Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Comprar y alquiler

El Plan VIVE abre las puertas a los vehículos de ocasión

La posibilidad de comprar coches más baratos por ser de segunda mano relanza el plan para renovar el parque móvil

La caída de la financiación, la solvencia del mercado de segunda mano y las escasas operaciones que había gestionado el Plan VIVE (Vehículo Innovador-Vehículo Ecológico) hasta finales del año pasado fueron los detonantes para que se decidiese incluir el coche de ocasión dentro de esta ayuda. El nuevo planteamiento, que incluye la posibilidad de comprar coches más económicos por no ser nuevos, ha conseguido que a comienzos de este año el Plan VIVE sumara 2.585 operaciones, cifra que contrasta con las 18 operaciones que se realizaron desde su aprobación en septiembre hasta su reforma.

El mercado de vehículos usados está bien asentado y, si bien está sufriendo las consecuencias de la crisis, lo está haciendo en menor medida que el de los coches nuevos: el mercado de ocasión cerró 2008 con unas ventas de casi 1,5 millones de vehículos, un 12% menos que en el año anterior, pero una bajada considerablemente menor que el 28% sufrido en las ventas de autos a estrenar. Teniendo en cuenta estas cifras, es fácil comprender que, a pesar del descenso las ventas, las de coches de segunda mano superan notablemente a las de nuevos, con una relación de ventas vehículo de ocasión/vehículo nuevo de 1,3 a 1, la más alta hasta la fecha, aunque todavía lejos de otros países de nuestro entorno como Alemania, donde la proporción a favor del usado es mayor.

La relación de ventas vehículo de ocasión/vehículo nuevo es de 1,3 a 1, la más alta hasta la fecha

La caída de las ventas de automóviles está asociada directamente al descenso de concesión de créditos: según datos de la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito (ASNEF), los préstamos destinados a financiar la compra de vehículos cayeron un 62% en diciembre. Además de la imposibilidad de acceder a un vehículo nuevo, el mantenimiento del mercado de segunda mano tiene unas fuertes bases, entre las que cabe destacar su profesionalización, con amplias ofertas de vehículos en perfecto estado, así como la extensión de la garantía a dos años, según explica Gerardo Cabañas, director general y consejero delegado de AutoScout24 España, plataforma on line de vehículos que el año pasado movió el 40% de los automóviles de segunda mano en nuestro país. Además, no puede desdeñarse el relevante papel de Internet, ya que cada vez son más los usuarios que acuden a este medio para informarse de la oferta existente en el mercado y encuentran vehículos a buen precio que ofrecen concesionarios, compraventas y particulares.

Antigüedad máxima: cinco años

La importancia del mercado de automóviles de ocasión y la petición desde el sector de la automoción provocaron que los coches de segunda mano se incluyeran en la revisión del plan VIVE, aunque hay algunas restricciones como, por ejemplo, que sólo pueden acogerse al plan los vehículos con una antigüedad menor de cinco años. De este modo, el plan ofrece la posibilidad de comprar un vehículo de segunda mano como si fuera uno nuevo, porque se facilita financiación ajena en condiciones preferenciales a quienes adquieran un turismo de segunda mano con una antigüedad máxima de cinco años. Lo cierto es que la media de edad de los vehículos de ocasión roza los cinco años, aunque en el caso de los vehículos "mileuristas" -de menos de 1.000 euros, cuya demanda se ha disparado en un 40%- la edad media es bastante más alta, y gira en torno a los 15 años, como señala Cabañas.

El importe de la ayuda puede ser de hasta 30.000 euros (antes eran 20.000 euros), con la condición de que el receptor de la misma entregue y achatarre otro automóvil de su propiedad con más de 10 años de antigüedad, o con más de 15 años en el caso de que se desee adquirir un vehículo de segunda mano. Fijar en un límite tan alto la edad necesaria del coche que se debe entregar a cambio implica menos eficacia que el Plan Prever a la hora de rejuvenecer el parque móvil español. Posiblemente, según indica Cabañas, si el plan hubiese reducido de 15 a 10 años la antigüedad requerida para la compra de vehículos usados podrían acogerse más del 30% de los vehículos, y no el 12% que representan aquellos que superan los 15 años.

El importe de la ayuda para adquirir un auto de segunda mano es de hasta 30.000 euros siempre que se entregue otro coche con más de 15 años

También se aceptan operaciones de coches dentro del Plan VIVE 2 sin límite de antigüedad (incluso por debajo de los 10 años), siempre que el kilometraje del vehículo que se va a convertir en chatarra sea superior a 250.000 kilómetros. Se trata de una medida, en principio, plausible; sin embargo, desde AutoScout24 señalan que "puede convertir el plan en un 'coladero' de vehículos porque el número de kilómetros es incontable, e improbable su verificación a través de documentación acreditativa".

Voces críticas

Entre las novedades del nuevo Plan VIVE destaca aquélla que permite al usuario elegir el importe que desea financiar, eliminando la obligación inicial de que fuera el 100% del precio del vehículo, para permitir al comprador costear parte del automóvil con financiación propia. Aunque, según señalan desde el ministerio, "el Plan VIVE persigue mejorar el acceso a la financiación para la compra de vehículos nuevos menos contaminantes y de segunda mano", cada vez se alzan más voces críticas que solicitan una financiación mayor.

Tanto la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (FACONAUTO) como AutoScout24 valoran positivamente la ampliación de las condiciones para acogerse al Plan VIVE, y la inclusión de coches de segunda mano, pero se mantienen escépticos en cuanto a su eficacia para reactivar el mercado. Se considera, además, que sigue sin resolverse el principal escollo de este proyecto, que no es otro que "el acceso a la financiación en un momento en el que bancos y cajas han cerrado el grifo de los créditos a las familias". Desde FACONAUTO estiman que las ayudas deberían haberse planteado como incentivos directos pero no vinculados a la financiación, con el fin de alcanzar a los consumidores más desfavorecidos, como son las familias con rentas más bajas, que actualmente no pueden acceder a la compra de un vehículo al no obtener créditos bancarios.

LOS PLAZOS DEL PLAN VIVE

  • La línea ICO-Plan VIVE está operativa desde el 30 de julio de 2008 hasta el 31 de julio de 2010, pero las modificaciones incorporadas a la misma por acuerdo de Consejo de Ministros de14 de noviembre de 2008 son operativas a partir de primeros de diciembre de 2008 hasta 31 de Julio de 2010. La tramitación se hará directamente en las oficinas de los principales bancos, cajas de ahorros y cajas rurales establecidas en España, con las que el ICO haya firmado contrato de colaboración.
  • Importe de financiación: hasta el 100% del precio de venta del vehículo, incluido el IVA/IGIC, salvo en el caso del “leasing” en el que no se financiará el IVA/IGIC. Se excluye, en todos los casos, los impuestos ligados a la matriculación del vehículo.

    El importe máximo de la financiación será de 30.000 euros por operación, en dos tramos:

    1. Tramo I de financiación: los primeros 10.000 euros, aportados por el ICO.
    2. Tramo II de financiación: el resto de la financiación total, hasta un máximo de 30.000 euros, será aportada por la propia entidad de crédito.
  • Plazo de amortización a elegir por el cliente:
    1. Cinco años, sin carencia de principal.
    2. Cinco años, con un año de carencia de principal.
  • Tipo de interés: para los primeros 10.000 euros de la financiación, se aplicará un tipo de interés fijo del 0%. Para el resto de la financiación, se aplicará un tipo fijo de referencia ICO + hasta 2,50%.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones