados de 2011, y ante la insistencia de los usuarios, los desarrolladores lanzaron una nueva hornada de filtros y efectos de enfoque, pero ellos mismos han reconocido que van por detrás de la demanda, ya que es un equipo pequeño. Por ello, se han desarrollado en paralelo nuevas aplicaciones con filtros que complementan a los originales de Instagram.

Si nos descargamos uno de estos programas, podemos usarlo para capturar imágenes y le podemos aplicar sus filtros, pero la imagen resultante se publicará en Instagram para nuestros contactos en la aplicación. Por este motivo, se han creado aplicaciones que envejecen la imagen, le otorgan colores muy contrastados, etc. La mayoría de ellas tiene un precio que oscila entre 0,79 euros y 2 euros, pero hay algunas gratuitas.

Diez aplicaciones complementarias

  • Picframe: con esta aplicación se puede dividir el cuadro en diversas áreas, de modo que se coloquen varios planos, o distintas fotografías, en un mismo encuadre, separadas por franjas blancas. Se pueden aplicar distintos efectos a cada imagen por separado. Su precio es de 0,79 euros.

  • 100 cameras in 1: tal como su nombre indica, es un programa que aporta hasta 100 filtros a Instagram, algunos nuevos y otros no tanto. Su precio inicial es de 1,99 euros.

  • Tweegram: permite convertir un texto de Twitter en una fotografía que se puede subir a Instagram; es idóneo para enviar avisos a otra persona o anuncios a los contactos. La versión básica es gratuita, pero para tener más funciones hay que pagar 1,59 euros.

  • Toonpaint: es un conjunto de filtros que convierten las fotografías en dibujos a los que se les pueden aplicar diferentes efectos y colores. Es adecuado para retratos de personas. Su precio es de 1,59 euros.

  • Squaready: este programa permite encuadrar cualquier foto de Instagram dentro de marcos de colores. Es gratuita.

  • Instaplus: permite aplicar efectos y filtros a diferentes zonas de las fotografías, ya que es posible elegir áreas por separado para tratarlas.

  • Retrocam: aplica diferentes efectos de envejecimiento a las fotografías para luego enviarlas a Instagram. Esta aplicación es gratuita.

  • ColorSplash: convierte una imagen a blanco y negro con la intención de que después podamos volver a colorearla a nuestro gusto o por partes, con resultados muy atractivos. Su precio es de 0,79 euros.

  • iDarkroom: es una aplicación que propone nuevos flitros y encuadres. Cuesta 0.79 euros.

  • PhotoShake!: permite combinar varias fotos en un solo encuadre de manera divertida, con áreas que no sean necesariamente cuadradas. Su precio es de 1,59 euros.

Popa, el botón rojo del iPhone

Imagen: Beep Industries

Aunque capturar imágenes con el teléfono móvil es una tendencia al alza, no siempre está acompañada de la comodidad necesaria. Sujetar el iPhone a la vez que se presiona el botón en la pantalla táctil es una tarea poco ergonómica. Para solucionar este inconveniente, la empresa inglesa Beep Industries ha creado Popa, que en realidad es un conector para el puerto Dock del teléfono, con un botón rojo en un extremo para disparar. La ventaja de Popa es que permite sujetar sin problemas el dispositivo, que lleva unido el iPhone, a la vez que se aprieta el botón con el pulgar. Su precio es de 50 libras, algo más de 60 euros. Las fotos se pueden enviar directamente a Instagram.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto