Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Problemas de salud

Tipos de contenidos: Salud

^

La menopausia

Más de cuatro millones de mujeres españolas se encuentran en esta etapa de su vida

Sudores, nervios, escalofríos y mareos son algunos síntomas que sufre la mayoría de las mujeres cuando llega a los 48 años de edad. La razón no es otra que la menopausia. En esta etapa, un 80% de mujeres experimenta algún cambio físico o emocional; no todas las mujeres presentan los mismos síntomas y no siempre es necesario seguir un tratamiento médico. Los expertos aseguran que lo más importante es conocer las manifestaciones propias de este proceso y adquirir hábitos de vida más saludables para aumentar el nivel de bienestar durante el último tercio de vida. Conozca las medidas de prevención y los diferentes tratamientos a seguir.

Un proceso natural

La menopausia no es una enfermedad ni un sinónimo de vejez, sólo significa la fecha de la última menstruación. Indica que los ovarios disminuyen su producción de hormonas, principalmente estrógenos, andrógenos y progesterona. Para hablar de menopausia han de transcurrir doce meses sin periodo menstrual. Antes de que desaparezca por completo la regla, se pueden producir desajustes en los ciclos, se trata de la premenopausia. La etapa posterior a la desaparición de la menstruación es la posmenopausia. El conjunto de estas tres fases es lo que los médicos llaman climaterio.

Tradicionalmente, la menopausia ha sido considerada como una etapa negativa en la vida de la mujer, según explica Isabel Moreno, matrona del Servicio Vasco de Salud. "Nuestra sociedad identifica menopausia con la pérdida de juventud y de belleza física, con la vejez, con el fin de la función de ser madres. Estos mensajes negativos pueden producir crisis en la mujer, ya que se encuentra en un momento difícil debido a los cambios hormonales que está sufriendo su cuerpo". Hasta hace pocos años se entendía la menopausia como una enfermedad que era tratada por el médico de cabecera o el ginecólogo "con la filosofía de que si tu madre la ha pasado, también tú la tienes que pasar".

Sin embargo, en los últimos años la matrona se ha convertido en una pieza clave para informarnos y formarnos acerca de todo lo relacionado con la menopausia. "Nosotras conocemos bien la fisiología femenina y vivimos con la mujer las distintas etapas decisivas de su vida, en lo que a cambios hormonales se refiere", afirma Moreno. Es muy importante tener información sobre lo que está sucediendo en nuestro cuerpo durante el climaterio, para entender los cambios que estamos sufriendo y contribuir a los cuidados de nuestra salud. "La menopausia es una etapa más en la vida de la mujer, un proceso natural que debemos aceptar como tal, pensando siempre en positivo. Sólo así podremos cuidarnos para vivir de una manera digna los 25 ó 30 años de vida que nos quedan por delante", aclara.

No todas las mujeres necesitan seguir un tratamiento médico para hacer frente a los síntomas de la menopausia. En general, sólo será necesario cuando las molestias incapaciten a una persona en su rutina diaria; trabajo, relaciones personales, etc. y será el ginecólogo quien valorará si la paciente debe comenzar o no una terapia hormonal, así como el tratamiento adecuado en cada caso.

Paginación dentro de este contenido




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto