Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación

Residencias escolares gratuitas

Acogen en régimen de internado a los estudiantes de enseñanzas obligatorias con dificultades de escolarización por circunstancias geográficas o socioeconómicas

La red de Residencias Escolares y Escuelas Hogar distribuida por todas las provincias españolas cuenta cada año con más de 12.000 estudiantes de enseñanzas obligatorias que residen en sus instalaciones. Este servicio gratuito facilita el acceso a la educación a los alumnos de núcleos de población diseminados y a quienes no pueden asistir de forma regular a clase por condicionamientos familiares o económicos.

El derecho a la educación se rige por el principio de igualdad. Para ello, la Ley Orgánica de Educación (LOE 2006) establece que las administraciones públicas deben desarrollar acciones de carácter compensatorio que beneficien a personas, grupos y ámbitos territoriales en situaciones desfavorables. Una de estas medidas son las residencias escolares públicas, un servicio pensado para los alumnos que no pueden desplazarse cada día hasta un centro educativo debido a la distancia de su domicilio, a la falta de transporte o a otras situaciones familiares.

La red de residencias escolares, denominadas en algunos casos escuelas hogar, cuenta en la actualidad con 489 centros repartidos por toda la geografía española, según datos del Ministerio de Educación. Entre las comunidades con mayor número de centros destacan Castilla y León (99), Andalucía (63) y Galicia (48). En el curso 2007-2008 acogieron a cerca de 19.000 estudiantes, el 64% eran alumnos de enseñanzas obligatorias y el 36%, de estudios postobligatorios anteriores a la universidad.

Cómo funcionan

La red de residencias escolares cuenta en la actualidad con 489 centros repartidos por toda la geografía española

Las residencias escolares facilitan a los estudiantes un alojamiento gratuito cercano al centro educativo. Los alumnos permanecen en la residencia en régimen de internado (alojamiento y manutención) durante todo el curso escolar.

Otra de sus funciones pasa por ejercer una labor educativa. Durante el año académico, las residencias desarrollan un plan de acciones dirigidas a la formación de los estudiantes en hábitos personales y sociales y al afianzamiento de su madurez personal, facilitan orientación educativa a las familias y complementan su formación básica con actividades de estudio, ocio, culturales o deportivas.

Quién puede acceder

En principio, las residencias escolares y las escuelas hogar se destinan de forma preferente a alumnos de las enseñanzas obligatorias del sistema educativo español: educación primaria y secundaria. Además, siempre que sobren plazas después de atender las peticiones de estos, la mayoría de las comunidades aprueban el acceso de estudiantes de enseñanzas postobligatorias anteriores a la universidad: bachillerato, formación profesional y artes plásticas y diseño.

Estos últimos no se benefician de la gratuidad de los servicios de las residencias y deben abonar la tarifa que se establezca en cada caso. Para afrontar este desembolso, pueden solicitar el componente para gastos de residencia que cada año concede el Estado a los estudiantes de enseñanzas no obligatorias a través de las becas generales. Pueden recibirlo los alumnos de todos los niveles que cursen estudios presenciales y acrediten la necesidad de residir fuera del domicilio familiar por razón de distancia, falta de medios de transporte y horarios lectivos. Se exige el umbral 4 de renta familiar.

Requisitos de acceso

Cada comunidad autónoma estipula los requisitos específicos que deben cumplir los alumnos que desean ingresar

Cada comunidad autónoma estipula los requisitos específicos que deben cumplir los alumnos que desean ingresar en una residencia escolar. En los propios centros, donde se debe formalizar la solicitud, se informa a los interesados sobre la normativa particular que se aplica en cada caso. En general, puede solicitar la admisión el alumnado que se halle en las siguientes situaciones:

  • Estudiantes que en su localidad no disponen de un centro educativo sostenido con fondos públicos y adecuado al nivel de estudios que deben cursar, ni de medios o rutas de transporte que posibiliten su desplazamiento a un centro de otra localidad.

  • Alumnos cuya familia, por razones de trabajo o profesionales, realice desplazamientos temporales o itinerantes que impiden la escolarización adecuada de los menores. Estudiantes en circunstancias personales o familiares que aconsejen la escolarización fuera del ambiente familiar o social, de acuerdo a un informe previo de los servicios sociales de su ámbito de residencia.

  • Alumnado perteneciente a familias inmigrantes en una situación de desventaja social y económica que dificulta su incorporación al sistema educativo.

  • Estudiantes que cursan enseñanzas profesionales de música o danza y no pueden acceder a éstas en su lugar de residencia ni compatibilizarlas con sus estudios obligatorios.

  • Alumnos que por su condición acreditada de deportistas destacados necesitan residir en un lugar que cuente con los medios e instalaciones necesarias para llevar a cabo sus entrenamientos y estudios básicos.

    Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

  • Te puede interesar:

    Infografías | Fotografías | Investigaciones
    Fundación EROSKI

    Validaciones de esta página

    • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
    • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
    • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
    • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto