Las autoridades estadounidenses retirarán del mercado un millón de cunas de fabricación china

Se sospecha que podrían haber causado, además de diversos incidentes, la muerte de al menos dos bebés
Por mediatrader 24 de septiembre de 2007

Un millón de cunas de fabricación china serán retiradas del mercado estadounidense tras las sospechas de que podrían haber causado la muerte de al menos dos bebés y más de otros sesenta incidentes, según anunciaron las autoridades encargadas de la protección de los consumidores en Estados Unidos.

La Comisión para la Seguridad de los Productos de Consumo estadounidense detalló que la pared deslizante de la cuna, que permite a los padres cargar al bebé en brazos, se puede salir, creando un espacio en el que el bebé puede atascarse y hacerse daño. En los dos casos mortales, en los que las víctimas fueron un bebé de seis meses y otro de nueve, la pared deslizante había sido incorrectamente instalada.

Comercializadas desde enero de 1998 a mayo de 2007, estas cunas son de la marca Simplicity y sus precios oscilan entre los 100 y 300 dólares (entre 71 y 213 euros), según apuntó la misma fuente.