Disfrutar de una jornada cultural gratuita

Es posible realizar numerosas actividades durante un día sin necesidad de gastar dinero
Por Virginia Madrid 6 de febrero de 2010
Img biblioteca
Imagen: Carlo Lazzeri

Madrid y Barcelona se mantienen entre las 50 ciudades más caras del mundo, según el Estudio sobre el Coste de la Vida 2009, elaborado por la consultora Mercer. Un café cuesta 1,40 euros, un menú 12 euros, una entrada de cine 7,50 y disfrutar de una obra de teatro no baja de 15 euros. Pero hay más. Recibir una clase de inglés supone cerca de 20 euros y un libro de bolsillo ronda los 10. Realizar actividades gratis implica disponer de tiempo, dejar a un lado la pereza y recorrer de punta a punta la ciudad para ir en busca de las mejores opciones, pero compensa. A diario se olvida que las grandes ciudades esconden entre sus calles multitud de actividades gratuitas.

Diferentes opciones

En el tiempo libre se pueden realizar diferentes actividades sin necesidad de gastar dinero.

  • Acudir a las bibliotecas: en casi todos los barrios de las grandes ciudades hay alguna cerca. Incluso en las poblaciones pequeñas hay bibliotecas municipales. Sólo se necesita el DNI para hacerse el carné de socio, que permite el acceso a cientos de libros y DVD.

  • Visitar museos en días de puertas abiertas: la mayoría de los museos organizan jornadas de este tipo en las que no es necesario abonar una entrada.

  • Aprovechar los días festivos: el Día de la Arquitectura, la Noche en Blanco, el Día de los Teatros… hay numerosas oportunidades a lo largo del año para visitar un teatro desde las bambalinas o ver un espectáculo de danza sin pagar entrada.

Recursos “free” on line

El cibermundo dispone de numerosas propuestas útiles y gratuitas. Entre las más interesantes destacan las siguientes:

  • www.bookcrossing.com: esta web impulsa el intercambio gratuito de libros. Basta consultar qué lugares públicos de cada localidad son punto para realizar las entregas. Antes de liberar un libro, hay que registrarlo en la web.
  • www.gutemberg.org: es la mayor biblioteca virtual de libros electrónicos. Tiene disponibles más de 25.000 publicaciones on line, el 90% en inglés. En español hay unas 250 referencias.

  • nolotiro.com: en esta página, los usuarios, organizados por zonas geográficas, regalan y buscan todo tipos de objetos gratuitos.

  • www.emagister.com: se pueden encontrar cursos gratuitos, desde idiomas hasta clases de pintura.

  • www.skype.com: su funcionamiento es sencillo. Sólo hay que descargarse un software gratuito, que opera a través de la conexión a Internet. Así se puede hablar gratis con otro usuario de Skype sin límite de tiempo y en cualquier lugar.

  • www.truequeweb.com: se intercambian objetos nuevos o de segunda mano. Primero se anuncia en un tablón virtual y después se queda a la espera de recibir propuestas. Es posible negociar qué se desearía recibir a cambio.

  • www.kroonos.com: es un banco del tiempo en el que la moneda de cambio es la hora. “Yo te corto el pelo y a cambio tu me cuidas a los niños”.

  • www.homeforhome.com: basta con registrarse, colgar fotos de la casa y esperar a que otros usuarios propongan un intercambio. El único requisito es que se pongan de acuerdo en fechas y detalles domésticos para evitar problemas. Así es posible viajar sin tener que pagar por un alojamiento.

Una jornada gratis en Madrid

  • Sesión musical.

    Una opción para la mañana es disfrutar de un concierto. La Fundación Juan March de Madrid organiza sesiones gratuitas de música clásica todas las semanas. Un consejo: conviene ir temprano porque la entrada es libre hasta completar el aforo. Otros centros donde se puede disfrutar de música sin gastar dinero son el Museo Reina Sofía y el Museo del Romanticismo. Las obras de Beethoven, Mozart y Bach dan el toque musical a la jornada.

  • Degustaciones gastronómicas.

    En la hora de la comida, nada mejor que acercarse a La Plaza Mercado Urbano de Madrid para degustar empanadas y repostería gallega, quesos extremeños, bollería ecológica madrileña, embutidos y dulces navarros. Este festín gastronómico cambia de localización cada mes. Por ello, antes de ir, es preferible consultar su página web para conocer el lugar y el horario exactos del mismo.

    La sobremesa es un buen momento para reposar la comida. Y un rato de lectura permite descansar tras una intensa jornada de actividades lúdicas. Son numerosos los centros culturales de las distintas ciudades que habilitan una sala de lectura para disfrutar de un libro con tranquilidad.

  • Un paseo por el arte.

    Por la tarde, se puede acudir a un museo. En el Prado, de martes a sábado y desde las seis de la tarde hasta las ocho se puede contemplar gratis la colección permanente de una de las mejores pinacotecas del mundo: Las Meninas de Velázquez, Las Majas de Goya o El caballero de la mano en el pecho de El Greco. Un agradable paseo por el arte que no cuesta un céntimo.

  • Una sesión de cuentacuentos.

    Para empezar la noche, es posible acudir a una sesión de cuentacuentos para adultos. El primer viernes de cada mes, la librería madrileña El dragón lector organiza este tipo de sesiones. En un ambiente entrañable, se escuchan bonitas historias o, incluso, los asistentes se aventuran a contar una.