Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Problemas de salud

Qué es la bronquiectasia, por qué se produce y cómo se trata

La dilatación de los bronquios afecta sobre todo a las mujeres y su incidencia aumenta con la edad. Te contamos qué síntomas tiene y cuál es el tratamiento recomendado

que es bronquiectasia tratamiento Imagen: kalhh

Como lo indica su etimología, bronquiectasias significa “dilatación de los bronquios” o las vías aéreas. Su prevalencia real no es conocida, pero se ha probado que afecta mayormente a las mujeres y que su incidencia aumenta con la edad. De acuerdo a los estudios realizados, se estiman 4,2 casos por 100.000 habitantes, en poblaciones entre 18 y 34 años, que aumenta hasta 272 por 100.000 en mayores de 75. En este artículo explicamos cuáles son sus causas, qué síntomas tiene y cómo se puede tratar.

La evolución de las bronquiectasias es lenta y gradual, lo que conlleva a subdiagnosticarla. “Existe un importante infradiagnóstico debido básicamente a que el paciente, en general, se adapta y considera que es normal tener más tos o más mucosidad a partir de cierta edad. Además, cuando va al médico, muchas veces se asocian estos síntomas a una bronquitis o asma”, explica la doctora Esther Barreiro, neumóloga del Hospital del Mar de Barcelona. 

Además, es una condición respiratoria crónica que genera alteraciones a nivel nutricional, produciendo pérdida de peso y afectando a la composición corporal en los compartimentos graso y muscular, por lo que en muchos casos se recomienda el asesoramiento nutricional y el entrenamiento muscular adecuado. 

¿Qué es la bronquiectasia?

Es una patología respiratoria crónica causada por una dilatación anormal y permanente de las vías aéreas, lo que produce una inflamación. Esto provoca que el pulmón genere más moco de lo habitual y que las personas que la padecen tengan un mayor riesgo a sufrir infecciones de pulmón. Puede afectar tanto a los niños como a los adultos.

¿Cuál es su origen?

Sus causas no son muy claras, incluso en la mayoría de las veces es de origen desconocido. El hecho de sufrir infecciones respiratorias recurrentes puede ser un factor determinante.

Otras causas menos conocidas: 

  • Ingreso de cuerpos extraños en los pulmones 
  • Inhalación de partículas 
  • Fibrosis quística
  • Trastornos autoinmunes
  • Enfermedades pulmonares alérgicas
  • Disquinesia ciliar
  • Infecciones por bacterias

¿Cuáles son los síntomas?

Suelen ser variables según cada persona y la etapa de la enfermedad en la que se encuentre, pero generalmente el progreso es gradual. 

Los síntomas más habituales son tos crónica con expulsión de moco fétido (maloliente). Otros posibles síntomas son el mal aliento, la tos con algo de sangre, fatiga, dificultad y sibilancias al respirar y pérdida de peso.

Diagnóstico de bronquiectasia

El médico puede sospechar de esta patología cuando la persona tiene producción de moco excesiva y posibles infecciones pulmonares recurrentes. En ese caso se pueden solicitar las siguientes pruebas:

  • Radiografía de tórax 
  • Tomografía computarizada
  • Cultivo de esputo para análisis de moco
  • Examen de sangre completo
  • Pruebas de función pulmonar

¿Cómo se trata la bronquiectasia?

El pronóstico es muy variable ya que a cada persona la puede afectar de distinta manera y su evolución también puede ser diferente.

En primer lugar, se intentará minimizar la sintomatología que produce, sobre todo lo referido a la mucosidad y así poder controlar lo máximo posible las infecciones recurrentes.

La fisioterapia respiratoria también desempeña un papel muy importante, ya que mediante técnicas de drenaje se conseguirá movilizar el moco y así ayudar a expulsarlo con mayor facilidad y disminuir la obstrucción que éste provoca. 

“Aunque no es muy frecuente, las bronquiectasias provocan hemoptisis o sangrado que puede requerir taponamiento de las arterias sangrantes mediante un catéter o resección quirúrgica de la zona afecta”, explica la doctora Arantza Campo Ezquibela, responsable del Departamento de Neumología de la Clínica Universidad de Navarra. 

El tratamiento farmacológico también tiene un papel importante. Los más habituales son los broncodilatadores, antibióticos y aquellos medicamentos que ayuden a que la mucosidad sea menos densa.

En casos muy puntuales en que las deformidades estén muy localizadas, también se puede plantear una cirugía para quitar la zona dañada, siempre que el tratamiento farmacológico sea ineficiente.

¿Quieres saber más? 

Compartimos un vídeo sobre bronquiectasias: diagnóstico, atención y rehabilitación, presentación a cargo de Esther Barreiro, doctora del Hospital del Mar-Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas (España).

Si tienes preguntas o necesitas información sobre las bronquiectasias y salud respiratoria, no dudes en contactar a la Fundación Lovexair y a su equipo de fisioterapeutas respiratorios.

loveXair

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones