Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

Obesidad infantil: ¿hay un desayuno ideal para los niños?

Mostramos algunos datos de la obesidad infantil en España y Europa, y explicamos cómo mejorar los desayunos de nuestros peques para que sean realmente saludables

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 17 marzo de 2021
mejor desayuno para ninos Imagen: Getty Images

La obesidad y el sobrepeso infantil es un problema real y muy grave, con importantes consecuencias para la salud de los niños, tanto ahora como en el futuro. En nuestro país, su incidencia casi se ha triplicado en los últimos 30 años, y algunos estudios recientes (como el informe Aladino, realizado en 2019) arrojan cifras y datos que preocupan. Entre ellos, que a los adultos nos cuesta percibir este problema en nuestros hijos, algo que también corrobora la Organización Mundial de la Salud (OMS). A continuación, enseñamos algunos datos de la obesidad infantil en España y Europa, y explicamos cómo mejorar los desayunos de los más pequeños, pues la falta de una primera comida del día saludable está relacionada con un riesgo de mayor obesidad.

Durante años, el aspecto rollizo se ha asociado a saludable. Raro es el padre que reconoce a su hijo “gordito”. De acuerdo a los datos de la OMS, un 69,1 % de los escolares con “exceso de peso” (88,6 % con sobrepeso; 42, 7% con obesidad) tienen “peso normal” a ojos de sus progenitores. Otro ejemplo: el 67,1 % de los niños con “obesidad severa”, según sus padres, tienen “ligero sobrepeso” y el 19,1 % lo considera “peso normal”.

percepcion padres obesidad infanti
Imagen: Belén Trincado Aznar

Obesidad infantil en España

Aladino es un estudio que se viene realizando desde 2011 con escolares de entre 6 y 9 años, a través de la Estrategia NAOS (Nutrición, Actividad Física y Prevención de la Obesidad) de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN). El informe más reciente, realizado en 2019 y publicado en 2020, se basa en una muestra de 16.665 escolares de 276 colegios, distribuidos de forma proporcional por comunidades y tamaño de municipio. Según este estudio, que obtiene datos antropométricos de los escolares por medición directa, pero también recoge información sobre diferentes factores familiares, ambientales y de estilo de vida de los escolares y de sus colegios, el 40 % de los niños y niñas de nuestro país tiene exceso de peso.

aladino obesidad infantil espana
Imagen: Belén Trincado Aznar

¿Hay un desayuno ideal?

Según Aladino, tres de cada 10 niños en España no desayunan todos los días. Y solo un 20,1 % incluye fruta fresca en el menú. La ausencia de un desayuno sano en nuestra rutina alimentaria está asociada a un riesgo mayor de obesidad. “Lo ideal es que los niños, y también los adultos, consuman cuatro comidas al día, a ser posible cinco. Una es el desayuno”, explica Luis Alberto Moreno, profesor de la Universidad de Zaragoza y miembro del Centro de Investigación Biomédica en Red de Fisiopatología de la Obesidad y la Nutrición (CIBEROBN).

Pero no vale con unas galletas ingeridas a la carrera de camino al colegio. “Los niños tienen que irse a dormir temprano, levantarse con margen suficiente para no salir corriendo… Si les recomendamos que consuman tres tipos de alimentos en el desayuno, no es tan fácil hacerlo en ausencia de tiempo”, apunta.

¿Y en qué consiste un desayuno saludable? “Debe incluir un lácteo de entrada que, en general, les gusta y se cumple. Un alimento a base de cereales integrales (como avena o pan integral). Y, por último, lo ideal sería incluir una fruta”, concreta Moreno. Esa es la parte más complicada y menos extendida. Para intentar cumplirla, Moreno aconseja: “Cuando se habla de las recomendaciones para un desayuno saludable se incluye el almuerzo de media mañana, y la fruta podría comerse en ese almuerzo”.

Una dieta hecha a medida

Nadie discute ya que la carga genética es decisiva en la obesidad y el sobrepeso, pero esta también puede desempeñar un papel fundamental en la prevención y el tratamiento de la enfermedad. La nutrición de precisión, una de las protagonistas de la investigación en el sector durante este siglo, pretende la creación de dietas y pautas personalizadas a partir no solo del estudio del genoma humano, sino también de elementos externos (emocionales, conductuales…).

La aplicación de la nutrigenética, la nutrigenómica o la epigenética podría darle un buen repaso a la sencilla y manida idea de las dietas mediterráneas. Pero aún queda mucho por hacer. “Digamos que hay algunas piezas del puzle, pero todavía queda mucho por rellenar. No va a ser sencillo que el médico o el nutricionista tenga un manual que le diga: ‘como usted tiene este gen y hemos visto que le sienta mal esto, haga aquello…’”, señala Luis A. Moreno.

“Quizá en 20, 30 o 40 años sí se puedan aplicar más —agrega—. Seguramente, se crearán algoritmos con inteligencia artificial que, al final, en muchas ocasiones nos van a decir lo mismo que decimos ahora, pero que también es posible sirvan para recomendar algo distinto a personas o grupos concretos”.

Lo cierto, de momento, es que España se encuentra entre los países europeos con mayor número de niños y niñas con exceso de peso, como se ve en este gráfico, que muestra datos (en %) de la Organización Mundial de la Salud recogidos entre 2015 y 2017.

obesidad infantil espana europa
Imagen: Belén Trincado Aznar

 

Para acceder a más contenidos, consulta la revista impresa.

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones