Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Medio ambiente


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente > Naturaleza

Tipos de contenidos: Medio ambiente

^

Claves de la situación crítica del atún rojo

En 2007 se han capturado unas 60.000 toneladas de atún rojo en el Mediterráneo, de las cuales más de la mitad son ilegales, según la ICCAT

Imagen: Timothy Vollmer

Preservar el atún del Mediterráneo, que se halla al borde del colapso, es especialmente difícil al tratarse de una especie migratoria y con un gran valor de mercado, lo que ha impulsado el crecimiento de sus capturas, legales e ilegales. La lucha por su preservación choca con escollos biológicos y económicos. Datos preliminares de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico (ICCAT) muestran que la campaña de recuperación del atún iniciada por la UE no está dando los resultados esperados.

Situación crítica del atún rojo

Este mes de julio se ha reunido el grupo de evaluación de atún rojo del comité científico de la ICCAT para analizar la situación actual de este túnido en el Mediterráneo y establecer una serie de recomendaciones a los gobiernos para evitar su colapso. No será hasta septiembre cuando se dará a conocer el resumen ejecutivo del encuentro, según informan desde ICCAT. El año seguirá con nuevas reuniones de este organismo, más importantes si cabe. Una de ellas se celebrará este verano, la de la comisión de Gobierno de la ICCAT, la siguiente es la reunión plenaria del Comité Científico entre septiembre y octubre, y en noviembre, de nuevo se desarrollará otra reunión de la comisión.

La situación es crítica. Este año, la Comisión Europea ha adelantado varias semanas la veda de la pesca del atún rojo en el Mediterráneo porque ya se había llegado, antes de lo previsto, al límite del total admisible de capturas (TAC), establecido este año en 28.500 toneladas. Cada vez se pesca más en menos tiempo y se aumenta la presión sobre la población de atunes hasta límites insostenibles.

Algunas características hacen que esta lucha sea muy difícil. Por un lado, el atún es una especie migratoria, lo que dificulta su gestión y control, ya que afecta a decenas de países que tienen que negociar su política pesquera y distribuirse unas cuotas de captura. Además, se trata de una especie con un valor de mercado muy alto, especialmente en Asia. Esto ha impulsado el crecimiento de la pesca de cerco y de las granjas de engorde, cuya producción se destina casi en su totalidad al Japón. La pesca de cerco tiene capacidad para capturar más toneladas de atún y de forma más rápida que las artes de pesca tradicionales.

Se ha adelantado varias semanas la veda de la pesca del atún rojo en el Mediterráneo porque ya se había llegado, antes de lo previsto, al límite de capturas

Por otro lado, las granjas de engorde, que aparecieron hacia el año 2000, han forzado aún más la marcha, porque parte de la captura, todavía en la red y sin extraerla del agua, se remolca hasta estas instalaciones en la costa, donde se mantienen los atunes alimentados y se extraen del agua cuando conviene. Casi toda la producción de estas granjas se destina al mercado japonés. Por si eso no fuera suficiente, la pesca ilegal, que escapa a los controles de las administraciones (normalmente, son capturas que en alta mar se transbordan y se trasladan a destinos que escapan a los controles oficiales), aumenta aún más la presión sobre esta especie. Y las cifras no son pequeñas. Un informe reciente de la organización WWF demostró que las capturas totales (entre 45.000 y 50.000 toneladas cada año en 2004 y 2005) eran mucho más elevadas que el TAC anual, establecido en unas 32.000 toneladas para aquellos años.

Ahora, las cifras son incluso peores. Enrique Rodríguez-Marín, investigador del Centro Oceanográfico de Santander del Instituto Español de Oceanografía (IEO) y miembro del comité científico de ICCAT, explica que en 2007 "se han podido capturar en torno a las 60.000 toneladas de atún en el Mediterráneo", de las cuales más de la mitad son capturas ilegales, ya que el TAC de 2007 era de 29.500 toneladas. Un año antes, en 2006, las capturas totales fueron aproximadamente de 50.000 toneladas, de las cuales 20.000 eran ilegales y unas 30.000 correspondían al TAC autorizado. Estas cifras son algunos de los resultados preliminares de la última reunión del ICCAT, que no hacen más que poner de relieve que no hay un control eficaz sobre esta pesquería.

Los excesos llaman la atención en tanto que el año pasado la UE inició el plan de recuperación del atún, que encuentra entre sus principales medidas una disminución de las capturas totales, un aumento de las tallas mínimas de los peces y mantener un mayor control sobre la pesca. Pero el control sigue siendo insuficiente.

Particularidades del atún rojo

Imagen: lolo sainr

La historia no es nueva. La pesca de otros peces también está a punto de colapsarse, aunque la particularidad del atún rojo es que se trata de una de las pesquerías más antiguas, con unos 10.000 años de historia, y que se ha convertido en los últimos años en un símbolo de la lucha contra el expolio del mar.

Paginación dentro de este contenido




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto