Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Educación y seguridad vial

Luces diurnas: más gastos, menos accidentes

Sin adaptaciones ni cambios costosos en el consumo del vehículo, la nueva medida implicaría una reducción de accidentes de tráfico de un 25%

ImgImagen: ArashBehshadpoor

El pleno del Senado aprobó el pasado 6 de febrero una moción que insta al Gobierno a realizar los estudios del caso y tomar medidas con la máxima brevedad posible para establecer por ley la obligatoriedad de que los vehículos a motor circulen las 24 horas del día con luces de cruce encendidas en las vías interurbanas. Uno de los inconvenientes evaluados fue el mayor consumo de combustible y el incremento del gasto en focos. No obstante, este factor es desestimado por distintos sectores que defienden la moción por ser de poca importancia económica.

Iniciativas ciudadanas como www.luces24horas.com vienen luchando desde hace tiempo por esta medida y se apoyan en diferentes estudios sobre el tema. El informe del Real Automóvil Club de España (RACE) 'La seguridad del transporte en España' de junio de 2003, ya destacaba que "los mayores beneficios en la reducción del número de accidentes se producirían con la introducción de vehículos nuevos más seguros y la utilización de las luces diurnas".

Por otra parte, el estudio "Las Carreteras y la Noche. Ver y ser Visto" elaborado por la Asociación Española de la Carretera (AEC) y presentado a finales de 2005, afirma que "la conducción durante la noche o el crepúsculo y la mala iluminación de las carreteras" son los factores que aumentan la probabilidad y gravedad de los accidentes de tráfico.

"La conducción durante la noche o el crepúsculo y la mala iluminación de las carreteras" son los factores que aumentan la probabilidad y gravedad de los accidentes de tráfico"

Añade que los accidentes nocturnos que se producen en una carretera mal iluminada son siete veces más graves que los ocurridos durante el día, y defiende que "la correcta iluminación de una vía puede reducir alrededor de un 30% el número de víctimas por accidente de tráfico".

Además, para confirmar la importancia de la medida, el informe EuroRAP 2006, programa europeo de valoración de carreteras, ha revelado que el 13% de las carreteras españolas presenta un nivel de riesgo elevado. Con respecto a 2005, la cifra baja tres puntos y reduce los tramos de riesgo alto de 17 a 10, pero las asociaciones de automovilistas afirman que "no es suficiente".

El estudio, realizado por el Real Automóvil Club de España (RACE) analiza un total de 15.298 accidentes graves y mortales ocurridos en poco más de mil tramos (más de 20.000 kilómetros) desde 2003 a 2005. Las comunidades autónomas con peores resultados son Asturias, con un 28% de tramos de riesgo alto, y Aragón, con un 22%.

Las luces de circulación durante el día en el mundo

En Europa 22 países ya aplican la medida. Francia ha implantado periodos de prueba desde octubre hasta finales de marzo con luces obligatorias (no sancionable); en Italia es obligatoria en autopistas desde 2003; Austria la recomendaba y desde octubre de 2005 obliga su aplicación bajo sanción. Mientras tanto, Alemania simplemente sugiere encender las luces e insta a la Unión Europea a su armonización en todos los Estados; Luxemburgo también apuesta por la medida sin penalización desde octubre de 2006, pero en otoño e invierno.

La Comisión Europea estudia su obligatoriedad en todos los Estados miembros obligando a los fabricantes a instalar luces automáticas de bajo consumo. En 2006 lanzó el documento de consulta, 'Las luces de cruce durante el día salvan vidas', vigente hasta noviembre de 2006, para recabar propuestas de las partes interesadas que conduzcan a la pronta introducción de la medida.

En el resto del mundo diez países establecieron la vigencia de la norma: Canadá, Uruguay, Estados Unidos, Argentina, Colombia, Chile, Brasil, Paraguay, Israel y Japón.

Beneficios y consumo

Los beneficios principales del uso de luces que disminuyen el riesgo de accidentes están relacionados con los siguientes puntos:

  • Aumento de la visibilidad de todos los vehículos en cualquier condición de luminosidad y reducción del riesgo. Identificación con mayor facilidad, exactitud y rapidez.
  • Evita ‘valoraciones’ de visibilidad, dedicando toda la atención a conducir.
  • Las motocicletas se ven mejor con luces, el resto de vehículos también. Todo lo que lleve luces será un vehículo en circulación, distinguiendo los estacionados.

En lo referente al mayor consumo posible, quienes defienden la medida consideran que no incide de manera significativa en el gasto. El consumo de combustible, relacionado con el funcionamiento del coche en general (presión de neumáticos, aceleración y desaceleración brusca, marchas largas, etc.) podría aumentar entre 1% y 3%, mucho menos que el provocado por el empleo del aire acondicionado (de alrededor del 5% dependiendo del vehículo). En cuanto al consumo de focos, los hay diurnos de bajo consumo para uso continuo. Y hay que tener en cuenta que las bombillas reducen más su vida por el encendido y apagado que por su uso constante.

La moción aprobada ha contribuido a reducir la ambigüedad de la labor a desempeñar por el Ejecutivo para aplicar la medida, y está en la línea de acción que la UE. Además, una gran cantidad de países la consideran acertada para reducir el riesgo de accidentes y aumentar la seguridad vial. Cabe destacar que ésta ha sido la primera moción consensuada de manera unánime del nuevo ciclo de sesiones anual.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones