Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad > Derechos humanos

Menores sin infancia

Millones de niños en todo el mundo realizan tareas de adultos y carecen de medios para sobrevivir en condiciones dignas

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 19 noviembre de 2008

La infancia no siempre es la etapa más feliz de la vida. Cada día, millones de menores en todo el mundo luchan, sin demasiado éxito, por esbozar una sonrisa. Su situación es la de pequeños adultos a los que les han robado un pedazo de existencia. El Día Universal del Niño lo recuerda cada 20 de noviembre, pero conviene no olvidarlo nunca.

Cifras millonarias

/imgs/2008/11/campo-refugiados-articulo.jpg

Niños sin infancia. Una contradicción que, sin embargo, refleja la realidad de millones de menores en todo el mundo. Un baile de cifras, a cual peor. Naciones Unidas revela que existen hasta 150 millones de niños y niñas de la calle. Otros 200 millones trabajan en empleos considerados peligrosos. Unos 70 millones más en edad escolar no van a la escuela. Y así hasta llegar a las cifras de mortalidad infantil que, a pesar de disminuir cada año, todavía hablan de 27.000 menores de cinco años que mueren cada día por causas evitables.

Los niños y niñas tienen derechos, aunque no siempre se respeten. “Hay millones de adultos prematuros encerrados en pequeños cuerpos, que juegan cada día el difícil partido de la supervivencia”, describe Manos Unidas. En la última década, dos millones de niños han muerto en conflictos armados y 250.000 han debutado como niños-soldado. Sin duda, un estreno peligroso.

Unos 200 millones trabajan en empleos considerados peligrosos, mientras que el reclutamiento forzado es una práctica extendida en lugares en conflicto

La atención estos días se centra en República Democrática del Congo donde, según Unicef, los constantes combates en la provincia de Kivu del Norte “han puesto a los niños en peligro de sufrir malos tratos y explotación por parte de los grupos armados”. El reclutamiento forzado es una práctica extendida. El grupo más vulnerable es el compuesto por los niños desplazados. El caos que se ha adueñado del país propicia el movimiento de personas y el aumento de niños que, en su huida, quedan separados de sus progenitores.

Los males que acechan a los infantes son varios y variados. En el mundo, por ejemplo, hay 15 millones de pequeños huérfanos a consecuencia del sida y tampoco ellos se salvan de esta epidemia. El abuso sexual a que son sometidos en algunos países les conduce a traumas psicológicos, contagio de VIH y enfermedades de transmisión sexual “o la adicción a las drogas desde edades tempranas”, recuerda Global Humanitaria. Esta ONG desarrolla desde 2003 el Proyecto Protect. Radicado en Camboya, este proyecto investiga y denuncia abusos sexuales a menores por parte de extranjeros y de redes de prostitución infantil. “La precaria situación económica del país, más acentuada en las zonas rurales, causa el abandono, la venta y el secuestro de niños”, lamenta la entidad. Alrededor de la mitad de los habitantes de Camboya tienen menos de 18 años. Sólo en Phnom Penh, capital del país, se estima que entre 1.000 y 1.500 niños -como mínimo- viven en las calles sin mantener vínculos familiares.

Población mayoritaria

Más de la mitad de la población de los países en desarrollo es menor de 25 años. Esto significa, según datos del Banco Mundial, que el 85% de los jóvenes entre 15 y 24 años reside en estos países y que el 92% de los 1.400 millones de niños que nacerán en el mundo antes de 2010, lo harán también en estas zonas. Sin embargo, los menores son uno de los grupos más vulnerables y sus voces, “las menos escuchadas”. Una cuarta parte de la población que vive en condiciones de extrema pobreza es joven, cerca de 12 millones viven con VIH/sida, unos 133 millones no saben leer ni escribir y entre un tercio y la mitad carece de empleo.

En este contexto, los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) buscan, entre otras cosas, mejorar las condiciones de vida de los niños y jóvenes. Para ello, el Banco Mundial cuenta con diversos programas cuyo objetivo es incorporar las opiniones de los jóvenes “a fin de mejorar su presente y su futuro”. En el caso de Youthink!, se pone a disposición de los estudiantes un recurso en línea sobre temas sociales y de desarrollo, en el que el contenido está escrito en un idioma “apropiado a la edad” y se invita a los jóvenes a compartir sus historias y sus experiencias.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 3]
  • Ir a la página siguiente: Explotación laboral »

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones