Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Perros > Adopción

El perro anciano y un nuevo cachorro adoptado, ¿cómo presentarles?

Elegir un lugar neutro para el encuentro y dejar que el perro mayor marque las reglas son claves para tener éxito

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 4 agosto de 2012

¿Cómo saber si el perro anciano aceptará a un nuevo cachorro en casa? Adoptar a una cría cuando vive con nosotros un can mayor no siempre es sencillo. Tenga en cuenta que es normal que el animal en la vejez se muestre menos paciente y más gruñón. Elegir un lugar neutro para presentar al cachorro, recordar que la raza y el tamaño del pequeño importan y dejar que las reglas del acercamiento las marque el perro anciano son aspectos importantes para lograr que la convivencia entre los dos animales sea una experiencia positiva para ambos.

Imagen: craigallyn

Introducir un nuevo cachorro cuando vive con nosotros un perro anciano no siempre es sencillo

El perro experimenta algunos cambios importantes cuando llega a la vejez. El animal anciano tiene más problemas para moverse, su actividad física se frena y no es extraño que se canse con mayor facilidad o que se incrementen sus jadeos.

El cuerpo del perro anciano no es, sin embargo, el único en acusar el paso del tiempo. El comportamiento del animal también experimenta algunos cambios llamativos: necesita dormir un mayor número de horas, se muestra menos paciente y demanda mayor tranquilidad y tiempo para estar solo.

Estos cambios, ocurridos en el perro cuando llega a la tercera edad, explican lo delicado que puede llegar a ser adoptar un nuevo cachorro cuando ya hay un can anciano en casa. El pequeño es todo energía y demanda la atención de los miembros de la familia, incluida la del perro mayor. Esto puede llegar a desquiciar a nuestro viejo amigo peludo.

Algunas precauciones pueden, no obstante, ayudar a que la convivencia entre el perro anciano y el cachorro recién llegado sea posible y, por qué no, incluso, positiva para ambos.

Elegir un lugar neutro para presentar a la cría

El marcado carácter territorial del perro explica que el animal anciano muestre reticencias a aceptar a un cachorro en casa. El problema es aún mayor si las presentaciones tienen lugar, además, dentro del hogar. Nuestro viejo amigo puede tratar de proteger su espacio y sentirá al cachorro como una amenaza.

Elija un lugar neutral, como el parque, para presentar a los dos perros

Un lugar neutral, como el parque, es más apropiado para que el perro anciano y el cachorro se encuentren por primera vez. Con suerte, el acercamiento entre los dos animales puede, incluso, llegar a ser positivo para ambos: la vitalidad de este nuevo compañero puede estimularle.

La raza y el tamaño del pequeño importan

La raza, el tamaño y el carácter del cachorro son otros aspectos relevantes que deben tenerse en cuenta al introducir un animal de corta edad en casa. La cría puede ser de pequeña envergadura al llegar pero no tardará en crecer, si es un cachorro de un perro grande.

Es normal que el anciano pueda sentirse amenazado si su joven compañero le supera en tamaño: sentirá que su liderazgo en la manada (que, para él, incluye a su familia humana) está en peligro.

Las reglas del acercamiento las debe marcar el perro anciano

Los primeros encuentros entre el can anciano y el cachorro pueden resultar violentos para alguien que observa. Un perro mayor tiene derecho a ladrar, gruñir, empujar o morder suave al cachorro, siempre y cuando no le cause daño físico verdadero. La mascota de más edad percibe que el pequeño es más débil, por lo que es extraño que trate de lastimarle.

Se debe tener paciencia. Permita que, poco a poco, el animal anciano socialice al cachorro. Los resultados a menudo sorprenden de forma positiva.

Saber si el perro anciano aceptará a un cachorro en casa

Las muestras de afecto del dueño ayudan a que el can anciano se sienta seguro y acepte mejor a la cría

El can es un animal de camada, con un comportamiento muy territorial. Esto explica que no sea extraño que nuestro viejo amigo se muestre reticente, al menos en un primer momento, a aceptar la llegada de un instruso en el que, hasta ahora, había sido su espacio en exclusiva. Debemos ser comprensivos con él y darle todo el tiempo y el afecto que podamos para que se sienta contento y seguro.

Un perro anciano muestra signos de debilidad senil que debemos comprender y tolerar. Es normal que no soporte con agrado determinados cambios en casa. Y la entrada de la cría es, sin duda, un trastorno notable en la rutina de nuestro anciano amigo. Él demanda tranquilidad y espacio, mientras que el cachorro es un insaciable juguetón, que no está quieto en ningún momento.

En cualquier caso, el carácter del perro anciano será determinante para saber si aceptará o no a un nuevo cachorro en casa. Su conducta cuando se relaciona con otros animales es un buen termómetro para averiguar si hay probabilidades de que acepte al pequeño. Los paseos al aire libre por el parque, así como los momentos de esparcimiento del perro en las áreas caninas, son escenarios que permiten valorar su paciencia y su interacción con animales más jóvenes que él y, por lo tanto, más joviales y nerviosos.

Consejos para presentar al perro anciano y al cachorro

  • Debemos ser comprensivos con el perro anciano: darle tiempo y afecto para que se sienta contento y seguro.

  • Un lugar neutral, como el parque, es más apropiado para el primer encuentro.

  • Recuerde que nuestro viejo amigo se sentirá más amenazado si su joven compañero le supera en tamaño.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto