Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación > Otras formaciones

Tipos de contenidos: Educación

¿Nos aportan los envases seguridad a los consumidores?
^

Razones para estudiar un máster después de la universidad

Estudiar un máster permite a los estudiantes especializarse en un área concreta y ampliar la formación para mejorar la tasa de empleo

La elevada tasa de paro juvenil, que ya afecta a la mitad de los menores de 25 años, ha puesto en alerta a los estudiantes que terminan su formación y, al salir de la universidad, ven pocas posibilidades de encontrar un empleo. Continuar los estudios en nuevas carreras relacionadas o matricularse en un máster son dos opciones cada vez más valoradas. Sobre todo en el segundo caso, esta decisión responde a tres razones principales, explicadas a continuación: ampliar la formación para encontrar un empleo, especializarse o reciclarse para mejorar la situación profesional y estudiar un máster en el extranjero con el fin de perfeccionar un idioma y optar a un empleo con mejores condiciones.

Los alumnos matriculados en estudios de máster aumentan. Las listas se han engrosado en los últimos años, a la par que la situación de crisis se ha agudizado. Los motivos principales son dos: las pocas expectativas de encontrar un empleo al terminar la universidad y, entre las personas ocupadas, la posibilidad de mejorar la situación profesional.

Los datos del Instituto Nacional de Estadística señalan un ascenso en el curso 2010/2011. Los másteres oficiales impartidos fueron casi 670 más que el curso anterior y el número de alumnos llegó a 108.433, un 29,5% más que el año anterior. Las universidades públicas fueron las elegidas por ocho de cada diez alumnos.

Ampliar la formación para encontrar un empleo

La tasa de paro juvenil llegó en mayo al 52,1%. Más de la mitad de los jóvenes menores de 25 años carece de un empleo. Ni siquiera cuando terminan la universidad, pese a la calidad de su formación, tienen garantizado un trabajo remunerado. Un millón de titulados universitarios están en paro, según estimaciones de la Fundación Conocimiento y Desarrollo (CYD).

Al estudiar un máster se espera encontrar empleo en una multinacional, crear un negocio propio u opositar a un mejor puesto

Por este motivo, en el momento de terminar la universidad, cada vez más estudiantes optan por continuar los estudios como un modo de permanecer activos y mejorar la formación, de cara a una mejor posibilidad laboral.

La consultora Círculo Formación, especializada en formación y estudios de posgrado, realizó un estudio durante la última feria de estudios de postgrado FIEP. Según los resultados, al 43% de los asistentes les gustaría desarrollar su carrera profesional en una empresa multinacional, al 26% en otro tipo de compañía (PYME), el 19% ya piensa en crear su propio negocio y el 11% se decanta por las oposiciones.

Especializarse o reciclarse para mejorar la situación profesional

Tener un empleo hoy en día no es garantía de trabajo en el futuro. La crisis ha destruido más de tres millones de empleos desde el tercer trimestre de 2007 hasta el primer trimestre de 2012. Por este motivo, los asalariados se preocupan por su futuro. Regresan a las aulas y los másteres son una buena opción para especializarse o reciclarse.

Los estudiantes de un máster buscan especializarse, reciclarse en el ámbito profesional o cambiar de sector

Los asistentes a la feria FIEP aseguran que la especialización es su principal interés para cursar un máster. Tan solo un 16% piensa en completar su formación, reciclarse o cambiar de sector, aunque estas opciones son muy interesantes para quienes compartan esta inquietud. Sí son mayoría (52%) quienes aseguran que realizan un máster debido a la situación actual de crisis y un 22% estima que, incluso, esto le permitirá acceder a puestos mejor pagados.

En cuanto a las preferencias, los posgrados más demandados por los jóvenes son los que cubren áreas económicas, seguidos del marketing, diseño y comunicación (16%) y ciencias sociales y jurídicas (16%).

Estudiar un máster en el extranjero

Estudiar en el extranjero tiene varios alicientes. Se aprende un idioma extranjero -o se perfecciona en el caso de dominarlo-, se abren nuevas posibilidades de contactos y se opta a un puesto de trabajo cuya experiencia se valorará al regresar a España. El principal inconveniente es económico, puesto que estudiar fuera de nuestro país no está al alcance de todos.

Esta es la opción más interesante para la mayoría de los jóvenes universitarios. El estudio realizado por Círculo Formación aporta datos rotundos: "un 66% de los jóvenes y profesionales encuestados estudiaría su máster en el extranjero, mientras que un 34% planea cursarlo en España".


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto