Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

El consumo de uvas reduce el riesgo cardiovascular y previene la diabetes

Investigadores estadounidenses indican que esta fruta disminuye la presión arterial y la resistencia a la insulina

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 27 abril de 2010
El consumo de uvas puede resultar beneficioso para reducir el riesgo cardiovascular y prevenir la diabetes, según científicos de la Universidad de Michigan (Estados Unidos). Los investigadores comprobaron en ratones que las uvas ayudan a disminuir la presión arterial y la resistencia a la insulina y, por tanto, mejoran la función cardiaca.

Tras estos efectos beneficiosos pueden estar los fitoquímicos que contienen estos alimentos, unos antioxidantes naturales que "se activan para proteger a las células del corazón de los efectos dañinos del síndrome metabólico", explicó Steven Bolling, uno de los autores de este estudio, cuyos resultados se han presentado en un encuentro científico celebrado en Anaheim, en California.

Los investigadores utilizaron una mezcla en polvo de diferentes tipos de uva -verde, roja y negra- que integraron en la dieta de estos roedores, que se modificaron por medios genéticos en el laboratorio para hacerlos más propensos al sobrepeso. Además, enriquecieron su alimentación con un alto contenido en grasas. Después de tres meses de seguimiento, los científicos constataron que tenían una menor presión sanguínea, mejor función cardiaca y redujeron los indicadores de inflamación del corazón, en comparación con aquellos ratones que no recibieron este suplemento de uva pero estaban también predispuestos al sobrepeso. También detectaron menores niveles de triglicéridos y una menor tolerancia a la glucosa, al tiempo que no detectaron cambios en el peso corporal. Los investigadores hallaron también signos de inflamación y estrés oxidativo, siempre menor en los ratones que consumieron uva.

A los animales se les alimentó siempre con la misma dosis de uva, en torno a un 3% del total de su dieta. Aunque hay ciertos aspectos del riesgo cardiometabólico que no se tuvieron en cuenta, como el perímetro de cintura, los autores apuntan que "el consumo de uvas puede ejercer un efecto protector frente a la enfermedad cardiaca". Tras estos datos, los científicos han decidido iniciar este mismo verano una investigación en humanos que contraste estos resultados.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones