Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Bricolaje

Suelos de linóleo

Este revestimiento, elaborado con derivados de la madera, es muy resistente al desgaste y de fácil mantenimiento

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 15 junio de 2004

Durante décadas, los suelos de linóleo fueron una opción decorativa de uso mayoritario. Tras la irrupción de otros materiales, como la moqueta, el vinilo o el parqué, el linóleo se relegó a un segundo plano, si bien reaparece después de años en desuso. Es un revestimiento elaborado con derivados de la madera y diferentes resinas que se caracteriza por su alta resistencia al desgaste y su fácil mantenimiento diario.

Propiedades

Los suelos de linóleo se elaboran a partir de materiales naturales como el óleo de lino, la harina de madera, el corcho y diversas resinas. Entre las propuestas disponibles para revestir el suelo de una estancia, los pavimentos de linóleo destacan por su dureza frente al paso del tiempo y los posibles daños. Con respecto a otras opciones como el parqué y el embaldosado, resulta un material más resistente.

Es fundamental encolar el linóleo sobre un suelo nivelado y preparado

La clasificación UPEC mide la calidad y las condiciones de uso de los revestimientos plásticos, los derivados de la madera, los cerámicos y los textiles. Para ello, emplea una escala numérica. Cada letra se complementa con una numeración del 0 al 4. Cuanto mayor es el valor, más resistente es el revestimiento en cada uno de los parámetros de la clasificación.

Según la norma UPEC, en general, los suelos de linóleo gozan de unos valores U3P3 o U4P4. Por tanto, son pavimentos con fuerte resistencia al uso y a las posibles perforaciones que puedan sufrir durante su ciclo de vida. Sin embargo, conviene considerar que la durabilidad del revestimiento también la determina su correcta colocación. Es probable que un linóleo instalado sobre una superficie irregular o sin preparar con anterioridad envejezca peor. Por este motivo, es fundamental encolar el linóleo sobre un suelo nivelado y preparado.

El linóleo se comercializa en rollos o en formato de loseta. En ambos casos, el revestimiento tiene en el revés una capa de poliéster o de yute para asegurar su agarre y estabilidad.

Cuidados

En su mayoría, los suelos de linóleo actuales tienen una cobertura protectora que contribuye a su óptima conservación y evita las manchas y perforaciones. Para su mantenimiento diario, basta con fregarlo con agua tibia y un jabón liquido neutro o con PH bajo. Si el suelo tiene manchas difíciles, no conviene emplear limpiadores agresivos, como lejía o amoniaco, ni disolventes o productos alcalinos. De lo contrario, el revestimiento sufriría decoloraciones o pérdida de brillo natural.

Otro aspecto que es preciso cuidar es la cantidad de agua que se debe emplear para su limpieza. Es recomendable empapar la superficie y no humedecerla en exceso, ya que se corre el riesgo de que el agua penetre en las uniones del linóleo y provoque daños. Es probable que, con el propio uso, el revestimiento pierda brillo. Para recuperarlo, se debe utilizar un abrillantador o ceras específicas para este tipo de suelo y, a continuación, lustrar la superficie con una gamuza.

Pavimentos de corcho

El corcho es otro material natural para revestir el suelo. Procede de la corteza del alcornoque y destaca por su flexibilidad, su impermeabilidad y sus propiedades aislantes térmicas y acústicas. Los suelos de corcho son cálidos y tienen una capacidad natural para absorber los ruidos y los impactos. Por todo ello, el corcho es una opción adecuada para cualquier estancia de la casa.

Para asegurar la duración del pavimento, es recomendable que su grosor sea al menos de 3 mm. Cuanto más alta sea esta medida y más compactado esté el corcho, más durará y mejores serán sus cualidades aislantes.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto