El Congreso aprueba que se regulen las actividades de realizar tatuajes, piercing y micropigmentación

El objetivo es evitar posible trasmisión de enfermedades
Por mediatrader 5 de abril de 2001

Para evitar la transmisión de enfermedades y accidentes, el Congreso de los Diputados ha aprobado una proposición no de ley en la que se señala la necesidad de que el «Gobierno y las comunidades autónomas, en el ámbito de sus competencias, elaboren en el plazo más breve posible, la normativa por la que se regulen las condiciones que debe reunir el instrumental utilizado en las técnicas de tatuaje, ‘piercing’ y micropigmentación, así como las sustancias que se utilicen en esta última».

A partir de ahora, el que practique el «arte corporal» -según la pomposa denominación al uso- deberá atenerse al cumplimiento de unas normas higiénico-sanitarias y utilizar un instrumental autorizado. La actividad del tatuaje podrá ser ejercida por técnicos en el oficio si se aprecia que en el mercado existe una demanda suficiente. En tal caso, el que decore el cuerpo ajeno con tinta y arandelas deberá poseer un título que acredite su valía profesional.