Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Bricolaje > Jardín

Tipos de contenidos: Bricolaje

Recetas para ir de picnic
Λ

Bancos de madera en el jardín

Un banco de madera permite crear en el jardín un rincón de descanso y bienestar

Los bancos de madera en el jardín decoran y permiten crear un rincón para descansar y disfrutar del espacio verde de la casa, ya que evocan la calidez propia de los bancos de los parques. Se fabrican en diferentes maderas duras y resistentes, y requieren de sencillos cuidados para garantizar su duración por muchos años. Este artículo describe los bancos de madera que recrean las zonas verdes de los parques, los modelos de bancos y tipos de madera existentes, los cuidados que requieren y algunas pautas para diseñar un banco propio.

Bancos de madera que recrean un rincón del parque

Establecer en una zona del jardín uno o varios bancos de madera crea un ambiente apropiado para disfrutar este espacio de la casa donde las principales actividades son las de ocio y descanso. Los muebles de este material evocan aquellos bancos de los parques rebosantes de recuerdos de infancia o de imágenes románticas del cine.

Los bancos de madera son cómodos y prácticos, tanto para sentarse durante una reunión informal como para echarse a leer a la sombra fresca de algún árbol o arbusto. Aunque los originales van fijados al suelo, hay opciones móviles para ubicar en distintos lugares según la ocasión.

Modelos de bancos de madera

La variedad de modelos disponibles permite elegir el banco adecuado al presupuesto y al estilo que tenga la decoración del jardín. Además, se fabrican en todo tipo de maderas, que les otorgan diferentes acabados, colores y distintos grados de resistencia a las condiciones climáticas.

La madera de acacia, dura y resistente, es una de las más apropiadas para los muebles de exterior

Una de las alternativas más económicas son los bancos elaborados en madera de acacia. Esta madera, dura y resistente, es apropiada para los muebles de exterior y hacen posible organizar un espacio con uno o dos bancos y alguna mesa baja de la misma madera para completar el conjunto.

Los muebles de teca son los más utilizados, por ser este un tipo de madera resistente y también bastante económica. Sin embargo, hay que tener cuidado al adquirirla, ya que en numerosas ocasiones se ha denunciado su procedencia de países que no respetan las normas de tala y reforestación controladas.

Entre la oferta disponible de modelos también son apropiados los bancos fabricados en madera de ipé o de pino. Si se cuenta, en cambio, con un presupuesto mayor, las maderas más sofisticadas como el iroko, la massaranduba o padouk darán a los muebles un detalle de color rojizo que destacará por su belleza natural.

Cuidados básicos del banco de madera en el jardín

Imagen: Ian Wilson

Todos los muebles de madera que se usan en el exterior requieren de un tratamiento protector para sellar la superficie y evitar que se estropeen con el sol y la lluvia. De todas maneras, para alargar su vida útil se recomienda, si es posible, guardarlos durante el invierno.

Cada cierto tiempo, los muebles de madera de exterior necesitan una restauración para mantenerse en estado óptimo. Para esto solo hace falta repasarlos con una lija suave y darles una o dos manos de barniz marino o algún otro protector adecuado para maderas. También se pueden renovar con una mano de pintura y, de paso, variar los colores cada cierto tiempo. Además, el esmalte constituye una alternativa apropiada cuando el estado de la madera es deficiente o está muy deteriorado.

La ubicación del banco en el jardín influye en la resistencia del mueble a las condiciones del exterior. En líneas generales, cuanto más resguardado esté del sol y la lluvia, más tiempo durará sin alterar su apariencia original. Por lo tanto, en el momento de decidir su colocación, se puede tener en cuenta la cercanía de alguna sombra de un árbol o disponerlo en una galería techada.

Diseñar un banco de parque propio

Los bancos del parque tradicionales -con patas de hierro forjado y listones de madera dispuestos a lo largo para formar el asiento y el respaldo- se consiguen rebuscando en los anticuarios o en ofertas por Internet. Estos modelos, aunque no sean los más económicos, gratifican al aficionado al bricolaje, ya que requieren de su habilidad para montarlos con sus tuercas y bulones.

En cualquier caso, también existe la posibilidad de diseñar un banco de madera uno mismo a partir del tronco de un árbol. Para esto existen diversas técnicas, que dan lugar a resultados muy bonitos que pueden resultar el complemento más apropiado para la decoración del jardín.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto