Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

El nuevo fármaco PBT2 mejorará la planificación y el pensamiento en los pacientes con alzheimer

Reducirá los niveles de una proteína del fluido espinal que está relacionada con la condición

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 1 agosto de 2008
El nuevo medicamento PBT2, fabricado por Prana Biotechnology Ltd, podrá mejorar la capacidad de planificación y pensamiento en los pacientes con enfermedad de alzheimer. Del mismo modo, apunta a disminuir los niveles de la proteína llamada beta amiloide, que forma la placa en el cerebro que caracteriza la enfermedad, según señalaron los investigadores. El medicamento PBT2 está diseñado para impedir que la beta amiloide interactúe con el cobre y el zinc en el cerebro, lo que ha demostrado promover la formación de placa, considerada tóxica.

El doctor Jeffrey Cummings, de la University of California en Los Angeles, presidente del consejo asesor en investigación y desarrollo de Prana, afirma que el objetivo primario del estudio era probar si el compuesto era seguro para los pacientes con alzheimer. Una versión previa del fármaco, el clioquinol, mostró señales de que funcionaría, pero tenía ciertos efectos colaterales tóxicos para el cerebro. "Es seguro y se tolera bien. Ésta es una clase relativamente nueva de medicación en la que tenemos experiencia limitada," dijo Cummings, quien presentó los hallazgos en la Conferencia Internacional de la Asociación de alzheimer, en Chicago. Los resultados del estudio fueron publicados en la edición en internet de la revista Lancet Neurology.

En ratones, la medicina mostró que puede restaurar el funcionamiento normal de las conexiones cerebrales que se ven dañadas por la beta amiloide y ayudó a mejorar la función cerebral en los animales de prueba. El estudio en humanos incluyó a 78 pacientes con alzheimer de 55 años o más. Cuarenta y nueve personas fueron tratadas con una de dos dosis del medicamento, mientras que 29 recibieron placebo. Los investigadores realizaron algunos exámenes estándar a los pacientes con alzheimer.

En dos análisis que controlaron las habilidades de planeamiento y regulación de la conducta, las personas que recibieron la mayor dosis del fármaco mostraron mejoras, comparadas con el grupo placebo. Por otro lado, no se registraron mejoras significativas en los tests de memoria. El equipo ahora planea realizar pruebas en un estudio más amplio y de mayor duración, para ver si la medicina puede generar resultados importantes para los pacientes.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones