Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Comunidades de vecinos, seguros y legislación

Robos en domicilios

Los ladrones roban cada hora en España alrededor de 9 viviendas

Robos en España

De enero a junio de 2002 el número de robos en viviendas ascendió a 39.846, siendo Valencia, con 11.095 casos, la comunidad más perjudicada. Las que menos daños sufrieron, con menos de mil denuncias, fueron Aragón, Extremadura, Navarra y Asturias. Entre las ciudades más problemáticas en este campo figuran Alicante, Valencia, Madrid y Barcelona. La Rioja y Cantabria, sin embargo, registraron menos de 200 robos, según los datos del Ministerio de Interior.

Los ladrones de domicilios, por lo general – y según datos de la Ertzaintza- suelen ser delincuentes de poca monta, evitan problemas y no suelen utilizar la violencia a no ser que se vean acorralados. Los que más acciones de este tipo cometen son los delincuentes drogodependientes que se introducen en los domicilios con el fin de hacerse con cualquier pertenencia que puedan cambiar por droga. “Esperan a que las viviendas estén vacías para perpetrar sus fechorías y actúan en solitario o por parejas”, apunta la Policía Local de Leioa (Vizcaya).

Otros datos, tales como los facilitados por la Guardia Civil, revelan que en España, en 2002, operaban 486 bandas de delincuentes organizados. De ellas, el 55%, 268 en concreto, estaban compuestas por españoles y extranjeros, y un 26% por foráneos exclusivamente. La mayor parte de las redes de delincuencia se dedicaron al tráfico de todo tipo de sustancias ilegales, seguidas de los fraudes y estafas, tráfico de seres humanos y delitos contra la propiedad.

Las fuentes oficiales consultadas insisten en que son estas bandas las que mayor riesgo conllevan. “Son cada vez más numerosas y sus miembros están mucho más especializados. Roban dinero, joyas y documentos, y en ocasiones actúan por encargo”, explican. Controlan de manera exhaustiva la vida de sus víctimas y llegado el momento, no les importa si la vivienda está habitada o no. Cuando las víctimas les hacen frente no dudan en usar la violencia. “Suelen estar formadas por miembros del este de Europa”, apunta la Guardia Civil.

Pero, ¿qué hacen los ladrones con los objetos que sustraen de los domicilios?. Normalmente se los entregan a receptadores o “peristas”, es decir, a las personas encargadas de comprar y vender pertenencias robadas. Entre los efectos más codiciados por su facilidad a la hora de venderlos se encuentran los pasaportes, joyas, material informático, cámaras fotográficas, aparatos de audio y vídeo, videoconsolas y diversas prendas de ropa, según se desprende de diversos artículos del Ministerio de Interior.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones