Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Medio ambiente


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Tipos de contenidos: Medio ambiente

^

El Mecanismo de Desarrollo Limpio establecido en el Protocolo de Kioto acredita a las dos primeras entidades verificadoras de emisiones

Certificarán el ahorro en la cuenta de emisiones de un país con objetivo de reducción que transfiera proyectos de energía limpia a naciones en desarrollo

  • Fecha de publicación: 31 de marzo de 2004

El Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL), que se estableció en el Protocolo de Kioto, permite a los países con objetivo de reducción transferir tecnologías limpias a los países en vías de desarrollo, y descontarse el ahorro que se realice en emisiones contaminantes de su cuenta. En la Cumbre del Clima de Naciones Unidas, que se celebró el pasado mes de diciembre en Milán, se cerró qué proyectos eran susceptibles de incluirse en este apartado, incluidos los límites a los llamados sumideros de carbono, y para ello el órgano ejecutivo del MDL ha establecido una serie de criterios para la creación de unas entidades verificadoras, que son las que tienen que decir si los proyectos que se presentan cumplen los requisitos.

Las dos primeras de estas entidades verificadoras, también denominadas operacionales, acaban de ser acreditadas por el órgano ejecutivo del MDL. Se trata de Det Norske Veritas (DNV), una fundación noruega que opera en 100 países, entre ellos España, y la compañía japonesa Japan Quality Assurance Organisation (JQA).

Estas acreditaciones se decidieron en la decimotercera reunión del órgano ejecutivo del MDL, que tuvo lugar la semana pasada en Bonn (Alemania). De las 22 compañías solicitantes, 14 pertenecían a Europa occidental y otras regiones, y ocho a la región de Asia y el Pacífico, dos de las cuales (República de Corea y Malasia) son de países fuera del Anexo 1 del Protocolo de Kioto (que incluye a las naciones que tienen objetivo de reducción de emisiones). Entre las grandes multinacionales que han solicitado hasta el momento la acreditación como entidades operacionales están, por ejemplo, KPMG Certification B.V. y Pricewaterhouse Coopers Certification B.V., además del organismo español Aenor (Asociación Española de Normalización y Certificación).

El cometido de estas entidades es, por una parte, hacer una evaluación independiente de un proyecto para validarlo y, por otra, certificar o verificar la consecución de los objetivos del mismo. Eso sí, las tareas de validación y certificación de un mismo proyecto no las podrá hacer la misma entidad operacional, salvo que el órgano ejecutivo del MDL haga una excepción expresa para casos de proyectos pequeños.

Procedimiento a seguir

Los pasos a seguir por una empresa que quiera llevar a cabo un proyecto susceptible de ser considerado dentro del MDL son los siguientes: en primer lugar se hace el diseño del proyecto detallando la actividad, su duración, el cálculo de emisiones de gases de efecto invernadero por fuentes y los impactos ambientales; este proyecto será, en su caso, validado por la correspondiente entidad acreditada, que valorará si éste satisface todos los requisitos del MDL y, en consecuencia, puede obtener créditos de emisión. Una vez que haya sido validado, se registra como proyecto MDL en un registro específico y se puede proceder a su implementación y empezar a operar.

Transcurrido el plazo que se haya marcado para la consecución de los objetivos, el promotor del proyecto debe presentar un informe con los resultados de la reducción de emisiones y este informe es el que deberá ser verificado por una entidad distinta a la de valoración del proyecto. Atendiendo a la reducción de emisiones, la entidad determina qué cantidad de su cuota de emisión puede ser susceptible de obtener el certificado de crédito por parte del órgano ejecutivo.




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto