Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Compra

¿Por qué comprar una vivienda ligada al banco?

Comprar una casa a través de los portales inmobiliarios vinculados con los bancos tiene recompensa por medio de una mejora en sus condiciones de contratación

Img hipotecaspromociones Imagen: Scott Maxwell

Las hipotecas de los portales inmobiliarios dependientes de los bancos ofrecen al formalizarlas el ahorro de unos cuantos euros. Además, aplican unos tipos de interés más competitivos, en muchos casos bajo bonificaciones, y también tienen otras ventajas que nota el bolsillo: ofrecen menos comisiones y hasta plazos de devolución más extensos. En este artículo se analizan los beneficios de elegir una hipoteca vinculada con el banco y las mejores propuestas al respecto que ofrece el sector bancario.

¿Qué ofrecen las hipotecas de viviendas ligadas al banco?

Una estrategia de la que disponen las familias para adquirir una casa consiste en acudir a las ofertas que realizan los portales inmobiliarios vinculados, directa o indirectamente, a las entidades bancarias encargadas de comercializar los créditos hipotecarios. Como consecuencia de esta iniciativa, se consigue que financien hasta el 100% de la vivienda.

El principal interés para optar por esta oferta inmobiliaria reside en que las condiciones de contratación son más ventajosas para sus demandantes: sus intereses se reducen levemente y los plazos para su devolución son más flexibles, pues llegan hasta los 40 años. En su afán de desprenderse de estos activos inmobiliarios, las entidades incluyen en sus ofertas periodos de carencia bastante extensos, para así facilitar la operación de sus demandantes con mayor desahogo económico.

No obstante, la oferta queda limitada al stock de viviendas que presentan estos portales, sin posibilidad de acudir a otras propuestas inmobiliarias. Si los compradores deciden decantarse por otro inmueble ajeno a este canal de comercialización, no tendrán más remedio que acudir a cualquiera de las hipotecas que no están desarrolladas bajo esta especial característica, sin la ventaja de beneficiarse de sus condiciones de contratación y quedando a expensas de otras propuestas más generalistas.

Créditos de pisos vinculados al banco

Al atenerse a esta característica que presenta hoy en día la oferta hipotecaria, se constata que las posibilidades de financiar la operación se reducen de forma considerable con respecto a los formatos tradicionales. A pesar de todo, hay algunas entidades que han decidido comercializar este producto bancario con ciertas ventajas.

Caja España-Duero es uno de los bancos que ha apostado por esta solución para las personas que deseen comprar una casa. Para ello dispone de la Hipoteca Net Portal Inmobiliario, que permite encontrar un inmueble con unas condiciones de contratación más favorables. Parte de un tipo de interés durante el primer año del 1,50%, para después subirlo hasta el 1,70%. A través de este modelo de financiación puede abrirse la operación por el 100% del precio de adquisición, contando con un plazo de amortización que llega hasta 30 años. Como reclamo para ser contratada se comercializa sin comisión de apertura.

Banco Mare Nostrum es otra de las entidades encargadas de ofrecer este servicio inmobiliario por medio de la Hipoteca Especial para inmuebles. Se presenta con condiciones preferenciales para los clientes que estén interesados en esta oferta, ya que dispone de mejores condiciones, en términos de tipo de interés, así como plazos y carencias, y con un periodo para devolver el importe más extenso, pues llega hasta los 40 años. En cualquier caso, está desarrollada bajo una cantidad que abarca hasta el 80% del valor de tasación, nunca sobre su totalidad.

Banco Popular, por su parte, incluye en su oferta de financiación la Hipoteca Aliseda, que amplía la operación hasta llevarla a la totalidad del precio de compra más sus correspondientes gastos. Aplica un tipo de interés nominal del 2,26% variable. Durante el primer año está vinculado al euríbor + 0,90%, para los siguientes subirlo hasta el 1,25%, con revisión anual. Su plazo de amortización máximo alcanza los 40 años. Esta propuesta inmobiliaria se caracteriza porque no conlleva un tipo de interés mínimo y no contempla las principales comisiones (apertura y estudio). A cambio, está habilitada la de compensación por desistimiento, que es del 0,50% durante los cinco primeros años de vida del préstamo y el 0,25% a partir del quinto año. La oferta se completa con un periodo de carencia de hasta 24 meses como tope máximo.

¿Merece la pena contratarlas?

Los efectos positivos de la contratación de una hipoteca de viviendas procedentes de portales inmobiliarios dependientes de los bancos están más que claros a través de su detallado análisis. Pero su formalización también cuenta con una serie de limitaciones que es conveniente que los demandantes conozcan para determinar si la operación es ventajosa para sus intereses. Partirían de los siguientes escenarios:

  • Su oferta no está tan desarrollada como en las hipotecas convencionales: solo unos pocos bancos han decidido emprender su comercialización.
  • Limita mucho las posibilidades de encontrar otras casas a través de diferentes canales de venta.
  • Las opciones para hallar un inmueble disminuyen: no abarca la localidad del demandante, no hay ninguna oferta en su barrio favorito o sencillamente no son del gusto del comprador.
  • Su comercialización se rige bajo unos parámetros similares al de otras hipotecas, y sin otras aportaciones dignas de mención.

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones