Seguros de hospitalización

Proporcionan una renta diaria por cada jornada que el titular permanezca ingresado
Por Elena V. Izquierdo 2 de enero de 2010
Img camas hospital
Imagen: zeafonso

Los problemas de salud dan muchos quebraderos de cabeza a quienes los sufren y a sus familiares. Cuando es necesario hacer frente a una hospitalización la situación es más complicada porque a las típicas molestias y temores que trae consigo la enfermedad se unen, a veces, los gastos que el ingreso acarrea no sólo al convaleciente sino también a sus allegados. El traslado de los familiares al centro hospitalario, la manutención de los acompañantes, o su permanencia en un hotel si residen fuera de la ciudad son algunos de los desembolsos extra que pueden surgir. A esto se une con frecuencia la necesidad de que los niños o las personas mayores dependientes queden al cuidado de alguien, o la posibilidad de que el cónyuge deba tomarse unos días libres sin sueldo en su trabajo. Para intentar paliar estos gastos que no estaban previstos o que el enfermo pensaba que estaban cubiertos por su póliza, los seguros de indemnización por hospitalización brindan una indemnización diaria por cada jornada que el tomador permanezca ingresado.

Ingresos suplementarios

Este tipo de contratos proporcionan a los asegurados unos ingresos suplementarios que les permiten colaborar con sus familiares o acompañantes, ayudar con los gastos médicos o contar con un dinero extra para usarlo en lo que necesiten tras haber sido hospitalizados o intervenidos. Generan la tranquilidad de saber que en el caso de que no haya ingresos laborales durante un tiempo, el titular contará con una ayuda diaria.

Por regla general, el tomador puede elegir con anterioridad la cantidad que quiere recibir. Este subsidio puede oscilar entre 15 y 120 euros al día, en función del seguro. Según el monto elegido y la edad, se calcula la prima que se deberá pagar. Hay pólizas para los más jóvenes de 4 euros mensuales, que dan derecho a las indemnizaciones más pequeñas, y otras que superan los 60 euros al mes, cuando se trata de titulares de más edad y de subsidios más elevados.

No es necesario contratar un seguro médico privado, pues estas pólizas también se comercializan de manera independiente

Esta cobertura va unida, como un extra, a las pólizas básicas de salud que por lo general no incluyen indemnizaciones. Pero no es necesario tener un seguro médico privado, pues también se comercializan de manera independiente.

Baremos

En función de los motivos de la hospitalización y no sólo de la gravedad del enfermo, la indemnización puede ser duplicada. Algunos seguros pagan el doble de la cuota diaria a los pacientes que permanezcan en la UVI o en la UCI, mientras que con otras pólizas se multiplica por dos el dinero recibido cuando se trate de un accidente. También cabe la posibilidad de que sea el primer día el que más dinero se recibe. Algunos permiten contratar diferentes niveles de cobertura que multiplican incluso por 4 el importe del baremo inicial.

No obstante, hay conceptos que están excluidos. Hay aseguradoras que no cubren el ingreso por maternidad o el parto, mientras que en otras son los accidentes los que quedan fuera de esta indemnización. Otras incluso se refieren de manera expresa a los siniestros ocurridos en motocicletas o cuadriciclos en sus exclusiones.

La hospitalización y la intervención quirúrgica pueden estar en un modulo único o en pólizas separadas. De tal modo que se puede cobrar por un concepto sin necesidad de que se dé el otro: si en una intervención no es necesaria la hospitalización, el titular cobrará por la operación de todos modos.

La indemnización diaria oscila entre 15 y 120 euros por jornada de hospitalización

Los periodos mínimos y máximos para cobrar esta bonificación diaria también varían según la aseguradora con la que se contrate la póliza, y se adaptan a las necesidades de cada tomador. Éste es otro de los aspectos que hacen que la prima ascienda o descienda. Con algunos seguros se percibe la indemnización desde el momento del ingreso, pero otros sólo se hacen efectivos si el titular pasa al menos dos días en el hospital. Las pólizas entran en vigor cuando se produce un internamiento, independientemente del lugar del mundo en que se origine, y ya sea en centros públicos o privados.

En cuanto a la posibilidad de incluir a la pareja o a los familiares dentro del seguro, es frecuente que esté permitido y se aplica algún tipo de descuento en contratos conjuntos o familiares.

Las pólizas de hospitalización pueden incluir una renta diaria por recuperación después del alta. De este modo, hasta que el enfermo se recupere por completo, podrá recibir un subsidio mientras permanece en su hogar, sin necesidad de estar en el hospital. Esta cláusula puede incluirse en el contrato básico o como una cobertura adicional. La cantidad percibida es, por regla general, inferior a la que se cobra en el hospital.

Pólizas en el mercado

Pólizas en el mercadoLa póliza de AIG ofrece una renta por hospitalización de hasta 55 euros diarios independientemente de la causa por la que ingrese el titular. Cuando el enfermo tenga que recuperarse en su domicilio también percibirá una bonificación cada día. La cuota se calcula en función de la edad del asegurado y de la cantidad que desee percibir. Puede oscilar entre los 4 euros que pagan las personas de entre 13 y 34 años por obtener 15 euros diarios por la hospitalización, o los 12 que deben abonar quienes, en esta franja de edad, quieren recibir la cantidad máxima: 55 euros. Los mayores de 65 años son quienes pagan la cuota más alta, 17,50 euros mensuales por una renta de 15 euros diarios y 61,45 si desean 55 euros.

Ofrece además otros servicios asistenciales. Si el asegurado precisa durante un viaje una información de carácter médico que no le es posible obtener de manera local, podrá solicitarla por teléfono al asegurador, que además colaborara en la gestión de los trámites administrativos para formalizar la admisión del tomador en el hospital.

Cuando el titular tiene que ser hospitalizado por un tiempo superior a cinco noches, la compañía facilita un billete de ida y vuelta en tren, avión o el medio de transporte idóneo. También paga el alojamiento y la manutención del acompañante en el hospital y, si ello no es posible, en un establecimiento que elija. La póliza cubre los gastos de un cuidador para los hijos menores de 15 años o de personas dependientes durante un máximo dos días, o se ocupa de su traslado hasta el domicilio de un familiar.

Cardif, del grupo BNP Paribas, comercializa el seguro de Accidentes “Hospitalización Plus”. El asegurado percibe 100 euros diarios a partir de las primeras 24 horas de hospitalización hasta un máximo de 180 días. Una vez terminado el periodo de ingreso, siempre que el tomador haya pasado al menos dos días en el hospital y se dé una incapacidad temporal, cobrará 50 euros durante un máximo de 60 días. Si hay heridas graves como pérdida total de vista, amputaciones o parálisis total o definitiva de algún miembro, el paciente recibirá 20.000 euros. El precio de este seguro es de 9,50 euros mensuales o 111 anuales.

Algunas pólizas incluyen conceptos como el cuidado de los hijos del titular hospitalizado

La Mutua General de Catalunya asegura una indemnización diaria en caso de hospitalización por causa médica o quirúrgica, y el doble de la renta en caso de que la estancia se produzca en la UVI. Incluye una ayuda económica en los casos de intervención quirúrgica, implantación de prótesis internas o implantación de prótesis dentales. El límite de indemnización es de 90 días al año, y es para cuestiones como parto o accidente, pero el asegurado no recibe ninguna renta si está de baja en casa, pues sólo cubre la hospitalización y la intervención quirúrgica.

El seguro de salud “Vida Plus” de Catalana Occidente ofrece una cobertura para casos de hospitalización con el pago de una renta diaria por cada día que el asegurado permanezca internado ya sea por enfermedad, por accidente o por maternidad. El primer día recibirá el doble de lo estipulado, y si el ingreso se produce por un accidente, la indemnización total que se perciba será duplicada.

El seguro es combinable con otras pólizas de salud de Catalana Occidente y se ofrece en dos modalidades: la base -con la que el titular cobra 50 euros por día de hospitalización-, y la amplia -que asciende a 116 euros diarios-. Si el tomador quiere suscribir la póliza de subsidio domiciliario percibirá 29 euros diarios en la cobertura base, y 56 euros en la amplia. Incluye además otras prestaciones como orientación médica telefónica las 24 horas atendida por médicos, salud dental con algunos servicios gratuitos o teleasistencia.

Clinicum cuenta con un seguro de indemnización económica por intervención que garantiza una renta diaria por la operación y otra por la permanencia en la clínica sobre la base de un baremo según el grupo contratado. Un hombre de 48 años que haya elegido cobrar 30 euros y pague 9,89 mensuales, recibirá por una valvuloplastia que le obligue a permanecer hospitalizado nueve días una indemnización de 2.270 euros. La entidad tiene otras coberturas como orientación social a mayores y dependientes que incluye consultaría social, recursos residenciales, atención a domicilio o teleasistencia para los titulares con un anciano a su cargo.

Seguros Vitalicio dispone de una póliza de hospitalización por accidente y enfermedad y de intervención quirúrgica en el que la indemnización depende del contrato y del tipo de intervención que sea practicada en un quirófano, ya sea de forma ambulatoria o como ingresado. El tomador puede elegir la renta diaria que recibirá y el periodo de indemnización -entre 120 días y un año-.

Adeslas permite complementar la cobertura de su póliza básica con un módulo que incluye subsidio por hospitalización y, de manera opcional, indemnización por intervención quirúrgica. El titular percibe la renta por permanecer ingresado tanto en un hospital español como en uno extranjero, con un pago fijo en el que no influye el motivo de la hospitalización. Da la opción de elegir entre una renta de 30, 60 ó 90 euros diarios y en virtud de esta, abonar una cantidad mensual mayor o menor. En cuanto a la indemnización por intervención quirúrgica, da la posibilidad de contratar un capital asegurado de 1.800, 3.600 o 7.200 euros. El pago se hará en función de éste y del baremo fijado para cada tipo de operación.

El seguro va unido a una póliza de hospitalización en la Clínica Universitaria de Navarra y puede contratarse desde 7,45 euros mensuales. De manera opcional se le puede añadir la indemnización por intervención quirúrgica.

Asisa comercializa el seguro de hospitalización tanto para quienes ya tienen una de sus pólizas de salud como para quienes no son titulares. Garantiza una remuneración económica durante los días de hospitalización, pero no incluye el ingreso por parto. La cantidad diaria se puede recibir hasta un máximo de 365 días y es el tomador quien elige el dinero que desea percibir. Para una indemnización de 30 euros al día, pagará una prima de 26,95 euros anuales; para que le otorguen 60 abonará 53,90 y si quiere tener la cantidad máxima, 90 euros diarios, firmará una póliza que le costará 80,85 al año.