Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Una vacuna experimental contra la hepatitis E logra un 95% de eficacia con la administración de tres dosis

El fármaco, probado en Nepal, sólo provocó efectos secundarios en un 0,3% de los voluntarios

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 1 marzo de 2007
El primer ensayo clínico a gran escala de la que puede ser la primera vacuna contra la hepatitis E ha arrojado resultados positivos. El estudio, basado en las pruebas a 2.000 voluntarios en Nepal y publicado en la revista "New England Journal of Medicine", ha demostrado que tres dosis del fármaco son suficientes para prevenir la infección en el 95% de los casos.

El virus de la hepatitis E, primera causa de la enfermedad en adolescentes y jóvenes adultos de la mayoría de los países en desarrollo, especialmente de Asia y África, se transmite a través de alimentos y agua contaminada. No hay tratamiento y la única prevención válida, como extremar las medidas higiénicas o beber agua purificada, no está al alcance de muchos habitantes de esos dos continentes. La enfermedad pasa desapercibida en niños, pero puede ser muy grave e incluso letal en los adultos, sobre todo en mujeres embarazadas.

La presencia del virus resulta tan habitual en Nepal, país asiático en el que se desarrolló el experimento, que el 7% de los voluntarios que recibieron un placebo en lugar del fármaco enfermaron durante el año y medio que duró el estudio. La respuesta ante el virus fue del 95% para aquellos que recibieron las tres dosis, mientras que cuando se administraron sólo dos dosis la eficacia disminuyó al 85,7%. Además, sólo un 0,3% tuvo molestias tras la vacunación, como pérdida de apetito, dolor abdominal o fatiga, entre otros efectos secundarios.

Los países más desfavorecidos podrían beneficiarse de esta vacuna, si bien el elevado precio de la mayoría de los nuevos fármacos hace insostenible la vacunación a gran escala. Por ello, GlaxoSmithKline, la compañía que desarrolla esta vacuna, estudia la colaboración de una fundación filantrópica para seleccionar aquellas zonas en que más se necesita el fármaco.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones