Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación > Universidad

Tipos de contenidos: Educación

^

Programas de acceso al primer empleo para estudiantes

A través de estos programas de empleo, los universitarios recién titulados y estudiantes de FP contactan con empresas interesadas en sus perfiles

Imagen: Samuel Mann

Facilitar el acceso de los jóvenes al mercado laboral para que obtengan su primer empleo. Este es el objetivo de varios programas que ponen en contacto a las empresas con los universitarios recién titulados y estudiantes de Formación Profesional de grado superior, les ayudan a encontrar un empleo en Europa o fomentan su carrera como emprendedores. Los jóvenes que buscan su primer trabajo cuentan con estas tres opciones, detalladas a continuación, para poner fin a una tasa de paro juvenil que supera el 50%.

Primer empleo para recién titulados y estudiantes de Formación Profesional

El paro se ceba con los jóvenes y hay que buscar alternativas para fomentar su inserción laboral. En este intento, la Fundación Universidad-Empresa (FUE) desarrolla varios programas para ayudar a los recién titulados universitarios y estudiantes de Formación Profesional a acceder a las empresas. En una apuesta por la "coordinación constante entre los centros de enseñanza y los departamentos de recursos humanos", impulsa aportar a cada empresa una solución a sus necesidades. Así surgen los Programas de Primer Empleo.

Para mejorar las posibilidades de acceso a un empleo, se estudia bien a los candidatos y a la empresa para responder a las necesidades de ambos

Estos se caracterizan por una relación de carácter no laboral entre alumnos y empresa, aunque suponen una oportunidad para contactar con el mundo laboral y desarrollar tareas en un entorno real. Para conseguir el máximo aprovechamiento, se realiza un estudio previo de los candidatos y de la empresa a la que se propone el estudiante que mejor responde a sus necesidades.

La actividad de la Fundación Universidad-Empresa gira en torno a cuatro ejes estratégicos: el empleo, la formación, el apoyo a emprendedores y la innovación. Los programas anteriores se enmarcan en el ámbito laboral y las posibilidades se dividen entre varias propuestas.

Una de ellas es el Programa CITIUS, que cuenta con la colaboración de la Universidad Autónoma de Madrid y la Universidad Autónoma de Barcelona. Se desarrolla a lo largo de un año y contempla la realización de prácticas tuteladas en la empresa y un plan formativo durante el tiempo que duren estas. El fin es que una vez terminado este año, los jóvenes conozcan el trabajo en la empresa y hayan completado su formación de manera específica para ocupar un puesto en ella, por lo que aumenten sus posibilidades de obtener un contrato en la compañía. "Más de un 80% ha decidido contratar laboralmente a los participantes en el programa" tras haber concluido el mismo, señala la Fundación.

El Programa Optimus comparte los fines del anterior, en colaboración con la Universidad Francisco de Vitoria. Por su parte, el Programa GAIA se dirige a empresas con actividades en el extranjero, que buscan recién titulados para trabajar en las sedes ubicadas en estos países, mientras que UNIVEM se centra en estudiantes de másteres de especialización, con prácticas para "jóvenes con una formación específica en determinadas áreas de negocio".

Para los alumnos de Formación Profesional de grado superior se desarrolla el Programa Pasarela. Su razón de ser pasa por responder a la demanda de perfiles específicos que los titulados universitarios no pueden cubrir. La duración también en este caso se prolonga durante doce meses, en los que los jóvenes complementan su formación en idiomas, informática y habilidades y competencias, mientras realizan prácticas en una empresa. Se pretende que "adquieran una formación específica universitaria", señala FUE, para "crear un candidato plenamente formado y con una flexibilidad importante para su puesto".

Desde la puesta en marcha de estos programas, 40.000 universitarios han participado en alguna de las propuestas, "con índices de inserción medios del 80%", indica FUE. Se mantiene la apuesta por las prácticas formativas, "que proporcionan una primera experiencia profesional y la posibilidad de adquirir las competencias personales y profesionales que hoy demandan los empleadores". Para ello, se diseñan en colaboración con las universidades y empresas colaboradoras.

Primer empleo en Europa

El Programa EURES es otra herramienta eficaz para abordar el desempleo juvenil. En el marco de esta iniciativa, se acaba de poner en marcha "Tu primer trabajo EURES", un programa piloto implantado en varios países, entre ellos, España. Su objetivo es ayudar a los jóvenes a encontrar un trabajo en alguno de los 27 Estados miembros de la UE, "con independencia de su nivel de cualificación, su experiencia laboral o sus antecedentes económicos o sociales".

Los interesados pueden descargarse la guía del programa e información sobre el mismo, además de ampliar la información en la web de la Comisión Europea. Las previsiones iniciales apuntan a que se prestará apoyo personalizado a 5.000 jóvenes para que encuentren un empleo adecuado a su perfil, además de "brindarles ayuda financiera destinada a formación o desplazamientos durante el proceso de selección".

Fomentar el emprendimiento entre los jóvenes

Ante las dificultades para encontrar un empleo en las empresas, cada vez más personas se lanzan a la aventura de montar su propio negocio. Las iniciativas públicas parecen respaldar el apoyo a los autónomos y a los emprendedores y desde la universidad también se cree en esta vía.

De igual manera, los programas impulsados por la Fundación Universidad-Empresa se complementan con talleres de búsqueda activa de empleo y acciones a favor del emprendimiento universitario, "como otra opción de desarrollo profesional". En los últimos cinco años, se ha conseguido el desarrollo de más de 250 proyectos, un número importante de iniciativas que se han traducido en medio centenar de empresas.

Algunas universidades se han sumado a esta idea, como la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, impulsora de Emprende ULPGC, un Centro de Emprendedores Universitarios que se propone "fomentar el espíritu emprendedor en el ámbito universitario, así como el apoyo a la creación y consolidación de empresas". Mediante esta iniciativa se gestiona el Programa Universitario de Apoyo a la Creación y Consolidación de Empresas, que ha apoyado la constitución de más de 30 empresas en cinco años.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en