La tradescantia, una planta que se adapta a interiores y al jardín

Con pocas exigencias, la tradescantia se desarrolla en interiores como planta colgante y en el jardín como un cubresuelos fresco y colorido
Por EROSKI Consumer 5 de diciembre de 2022
Img tradescantia
Imagen: Cliff
La tradescantia es una planta con mucha presencia en los hogares espa√Īoles, debido sobre todo a su belleza, los pocos cuidados que exige y las m√ļltiples aplicaciones que se le puede dar. Este art√≠culo detalla la versatilidad de la tradescantia, que le permite tanto ser una planta colgante apta para espacios interiores como un cubresuelos para el jard√≠n. Adem√°s, explica sus caracter√≠sticas y necesidades, sobre todo poca humedad y mucha luz. Y ofrece datos sobre la expansi√≥n de esta especie americana.

Qué es y sus características

  • La¬†tradescantia¬†es un g√©nero de plantas muy apreciadas por su valor ornamental y su versatilidad.
  • Casi todas las especies son¬†perennes¬†(aunque algunas son anuales), con hojas que se disponen en dos filas o en espiral.
  • Las¬†inflorescencias¬†dependen de cada especie, pero en general son axilares, con seis p√©talos de color violeta o azulado.
  • Las especies que componen el g√©nero son m√°s de setenta.¬†
  • Provienen de casi toda la extensi√≥n del continente americano, desde el sur de Canad√° hasta el norte de Argentina, y en la actualidad pueden encontrarse ya en los cinco continentes.
  • Otra ventaja es que las especies se cruzan de tal manera que¬†crean h√≠bridos de forma natural.
  • Existe el rumor de que es una planta venenosa. ¬ŅEs as√≠? No. No es venenosa, pero puede resultar t√≥xica. Sobre todo para perros y gatos, a los que puede provocar dermatitis e irritaci√≥n.

Tipos y variedades de tradescantia

Algunas de las especies m√°s conocidas de la tradescantia son:

‚ě° Purpurina o pallida

Su follaje es p√ļrpura oscuro, casi azulado. ¬†Es de porte rastrero y no sobrepasa los 30 cent√≠metros de altura.

‚ě° Zebrina

Tiene hojas con franjas plateadas y verdes, y el env√©s p√ļrpura. Es un ejemplar rastrero, pero al que puede tratarse como trepador, ya que tambi√©n crecer√° verticalmente si se le proporcionan los asideros necesarios.

‚ě° Fluminensis

Tiene hojas verdes con manchas blancas, son de hoja perenne, acabadas en punta.¬†Es una variedad colonizadora, por lo que ha sido incluida en el¬†Cat√°logo Espa√Īol de Especies Ex√≥ticas Invasoras¬†y est√° prohibida su introducci√≥n.

‚ě° ¬†Spathacea

Tiene rosetas de hojas lanceoladas y gruesas, con el anverso verde oscuro y el env√©s color p√ļrpura. En las primaveras puede dar flores, peque√Īas, en el extremo de cada tallo.

Las tradescantias, sin embargo, son plantas que no suelen conocerse por estas denominaciones sino que reciben nombres genéricos como amor de hombre, flotilla, yerba de boca y flor de Santa Lucía, entre muchos otros.

¬ŅEs una planta de interior o exterior?

Se pueden colocar tanto en el jard√≠n donde act√ļan como un espl√©ndido¬†¬ęcubresuelos¬Ľ, como en¬†macetas¬†desde las que pueden¬†crecer hacia arriba o como¬†ejemplares colgantes. Por eso, son una presencia recurrente tanto en los jardines y¬†terrazas¬†como en el interior de muchos hogares espa√Īoles.

El uso de la tradescantia como cubresuelos en el jard√≠n es muy com√ļn porque otorga un aspecto atractivo, ya que se distribuye de modo uniforme sobre la superficie y, adem√°s, porque tiene una gran facilidad para echar ra√≠ces en cada uno de sus nudos.

Cuidados de las tradescantias

ūüĎČ Iluminaci√≥n

Necesitan de mucha luz para desarrollarse con vigor y se adaptan muy bien a condiciones de altas temperaturas

ūüĎČ Temperatura

Necesitan valores m√≠nimos de entre 12 y 15 ¬ļC por lo que no son plantas que puedan vivir en zonas fr√≠as, salvo si la cultivas en interior. Nunca es recomendable cultivarla en lugares con heladas frecuentes.

ūüĎČRiego

Resisten con poca humedad. Basta con regarlas un par de veces a la semana en verano y cada diez días en invierno. Como el exceso de agua les perjudica, el principal requisito del suelo es que posea una muy buena capacidad de drenaje.

Hay que evitar siempre que estén expuestas a temperaturas inferiores a entre 12 y 15 grados

ūüĎČ Abono

Con respecto al uso de abonos, lo aconsejable es realizarlo en primavera, en la época de crecimiento. Lo más apropiado es utilizar fertilizantes líquidos, que se deben aplicar cada dos semanas.

Reproducción, plagas y poda

‚ě° Poda

Para que la planta gane fuerza y mejore su aspecto también se recomienda una poda a ras del suelo en la época de crecimiento, para eliminar las partes improductivas, que consumen nutrientes y afean el conjunto.

‚ě° Plagas y enfermedades

Una de las ventajas de la tradescantia es su fortaleza para resistir el ataque de plagas y enfermedades

  • Las primeras casi no la afectan, aunque en ocasiones puede ser v√≠ctima de la acci√≥n de pulgones, ara√Īas rojas o cochinillas. Si se ven las hojas o flores deterioradas, hay que revisarlas y, si se detecta la presencia de estos seres, aplicar alg√ļn plaguicida.
  • Con respecto a enfermedades, el principal problema ocurre cuando estas plantas reciben mucha humedad: los tallos se agostan o pudren y las hojas se cubren de un moho de color gris. En estos casos se deben eliminar las partes afectadas y procurar que el ejemplar no se enfrente de nuevo a cantidades excesivas de humedad.

‚ě° Multiplicaci√≥n de la tradescantia

Se reproduce de modo sencillo y rápido. Lo hacen mediante esquejes:

  • Se selecciona un tallo sano
  • Se eliminan las hojas inferiores
  • Se vuelve a plantar en un sustrato h√ļmedo
La tradescantia, de América al resto del mundo

El primer viaje registrado de la tradescantia desde su continente de origen (América) a otro sitio del mundo fue en 1629, cuando un naturalista y viajero llamado John Tradescant la llevó desde Estados Unidos al Reino Unido y la cultivó con fines ornamentales. En su homenaje, Carlos Linneo (padre de la botánica moderna) bautizó a esta planta con el nombre de tradescantia.

En la actualidad, esta planta puede encontrarse en todo el mundo. Alguna de sus especies se considera que está en peligro de extinción (la Tradescantia occidentalis, en Canadá), mientras que en otros sitios se ha extendido tanto que alcanza la categoría de maleza.

Como se propaga de manera fácil y rápida y ocupa el suelo con mucha densidad, en muchos casos impide la regerenación de especies nativas. Por eso, se emplean herbicidas o controles biológicos (reducir su presencia mediante otros organismos vivos) para evitar su extensión desmedida.