Combinar puertas de colores en los muebles de la cocina

Los armarios de melanina son los más adecuados para realizar estas combinaciones de colores
Por mediatrader 26 de julio de 2006

Uno de los materiales más habituales para confeccionar los muebles de nuestra cocina es la melamina. Se trata de plástico estratificado, al que no le afecta la humedad, y se puede limpiar con mayor facilidad que otros materiales como la madera, que se dilata y contrae por los continuos cambios de calor que se producen en la cocina.

Otra de sus ventajas es que puede encontrarse en multitud de colores, por lo que puede tratar de combinarlos con acierto para dotar a la estancia de mayor vistosidad. A la hora de combinar los colores puede colocar los cajones de un color y las puertas de otro, o, si los muebles inferiores están compuestos por un cajón y una puerta, alternar el colorido de ambos de forma asimétrica.

En la fotografía se ha optado por colores claros, blanco y azul. Si el primer cajón es blanco y la puerta de bajo azul el siguiente será blanco y azul respectivamente. Lo mismo puede hacer con los colores de las puertas de los armarios superiores, e incluso con el embaldosado del suelo, que puede colocar en forma de damero con los dos colores que ha empleado para los muebles.

La pared puede estar forrada con un color que contraste con los muebles y el suelo. Los naranjas son una buena opción, aunque quizás demasiado atrevida. Puede optar por combinarlo decorando con azulejos naranjas a media altura y pintura plástica de color marrón para la parte superior de la estancia. El techo puede pintarlo verde claro y si tiene molduras puede pintarlas de una tonalidad verde oscura.