Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Nuevas tecnologías > Imagen y sonido

Grabar vídeo con el móvil

El teléfono móvil puede ser un útil aliado para grabar vídeos caseros e incluso periodísticos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 23 noviembre de 2011

El teléfono móvil no es el instrumento más apropiado para grabar un vídeo de calidad, aunque al vertiginoso ritmo de
innovación que vamos, podría llegar a convertirse en un digno rival de las
cámaras profesionales. Sin embargo, para ciertos momentos en los que
no hay otra alternativa, sí puede dar un resultado digno. Los
dispositivos actuales de gama más elevada, como el iPhone, el Nexus S
de Samsung o los nuevos Nokia Lumia, pueden grabar en alta
definición. Como se detalla a continuación, con una serie de trucos o el uso de algunos
programas, e incluso de ciertos complementos de hardware, los vídeos
pueden tener una calidad aceptable para mostrar a los demás
.

Imagen: Eva Rinaldi

Cada vez están más de moda los vídeos instantáneos, grabados en plena calle con nuestro móvil cuando la ocasión se presta

Cada vez están más de moda los vídeos instantáneos, grabados en plena calle con nuestro móvil cuando la ocasión se presta por motivos cómicos, noticiables o estéticos, y dispuestos para compartirse con los contactos mediante mensajeros como WhatsApp o el correo electrónico. Hasta tal punto este hábito cobra forma, que el presidente de la plataforma Instagram, una red de fotografías instantáneas tomadas desde el móvil, barajó en su día la posibilidad de crear una versión para compartir vídeos de corta duración.

Otra tendencia la conforman los denominados vídeos "time-lapse", en los que se deja el móvil fijo en un determinado sitio y se le ordena que tome una fotografía cada cierto espacio de tiempo durante unos minutos, horas o días. Después, estas imágenes se ordenan en un vídeo que las pasa en modo diapositiva para que se pueda apreciar la evolución de un determinado proceso, como la germinación de una planta, la floración, el vuelo de un pájaro o el paso de las nubes.

Un instrumento muy versátil

El teléfono destaca por la ventaja de su tamaño, ya que al ser tan ligero y manejable, es sencillo colocarlo en cualquier posición

El móvil cuenta con algunos inconvenientes respecto a las cámaras específicas de vídeo, como la óptica, aunque no la definición o el número de píxeles. Si bien una cámara compacta suele tener mejores lentes y ciertas funciones mecánicas que optimizan la captura del vídeo, estas se pueden suplir en el móvil con programas y aplicaciones. Por contra, el teléfono destaca por la ventaja de su tamaño. Al ser tan ligero y manejable, es sencillo colocarlo en cualquier posición, de modo que puede introducirse en zonas donde una cámara no podría. Además, su menor peso aminora las vibraciones del brazo.

Consejos para grabar con un móvil

Lo recomendable al grabar vídeos con un teléfono móvil es seguir el sentido común, que se plasma en una serie de consejos.

  • Buscar siempre puntos de apoyo: tanto para el usuario como para el aparato. Cuanto más estables estén ambos, menos se notarán las vibraciones y mejor será el resultado. Si hay en el mercado trípodes adaptables al móvil, no es ninguna idea disparatada adquirir uno. Incluso una empresa británica ha diseñado un aparato específico para iPhone, que no solo sirve para aguantar mejor el teléfono, sino que aporta una óptica y una entrada de audio mejores que las del móvil. Se denomina Owle Bubo Mount y su principal inconveniente es que cuesta 130 euros.

  • Ir a favor de la luz: al carecer de fuentes de luz potentes a mano (aunque los flashes actuales de los móviles mejoran rápido), se deben buscar tomas que hagan que el objeto esté bien iluminado. Si se puede escoger y es de noche, se intentará situar a las personas debajo o al lado de luces, sin que estos focos aporten ruido a la grabación.

  • Evitar el audio: los teléfonos toman audio con muy mala calidad por un tema de ahorro de ancho de banda, por lo que dejar el canal de audio abierto, o al menos confiar en él, no dará buenos resultados. Es mejor introducir el audio después.

  • Usar siempre la máxima definición: teléfonos como el iPhone y los rivales de su mismo nivel permiten grabar vídeo en alta definición, que se puede ver perfectamente en una pantalla de televisión. Es preferible grabar al máximo de resolución y después, si se quiere compartir el vídeo por la Red o subirlo a un servidor, se puede bajar la resolución con un editor de vídeo.

  • Evitar el zoom digital: el zoom digital no es nada recomendable porque reduce mucho la calidad de la imagen. En su lugar, está la ventaja de que el móvil pesa poco y siempre será más fácil acercarse al objetivo por nuestro propio pie.

  • Usar planos medios y cortos: los planos largos funcionan mal con la cámara del móvil, pero los cortos y medios pueden dar resultados excelentes. Es mejor acercarse y buscar encuadres que optimicen las capacidades del móvil.

Algunas aplicaciones que ayudan a grabar

Existen numerosas aplicaciones que mejoran de manera digital la grabación de un vídeo, tanto al tomarlo como en la postproducción. La mayoría están desarrolladas para el sistema operativo iOS de Apple, pero también existen para Android. Muchas de ellas son de pago, a un precio que no supera los cinco euros, si bien hay algunas gratuitas e interesantes.

  • Luma permite hacer tomas en movimiento sin que se noten las vibraciones gracias a un filtro que elimina ciertos fotogramas "movidos". Es una aplicación gratuita.

  • Otra aplicación interesante, esta vez para Android, es LapseIt, que posibilita grabar vídeos en "time-lapse" tras predefinir los ciclos de captura de imágenes y el tiempo total de filmación. Después se encarga de organizar los fotogramas, la frecuencia de exhibición de cada uno, etc.

Imagen: Vintage camera
  • Vintage camera dota al iPhone de la capacidad de grabar vídeos y otorgarles una pátina de antigüedad gracias a sus filtros. Se consigue así un efecto de vídeo recuperado del pasado que induce a la nostalgia. Su precio en la tienda de iTunes es de 1,99 euros.

  • Tiltshift Video también es útil para dar un toque estético al vídeo con filtros que refuercen los colores, busquen zonas de desenfoque o jueguen con la luminosidad. Solo es apto para iPhone. Su coste en la tienda de aplicaciones de iTunes es de 0,99 euros.

  • Reel Director consiste en un editor de vídeo que deja editar el vídeo realizado desde el mismo teléfono sin necesidad de pasarlo a un ordenador e, incluso, implementarle un canal de audio. Además, sube directamente el vídeo a YouTube, si así se lo ordenamos.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones