Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Nuevas tecnologías > Imagen y sonido

Pong y otros juegos pioneros

El popular videojuego de tenis cumple 35 años mientras es reinvindicado por toda una generación, cansada de mitologías complejas y juegos de guerra

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 20 septiembre de 2006

Pong,
tal vez el primer videojuego de éxito de la historia, se ha
mantenido durante décadas como el favorito de muchos
videojugadores, que han recurrido a él para descansar de las
complejas y absorbentes tramas de los actuales videojuegos. Pero no
es el único pionero, antes que él aparecieron en los
años sesenta varios prototipos cuya creación, además,
se debía a los esfuerzos del Gobierno norteamericano para que
sus ciudadanos vencieran la tecnofobia que les generaba la tensión
nuclear con la Unión Soviética.

'Tenis para dos'

/imgs/2006/11/pong1.gif

Veinte años
después de los bombardeos nucleares de Hiroshima y Nagasaki y
con la ‘crisis
de los misiles
‘ en las portadas de los periódicos, el
público americano de la era Kennedy estaba muerto de miedo.
Todo lo tecnológico y lo nuclear les fascinaba y aterrorizaba
a partes iguales, como demuestra la literatura de la época,
especialmente las revistas y películas de ciencia ficción.

Por este motivo, muchos
laboratorios ofrecían jornadas de puertas abiertas con la
esperanza de que los visitantes se congraciaran con la tecnología
que, después de todo, salía de sus bolsillos. Willy
Higinbotham, antiguo ingeniero físico del proyecto
Manhattan
, ideó un entretenimiento que atrajera, relajara
y entretuviera a las visitas en Laboratorios Nacionales de
Brookhaven, en Long
Island; un juego de tenis interactivo: ‘Tennis
for Two’.


/imgs/2006/11/pong2.gif

‘Tenis
para dos’ estaba basado en un programa de cálculo de
trayectorias utilizado por el ejercito americano. La pantalla era
circular porque Higinbotham había conectado el ordenador a un
osciloscopio. A diferencia de Pong, mostraba la pista desde el lado
del jugador (como en el tenis de verdad) y no desde arriba. Una ‘T’
invertida hacía las veces de pista y de red, con un puntito de
luz como pelota manipulado por unos ‘joysticks’
similares a los de las máquinas de ‘pinball’.

‘Tenis
para dos’ se hizo rápidamente popular entre los
visitantes de Long Island, pero fue desmantelado al cabo de dos años
y sus partes redistribuidas para otros menesteres. La maquinaria era
demasiado cara para dedicarla al tenis de mesa. Aunque Higinbotham no
patentó su pequeño proyecto, hoy se le considera el
predecesor del videojuego tal y como lo conocemos. Y ‘Tennis para
dos’, el padre del videojuego juego más importante de todos
los tiempos: Pong.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 3]
  • Ir a la página siguiente: PDP-1 y 'Spacewar!' »

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones