Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente > Energía y ciencia

Así son las nuevas etiquetas para el combustible

El nuevo etiquetado para carburantes de la Unión Europea acaba de entrar en vigor en España

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 13 octubre de 2018

Desde ayer, todas las gasolineras de España están obligadas a colocar en sus
surtidores y mangueras el nuevo etiquetado de carburantes aprobado por la Unión Europea. La medida, recogida en la Directiva 2014/94/UE, ha sido elaborada por expertos de sectores relacionados con la automoción, la Administración europea y el consumo. Tiene dos objetivos: por un lado, pretende unificar los distintos tipos de combustible
que conviven en la actualidad y clasificar todas las variedades
bajo un mismo paraguas de referencia internacional; y, por otro,
fomentar el uso de los llamados combustibles alternativos y animar a los conductores a ir abandonando poco a poco los fósiles. Sepa cómo es el nuevo etiquetado para carburantes de la Unión Europea.

Las nuevas etiquetas son una
herramienta visual para ayudar a los consumidores
a seleccionar de manera correcta
el combustible que su vehículo necesita.
A la
mayoría de la población no le afecta de momento
el cambio, aunque sí le servirá para
irse familiarizando.

La recién llegada nomenclatura
clasifica los carburantes con círculos, cuadrados
y rombos, según se correspondan con gasolina,
diésel o combustibles gaseosos
, respectivamente. En el
interior de cada figura se especifica el contenido máximo
de biocombustible que se recomienda usar en cada
vehículo, es decir, el porcentaje de combustible que no
es un hidrocarburo que contiene el carburante: biodiésel
(carburante líquido producido a partir de los aceites vegetales
y grasas animales) y etanol (compuesto obtenido
a partir de la fermentación de azúcares).

Los propietarios de modelos híbridos-eléctricos,
por ejemplo, deberán también prestar atención a
los símbolos para no confundirse.

Y quienes tengan
uno eléctrico todavía tendrán que esperar un poco. En
la actualidad, se está diseñando un conjunto de etiquetas
destinado a vehículos eléctricos de baterías que les
orientará al escoger su infraestructura de recarga.
Serán similares a las que acaban de entrar en vigor,
pero con la mirada puesta en un futuro aún más verde.

¿Y si mi coche es antiguo?

¿Qué sucede si un vehículo es antiguo? ¿Cómo
saber qué combustible elegir cuando en la tapa del
depósito del coche no figura ningún sello explicativo?
La mayoría de los conductores se hacen esta pregunta,
y la respuesta es simple: nada cambia para los automóviles
viejos.
Los indicativos tradicionales no desaparecerán,
sino que convivirán con los nuevos diseños. Si usa Gasolina
95, seguirá encontrándola anunciada en cualquier
área de repostaje. Lo mismo ocurrirá si la busca 98 o
Diésel. Las variedades clásicas de carburante continuarán estando disponibles y no habrá problemas para localizarlas.

Para acceder a más contenidos, consulta la revista impresa.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones