Autocontrol ha resuelto 976 consultas sobre anuncios de alimentos y bebidas dirigidos a niños

En 2007, el 73% de las consultas se resolvieron como positivas, el 21% con modificaciones y el 6% fueron negativas
Por mediatrader 21 de febrero de 2008

España es uno de los países más activos en la lucha contra una de las epidemias del siglo XXI, la obesidad. Así lo afirmó ayer el ministro de Sanidad y Consumo, Bernat Soria, durante la inauguración de la II Convención NAOS, que durante dos días reúne en Madrid a expertos nacionales e internacionales en la prevención de la obesidad.

Los últimos datos disponibles de la Encuesta Nacional de Salud, correspondiente a 2006, revelan una prevalencia de obesidad en la población española entre dos y 17 años del 9,13% y del 18,48% de sobrepeso. Y entre los adultos se estima una prevalencia del 15,25% y del 37,43%, respectivamente.

Ante la gravedad de este problema, el Ministerio de Sanidad y Consumo diseñó la Estrategia NAOS. Una de las medidas incluidas en esta iniciativa es el Código PAOS (Autorregulación de la Publicidad de los Alimentos dirigida a menores). Desde su entrada en vigor, el 15 de septiembre de 2005, hasta el 31 de diciembre de 2007, Autocontrol (Asociación para la Autorregulación de la Comunicación Comercial) ha resuelto 976 consultas sobre proyectos de anuncios de alimentos y bebidas dirigidos a niños por parte de empresas adheridas al mismo.

El Código PAOS establece un conjunto de reglas en el desarrollo, ejecución y difusión de la publicidad infantil para evitar una excesiva presión publicitaria sobre los menores y contribuir a fomentar hábitos saludables de alimentación y la práctica de ejercicio físico.

En 2007, el 73% de las consultas a Autocontrol se resolvieron como positivas, el 21% con modificaciones y el 6% fueron negativas (se desaconsejó la difusión del anuncio). Los anuncios que recibieron alguna recomendación de modificación u observación fueron corregidos antes de su emisión.

Alimentación saludable

Dentro de la Estrategia NAOS se enmarca también el Programa PERSEO para promover hábitos alimentarios saludables y la actividad física. Se está desarrollando desde el año pasado en las seis comunidades con tasas más altas de obesidad: Canarias, Murcia, Andalucía, Extremadura, Galicia y Castilla y León, así como en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

En este programa participan 14.000 niños de entre seis y diez años de 63 colegios, así como sus profesores, familias y los centros de atención primaria. La fase piloto de PERSEO concluirá al final de este año, momento en el que se dispondrá de datos. Hasta el momento, se han distribuido cerca de 100.000 documentos y «kits» de materiales educativos.

Otra de las herramientas prioritarias en la prevención de la obesidad es la promoción de la dieta saludable. En este sentido, Sanidad y la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB) firmaron un convenio para desarrollar un programa de reducción paulatina de ciertos nutrientes en los alimentos, principalmente ácidos grasos saturados, trans y sal.

En esta misma línea se inscribe el Proyecto Gustino, organizado conjuntamente entre la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), la red de restaurantes Accor Services y la Fundación Dieta Mediterránea. Tiene como objetivo incrementar la oferta de alimentos saludables en los establecimientos de hostelería y restauración, facilitando el acceso de los consumidores a menús bajos en grasas y difundiendo recomendaciones referentes a estilos de vida saludables.