Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Alerta sanitaria en Francia por la falta de higiene y otras irregularidades en cinco centros radiológicos

Se va a llamar a revisión a 7.500 pacientes que, entre 2006 y 2007, se sometieron a una ecografía o una mamografía

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 23 enero de 2008
Las condiciones higiénicas más que dudosas en cinco centros radiológicos del norte de Francia han provocado una alerta sanitaria en el país vecino. Según informa el semanario "L' Express", el Ministerio de Sanidad galo va a llamar a revisión a 7.500 pacientes que, entre 2006 y 2007, se sometieron a una ecografía o una mamografía en estos centros. Se trata de la mayor alerta lanzada jamás a pacientes de centros médicos en Francia.

Además, se sospecha de posibles fraudes a la Seguridad Social e irregularidades cometidas en el diagnóstico de cáncer de mama. Entre los numerosos pacientes que frecuentaban estos gabinetes radiológicos figuran mujeres embarazadas y hombres afectados por cáncer de próstata.

Las inspecciones realizadas el pasado 5 de diciembre en los cinco centros radiológicos, ubicados en las localidades de Wattignies, Anzin, Haumont, Fourmies e Hirson, revelaron que no se limpiaba con desinfectante la sonda usada entre sesión y sesión ecográfica. Todo indica que el personal sanitario se limitaba a pasar un trapo por el instrumental y que la sonda no estaba siempre cubierta con un preservativo durante los exámenes, como es obligatorio.

El director general de Sanidad, Didier Houssin, ha dicho que el riesgo de contraer sida o hepatitis C de los pacientes que pasaron por estas clínicas es bajo, pero puede ser alto en cuanto a la infección por hepatitis B. En cualquier caso, habrá que esperar al informe del Instituto de Vigilancia Sanitaria, que podría estar disponible en cinco días.

Se ha descubierto además que el responsable de los centros, el doctor belga Farid Alsaïd, practicaba diagnósticos de cáncer de mama sin autorización. Por eso, el Ministerio llamará a revisión a 6.000 pacientes que se hicieron una mamografía o una radiografía de tórax. El resto de afectados se sometieron a una ecografía vaginal o rectal en los gabinetes de Alsaïd.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones