Bajo la lupa: Granini Inmune Support de zanahoria y naranja

Analizamos la etiqueta y la composición de este producto, que usa como reclamo la supuesta capacidad de ayudar al sistema inmunitario y que parece zumo, pero no lo es
Por Beatriz Robles Martínez 25 de abril de 2022
granini inmune support vitaminas ingredientes
Imagen: Virginia Martín
Esta bebida refrescante se une a la moda de incluir como reclamo la capacidad de ayudar al sistema inmunitario. Esta afirmación también la podrían hacer productos similares y nada novedosos como cualquier zumo de naranja, por su alto contenido en vitamina C. Lo que sí aporta es una gran cantidad de azúcares libres. Lo analizamos a continuación.

Granini Inmune Support de zanahoria y naranja no es un zumo

Por su aspecto y presentación, este producto puede parecer un zumo pero, al contener vegetales (en este caso, la zanahoria), legalmente se considera una bebida refrescante como se indica en la parte posterior de la etiqueta. Su denominación legal de venta es “Bebida refrescante de naranja, zanahoria y uva parcialmente hecha a partir de concentrado con vitaminas A, C, D y E”.

¿Ayuda al sistema inmunitario?

Este es un eslogan muy extendido. La declaración «Ayuda a tu sistema inmunitario» está regulada en la Unión Europea. Puede hacerse en cualquier bebida siempre que aporte al menos el 7,5 % de las ingestas de referencia diarias recogidas en la legislación para alguno de los siguientes nutrientes: vitaminas A, B6, B9, B12, C, D y los minerales selenio, zinc, cobre y hierro. Es decir, con tener solo uno de ellos en cantidad suficiente, puede incluirse esta declaración. En este caso se cumple para la vitamina A, la C y la D.

Si partimos de 100 ml de esta bebida, podemos obtener la misma cantidad de estos nutrientes con otros alimentos:

  • Vitamina A: 15 g de zanahoria (una cuarta parte de una zanahoria) o 25 g de espinacas.
  • Vitamina C: 21 g de pimiento rojo o 50 g de fresas (cinco unidades) o con 82 ml de zumo de naranja.
  • Vitamina D: 1,5 g de atún, 3 g de dorada o 20 g de huevo (un tercio de huevo).

Otras declaraciones de salud

En la parte posterior del envase encontramos, menos destacada, otra declaración de propiedad saludable: «La vitamina E contribuye a la protección de las células del daño oxidativo». Igualmente es un mención regulada que puede hacerse en cualquier bebida siempre que aporte al menos el 7,5 % de las ingestas de referencia diarias de este nutriente.

La misma cantidad de vitamina E que nos aportan 100 ml de esta bebida podemos obtenerla comiendo 13 g de pipas de girasol (medio puñado), 20 g de almendras o avellanas (8-10 unidades) o 2,5 cucharadas de aceite de oliva.

Sin azúcares añadidos no significa que no tenga azúcar

La mención «sin azúcares añadidos» está regulada y puede hacerse siempre que al alimento no se le hayan añadido azúcares simples ni ingredientes usados por sus propiedades edulcorantes. Al contener azúcares naturalmente presentes en las materias primas, vemos la mención obligatoria “contiene azúcares naturalmente presentes”.

A pesar de que no contiene azúcares añadidos, sí aporta una gran cantidad de azúcares libres procedentes de los zumos concentrados de fruta. Los azúcares de los zumos y bebidas similares tienen la consideración de azúcares libres, cuyo consumo debe limitarse, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), a un máximo de 25 g/día. Con un solo vaso de 250 ml de este producto se alcanzaría el 75 % de ese máximo.

En este producto, el azúcar es el único aporte nutricional significativo, ya que contiene 7,3 g por cada 100 ml y supone el 84 % del valor calórico del producto. Puesto que la cantidad de otros nutrientes es despreciable, el resto de las kilocalorías probablemente provengan de la fibra, aunque no está indicada la cantidad, algo que es perfectamente válido ya que este dato es voluntario.

Valoración Nutri-Score y conclusiones

Nutriscore E
Imagen: Eroski Consumer

La valoración obtenida en el sistema Nutri-Score es E, debido, sobre todo, a su cantidad de azúcar. Para calcular la nota no hemos tenido en cuenta la cantidad de fibra, porque no está declarada en el etiquetado.

En suma, esta es una bebida con un alto contenido en azúcares libres procedentes de los zumos de fruta concentrados. Su capacidad para «ayudar a tu sistema inmunitario» no es un atributo que la diferencie de otras bebidas similares y se basa únicamente en la presencia de vitaminas que podemos encontrar en alimentos de consumo habitual. Unos alimentos que, además, son más saludables y no tienen la desventaja de aportar azúcares libres.