Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Nuevas tecnologías > Internet y telecomunicaciones

Cómo mejorar la cobertura del móvil

Algunos aparatos se han diseñado con el fin de mejorar la mala recepción de señal en el teléfono móvil que se registra en ciertos lugares

Uno de los principales
problemas de la
telefonía móvil es la mala cobertura en algunas zonas, sobre todo
rurales o interiores de edificios. Además, en algunos casos, en
especial en núcleos turísticos, puede darse una situación de
saturación de las comunicaciones debido a la cantidad de personas
que hay conectadas a la vez a una misma antena. Todo ello
complica la conectividad a las redes móviles y el acceso a Internet
mediante smartphones. No obstante, hay soluciones alternativas que
pueden, en parte, paliar la situación.

Fentoceldas

Los operadores de telefonía móvil, junto con algunos fabricantes, disponen de soluciones que mejoran la recepción y cobertura en las zonas con deficiencia. Uno de los dispositivos para lograr este objetivo son las llamadas fentoceldas, comercializadas tanto para usuarios particulares como para empresas. Son unas miniantenas en forma de panel que, al colocarse en el interior de un hogar o un edificio, mejoran la cobertura móvil.

Las fentoceldas funcionan del mismo modo que un repetidor o una antena de telefonía móvil, al hacer que los teléfonos móviles se conecten a ellas de la misma forma y reboten la señal. Las comunicaciones se realizarían a través de la fentocelda y no desde la antena de telefonía móvil que estuviera en cobertura en la zona del usuario. No obstante, las fentoceldas necesitan disponer de acceso a Internet para ser eficaces, por lo que deben conectarse a un router ADSL o a un acceso por cable para que todas las comunicaciones se emitan a través de este tipo de conexión.

Una ventaja adicional, además de la cobertura, es que los teléfonos móviles mejoran el rendimiento de su batería con las fentoceldas, ya que cuanto mejor es la cobertura, menos se consume. Por otro lado, el precio de las llamadas puede ser inferior, aunque depende de las ofertas comerciales del operador que hayamos contratado. Por el contrario, las fentoceldas tienen aspectos negativos; uno de ellos es que su rango de cobertura es limitado, es decir, está orientado para mejorar la cobertura solo en zonas concretas y no es un aparato que se pueda llevar encima, por lo que solo son útiles en zonas que ocupemos de forma habitual.

Es necesario adquirir la fentocelda junto con el operador de telecomunicaciones contratado

Además, no se pueden comprar por libre. Es necesario adquirir la fentocelda junto con el operador de telecomunicaciones contratado, ya que el teléfono móvil debe ser capaz de conectarse a sus redes y su uso está regulado mediante una tarifa mensual. Según la legislación vigente, solo los operadores pueden emitir en las frecuencias autorizadas para los servicios de telefonía móvil. En España, operadores como Movistar y Vodafone ha ofrecido en el pasado el servicio de fentoceldas a sus clientes por un coste de entre nueve y quince euros al mes, al que se sumaba el coste del aparato, que ronda los 300 euros. En la actualidad ningún operador ofrece el servicio, pero está opción podría regresar de la mano de Orange.

En Estados Unidos, sin embargo, este tipo de dispositivos son de uso bastante habitual debido a la orografía del país, las grandes distancias entre ciudades y la mala cobertura en zonas densamente pobladas. Incluso hay algunos comercios on line, como Repeater Store, especializados en la venta de aparatos amplificadores de señal y antenas para mejorar la cobertura tanto en edificios y casas como en movilidad.

"Signal boosters"

Otro tipo de dispositivos para mejorar la calidad de la señal de telefonía móvil son los llamados "Signal boosters" o amplificadores de señal. Estos aparatos, con un coste entre 250 y 1.000 dólares, mejoran mediante una antena externa y un amplificador la recepción de la señal de telefonía móvil. Es recomendable instalarlos fuera de la vivienda o del habitáculo donde queramos tener mejor cobertura, ya que funcionan por el aire, al igual que una antena de televisión o una radio.

Los "signal boosters" pueden provocar interferencias con otras señales de telefonía móvil

Como inconveniente, los "signal boosters" pueden provocar interferencias con otras señales de telefonía móvil, al operar en frecuencias cercanas, y registrarse oscilaciones en la señal, lo que incide de forma directa en la calidad de la cobertura. Por este motivo, en Estados Unidos, las autoridades trabajan en una nueva regulación para ellos que permita limitar su potencia, frecuencia de uso y los canales de distribución y venta, de tal modo que su comercialización y uso no interfiera en la señal de otros operadores.

Entre los fabricantes de "signal boosters" figura Wilson. Esta empresa comercializa diferentes dispositivos para incrementar la señal. Entre otros aparatos, dispone de amplificadores de señal para teléfonos móviles pensados para uso en vehículos. De esta forma, los usuarios pueden mejorar la cobertura mientras recorren zonas rurales o alejadas de núcleos urbanos. Wilson dispone de adaptadores para teléfonos móviles como el iPhone o Blackberry, con un coste estimado de 250 dólares.

Otro fabricante, Ubiquisys, cuenta en su catálogo con fentoceldas para entornos domésticos, residenciales o empresariales. Entre otras características, la tecnología desarrollada por esta empresa permite crear zonas donde la fentocelda no actúe. De este modo, los usuarios que utilicen operadores de red, o que no tengan la necesidad de conectarse a la fentocelda, no la colapsan.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones