Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Ahorrar con cheques descuento

Utilizar estos vales en las compras puede suponer un ahorro de hasta el 20%

Son una estrategia comercial para aumentar las ventas, pero al usuario -y más en época de crisis- pueden serle de gran utilidad, ya que suponen un ahorro de hasta el 20%. Los cheques, vales y talonarios descuento permiten al consumidor beneficiarse de una oferta al comprar un producto en un establecimiento asociado. Se obtienen de manera gratuita, pero hay que saber que cada promoción debe indicar con toda claridad su plazo de vigencia y las condiciones de utilización.

Imagen: Robert Couse-Baker
Los cheques y vales que proporcionan descuentos son un instrumento eficaz para realizar compras con bonificaciones. Pueden suponer un ahorro de hasta el 20% y benefician tanto a los clientes como a las empresas: el consumidor obtiene un descuento en su compra y la compañía consigue captar y llegar a un mayor número de clientes.

Hay distintas formas de ahorro al realizar una compra: acumular puntos, conseguir un porcentaje del descuento sobre el total de la compra o un pack 2x1. A cambio, se fideliza al usuario.

Cada promoción debe indicar su plazo de vigencia y las condiciones de utilización

  • Los talonarios de cheques son muy útiles y se pueden emplear en la mayoría de establecimientos. Se distribuyen de forma masiva, entre medios de comunicación, mediante buzoneo o en centros comerciales.

    En general se destinan al ocio de toda la familia, ya que cuentan con promociones de diversión para todos los públicos. Se lanzan por temporadas y la oferta es muy variada: desde productos para el consumo en general hasta descuentos que oscilan entre el 2% y el 30% en funciones de teatro, zoológicos, parques de atracciones y centros temáticos.

  • Los vales descuento son una alternativa a la que recurren cientos de establecimientos para incentivar las compras y fidelizar clientes. Lo habitual es que se regalen (con valores entre 1 y 20 euros, en su mayoría) para compras superiores a una cantidad estipulada por el centro comercial. Tienen el inconveniente de que las compras deben realizarse en el mismo establecimiento.

En medios digitales

Los medios digitales también ofertan cupones con descuento que, una vez impresos, pueden utilizarse en la tienda en cuestión y obtener el producto de forma más económica. Debido a su especial naturaleza, esta propuesta está dirigida sobre todo a los jóvenes, más proclives a utilizar este medio de comunicación y consumidores habituales de Internet.

Los medios digitales ofertan cupones con descuento que, una vez impresos, pueden utilizarse en la tienda en cuestión

Family Check, ticketsdescuentos.com, portaldescuento.com o chequeplus.com son algunos portales que utilizan esta estrategia para llevar sus propuestas a los internautas. Es un sistema basado en el cheque descuento, que permite al consumidor beneficiarse de una oferta al comprar un producto en un establecimiento asociado.

La obtención de los cheques regalo es de carácter gratuito y cada promoción tendrá indicado su plazo de vigencia y las condiciones de utilización. Desde el hogar se puede seleccionar el cheque deseado, entre una gran variedad de productos en oferta, de forma rápida y libre.

Restaurantes, artículos para las mascotas, deportes, ocio, salud y belleza, tecnologías, viajes y alojamiento son las principales propuestas que ofrecen estos medios digitales. Los descuentos oscilan entre un 5% y un 15%.

Tiques para el restaurante

Otra modalidad que se utiliza para conseguir un mayor ahorro en el consumo, en este caso en las comidas de empresa, son los tiques de restaurante. Están exentos del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) -equivalen a un aumento del salario disponible de hasta 500 euros- y no cotizan a la Seguridad Social por un máximo de hasta 9 euros por persona y día trabajado.

Se pueden formalizar tanto a través de tarjetas como por medio de cheques. La primera opción ofrece la ayuda en un formato electrónico, recargable y que se puede configurar según las necesidades de los trabajadores, mientras que los tiques en papel son el soporte clásico, más fácil de administrar y con la posibilidad de presentar su valor fraccionado.

Este sistema tiene un gran inconveniente para sus usuarios: encontrar un restaurante que acepte este medio de pago, ya que no todos cuentan con este servicio y, en ocasiones, no los hay en el entorno más cercano al centro de trabajo.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto