¿Usas el mejor navegador web? Mira esta comparativa de sus funciones

Aunque todos los navegadores web son muy parecidos, las funciones extra que poseen hacen que algunos se adapten mejor a nuestras necesidades. Conoce cuáles son
Por David Gómez Bolaños 27 de octubre de 2022
navegadores web pc portatil
Imagen: olia danilevich
En la actualidad, los navegadores web son muy similares en cuanto a la mayoría de sus principales funciones. Es muy difícil responder a preguntas como cuál es el más rápido o, simplemente, cuál es el mejor. Al compartir la mayor parte de ellos el mismo núcleo (Chromium o WebKit) su rendimiento es similar, pero las diferencias se encuentran en los pequeños detalles, sobre todo, en algunas funciones que solo están presentes en algunos navegadores. Te enseñamos cuáles son.

¿Qué es eso de Chromium?

Aunque hay una gran variedad de navegadores, la razón por la que todos se parecen tanto es porque utilizan los mismos motores de navegación. En la actualidad, principalmente dos: WebKit, que es el que usa Safari —y alguno más para iOS—, y Chromium, prácticamente utilizado por el resto de navegadores del mercado.

Chromium es un proyecto centrado en la creación de navegadores ligeros y seguros. El propio Google Chrome está basado en él y, al ser de código abierto (open-source), ha permitido que otros desarrolladores cojan el “núcleo” del sistema, lo adapten y añadan sus propias versiones. De ahí han nacido algunos navegadores como Vivaldi o Brave, mientras otros, como Opera, se han pasado a él desde WebKit. Con Edge, Microsoft abandonó la tecnología propietaria de Internet Explorer para pasarse a Chromium.

Comparativa de navegadores web

navegadores web funciones
Imagen: Eroski Consumer
Internet Explorer, del cielo al infierno
El pasado 15 de junio de 2022, Microsoft retiró el soporte oficial de Internet Explorer (IE), lo que significa la muerte del programa. No es un apagón repentino y durante un tiempo seguirá funcionando, sobre todo para las páginas oficiales que tienen procedimientos para los que hay que utilizar el vetusto navegador de Microsoft. En el futuro, seguirán siendo accesibles gracias a que Edge tiene un Modo IE, pero está destinado a desaparecer.

Creado en 1994, se lanzaba como complemento de un pack llamado Microsoft Plus. Fue en su segunda versión cuando ya se integró en el propio sistema operativo y llegó a tener una cuota de uso del 95 % entre 2002 y 2003.

El principio de su fin fue el juicio que Microsoft perdió en 1999. El Departamento de Justicia de EE. UU. denunció el posible abuso de posición dominante de Microsoft con Windows para favorecer a Internet Explorer, ya que venía preinstalado y no se podía borrar. Ese juicio hizo que Microsoft tuviera que dividir la empresa en dos compañías, una para el software y otra para Windows.

Desde entonces, y gracias a la mayor facilidad para descargar otros navegadores y una competencia que lanzaba mejores productos, Internet Explorer fue perdiendo su hegemonía. Google Chrome lo superaba en 2012 y su cuota de uso caía ya al 30 %. Solo tres años después, Microsoft anunció su sucesor, Edge, mientras IE continuaba perdiendo usuarios.