Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Bricolaje

Objetos dorados con pan de oro

Antes de colocar el pan de oro, hay que aplicar una mano de pintura de color rojo inglés para que resalte el tono dorado

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 16 abril de 2002
img_angelito dorado

Se considera “dorado” a toda decoración que otorga a una pieza el aspecto de oro. Esta técnica se aplica sobre todo en iconos y retablos, aunque son muchos los objetos a los cuales se puede dotar de un color oro. Uno de los productos más habituales y llamativos para conseguir este efecto es el pan de oro. Este material se vende en libros de láminas de 14×14 centímetros, cuyas hojas son tan finas y frágiles, que se rompen con mucha facilidad.

La técnica

Antes de colocar el pan de oro, es necesario aplicar una mano de pintura acrílica de color rojo inglés, el tono que mejor combina con el dorado. Una vez seca la pintura, se aplica una mano de mixtión. Este producto es una mezcla de aceite de linaza con pigmentos secativos y barniz, que se utiliza como fijador. Tras aplicarlo, hay que esperar unos diez minutos hasta que esté semiseco y adhesivo al tacto.

A continuación, con una paletina suave, se levanta una lámina de pan y se coloca con mucho cuidado sobre el objeto que se va a decorar. Con el mismo pincel se dan unos pequeños toques en la lámina para que se adhiera en la superficie. Si ésta tiene muchos recovecos, se partirán las láminas y se aplicarán en pequeñas secciones. Pasados unos segundos, se pasa un pincel de pelo más duro para desprender los restos de pan de oro que no se hayan adherido a la moldura.

Para conferir un aspecto de oro desgastado, se pueden dejar zonas sin cubrir

Las siguientes hojas se solapan, es decir, se montan unas sobre otras en unos centímetros, de modo que se oculte el color rojo de fondo. Si quedan "calvas", se aplica un poco más de mixtión y un trocito de oro. Para conferir un aspecto de oro desgastado, se pueden dejar pequeñas zonas sin cubrir de pan de oro.

En general, basta con una capa de láminas doradas, si bien en función de las características del objeto o mueble se pueden dar dos o más. El último paso consiste en aplicar una mano de goma laca para proteger el oro. Luego se deja secar durante 24 horas.

Acabado envejecido

Una vez que la goma laca se haya secado, se puede aplicar una mano de pátina oscura para obtener un acabado envejecido.

Para ello, se mezclan dos partes de cera por una de betún de Judea y se aplica con una brocha en toda la superficie. Una vez cubierta toda la zona, se frota con un trapo de algodón que no suelte pelusa para eliminar el excedente del producto y dar brillo al objeto.

Pan de oro

El pan de oro es una hoja muy fina de oro batido que se utiliza para decorar objetos. La versión económica de este material, denominada “oro falso”, se vende en libritos de láminas de 14×14 centímetros y se utiliza en manualidades debido a su bajo coste. El pan de oro auténtico se utiliza en la restauración de obras de valor.

Las hojas son tan finas y frágiles, que se rompen con demasiada facilidad. Para evitar que esto ocurra, se deben extraer del librito con mucho cuidado, fuera de la acción de las corrientes de aire.

Etiquetas:

dorado marco oro

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones