Más de 6.000 recetas con información nutricional para saber elegir la mejor

Filtrar recetas Cerrar

Arroz con conejo y caracoles

Tiempo > 1 h
Dificultad Fácil
Valor energético 517 kcal
Nº de raciones 4
Temporada Invierno, Otoño, Primavera, Verano

Elaboración

Limpiamos concienzudamente los caracoles. Para ello los ponemos bajo el agua fría en una olla con sal y removiéndolos constantemente, mientras vamos cambiando el agua hasta que dejen de soltar esa especie de babilla.

Colocamos en el fuego una cazuela baja donde elaboraremos la paella y, con el aceite caliente, sofreímos el conejo en trozos no muy grandes.

Una vez que va tomando color el conejo añadimos la cebolla, el tomate y el ajo picadito muy pequeño (brounoisse).

Cubrimos con agua el sofrito de conejo y dejamos que se estofe durante 45 minutos.

Una vez cocinado el conejo sazonamos con sal, pimienta y azafrán.

Agregamos al conejo el arroz, los caracoles y dejamos cocinar durante unos 18-20 minutos a fuego vivo.

Una vez cocinado el arroz dejamos reposar 5 minutos fuera del fuego cubierto de un trapo de cocina para que se seque y no se recueza.

Semáforo nutricional

El semáforo nutricional es un sistema de colores que permite entender los valores nutricionales de una forma clara, rápida y completa.

Una ración contiene

Calorías Grasa Grasa saturada Azúcares Sal
517 26,9g 4,7g 2,4g 0,5g
26% 38% 23% 3% 8%

* de la ingesta de referencia (IR) para un adulto

  • Baja: el 10% o menos de la ingesta de referencia
  • Media: entre el 10% y el 35% de la ingesta de referencia
  • Alta: más del 35% de la ingesta de referencia

Las recetas presentan normalmente ingredientes cuyo porcentaje sobre la Ingesta de Refencia (IR) es alto (predominan amarillos y naranjas). Estos platos están concebidos como plato principal de una comida o cena, con lo que su tamaño de ración es superior y su aporte nutricional es más elevado.

Por este motivo, las recetas tienen puntos de corte diferentes a los de los productos. Así, por ejemplo, mientras que un alimento cualquiera tendrá los nutrientes de color amarillo hasta un valor máximo del 20% de la IR, las recetas concebidas como una comida principal tendrán los nutrientes en amarillo hasta un valor máximo del 35% de la IR.

Calorías Grasa Grasa saturada Azúcares Sal
Qué es bajo por ración 200 Kcal o menos 7 g o menos 2 g o menos 9 g o menos 0,6 g o menos
Qué es medio por ración Entre 200 Kcal y 700 Kcal Entre 7 g y 25 g Entre 2 g y 7 g Entre 9 g y 32 g Entre 0,6 g y 2,1 g
Qué es alto por ración 700 Kcal o más 25 g o más 7 g o más 32 g o más 2,1 g o más
Nutrientes Cantidad Diaria Orientativa
Calorías 2.000 Kcal
Grasa 70 g
Grasa saturada 20 g
Azúcares 90 g
Sal 6 g

La Ingesta de Referencia (IR) es una guía sobre la cantidad total de calorías y de varios nutrientes que debemos ingerir al día para mantener una dieta sana. La información sobre los porcentajes de IR indica lo que supone la cantidad de nutriente de una ración respecto a la IR para ese nutriente en el día.

Los porcentajes de Ingesta de Referencia (IR) están calculados para una mujer adulta con una ingesta diaria de 2000 Kcal. Las necesidades nutricionales individuales pueden ser más altas o más bajas, en función de sexo, edad, nivel de actividad física y otros factores.

El arroz es uno de los alimentos básicos que forman parte de la dieta
mediterránea. Los hidratos de carbono son sus nutrientes más abundantes,
mientras que apenas contiwene grasa. Si bien, conviene tener en cuenta que este
es un alimento astringente por lo que su consumo no está indicado en
personas que presenten problemas de estreñimiento. En este caso, el arroz
se acompaña con conejo y caracoles. El conejo aporta proteínas
de alto valor biológico, además de ser una carne magra, por tanto
con un bajo contenido graso. La presencia de los caracoles, contribuye a que
el plato se enriquezca desde el punto de vista nutricional, ya que son un alimento
con un bajo aporte calórico, gracias a su también bajo contenido
graso. Sin embargo contienen una cantidad similar de proteínas a la que
puede presentar cualquier carne, aunque el contenido en colesterol de la carne
de los caracoles es bastante más elevado. Son ricos en diferentes minerales
además de presentar cantidades apreciables de distintas vitaminas, algunas
de ellas con acción antioxidante. Al acompañar el plato de tomate
y cebolla, el contenido en dichas sustancias con acción antioxidante
se ve aumentado, así como la presencia de vitaminas y minerales.

Gracias al bajo contenido graso del plato, éste constituye una receta
apta para quien siga una dieta de control de peso, además de ser una
buena porpuesta como plato único, debido a la gran variedad de nutrientes
que contiene.

Enfermedades para las que está recomendada esta receta:
  • Ácido úrico y gota
  • Alergia a la caseína
  • Alergia al huevo
  • Alergia al pescado
  • Anemia ferropenica (falta de hierro)
  • Anemia perniciosa (carencia de vitamina B12)
  • Anemia por carencia de ácido fólico
  • Cálculos en la vesícula biliar
  • Cálculos renales
  • Diabetes mellitus
  • Hipercolesterolemia
  • Hipertensión arterial
  • Hipertrigliceridemia
  • Intolerancia a la lactosa
  • Intolerancia al gluten (celiaquía)
  • Meteorismo
  • Obesidad o sobrepeso
  • Osteoporosis
Enfermedades para las que no está recomendada esta receta:
  • Estreñimiento
  • Gastritis