Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Bebé

Seis ideas para ahorrar en la ropa durante el embarazo

El gasto en ropa premamá puede reducirse con ideas sencillas para ajustar las prendas de la gestante y con ayuda de los complementos apropiados

Los españoles gastamos 560 euros al año en prendas de vestir, según datos del sector. Este desembolso, sin embargo, crece para las embarazadas: la ropa premamá no sirve durante toda la gestación, ya que debe actualizarse a medida que la mujer gana peso y volumen. ¿Hay algún modo de ahorrar en la ropa durante el embarazo? Este artículo propone seis ideas geniales para lograrlo: arreglar pantalones, ajustar faldas premamá, elegir prendas ajustables, recurrir al armario de la pareja, pedir ropa prestada y apostar por los complementos.

Imagen: Phalinn Ooi

Ahorrar en la ropa de la embarazada: sí es posible

La ropa de embarazada implica un gasto importante que la mujer puede ahorrarse, con ayuda de patrones sencillos y con prendas reutilizadas

Cada español gasta de media alrededor de 560 euros al año en ropa, según datos del observatorio Euromonitor, que recoge cifras del volumen de negocio ofrecidas por el sector. Esta inversión, sin embargo, crece para las embarazadas, quienes ven cómo precisan renovar su armario a medida que suben de peso e incrementan su volumen. Los fabricantes conocen esta necesidad, por lo que las rebajas en las llamadas prendas premamá suelen ser más bien escasas, como reconocen los propios creadores.

Ante semejante panorama, ¿es posible ahorrar y reducir el gasto en ropa durante el embarazo? La respuesta es afirmativa. Este desembolso en ropa especial durante la gestación puede disminuirse e, incluso, eliminarse. Internet ofrece numerosas ideas para reutilizar las prendas habituales de la mujer, y hasta del hombre, y adaptarlas para este tiempo. A continuación se recogen seis ideas geniales para lograrlo y economizar el dinero que se invierte en ropa premamá.

1. Ahorrar en ropa de la embarazada: ¿cómo adaptar los pantalones?

Imagen: Marlo Rolli Wear

Entre todas las prendas, los pantalones son quizás el artículo que necesita adaptarse más al cuerpo de la gestante. El principal problema es que, a medida que la tripa de la embarazada crece, la cintura se expande, y en tres o cuatro meses, resulta imposible cerrar el pantalón sin sentirse comprimida.

Los pantalones para gestantes resuelven este inconveniente con distintos sistemas de ajuste, como cinturillas expandibles con ojales o suplementos de licra, que parten de la cintura para albergar la barriga. Con un poco de maña, y algunos recursos disponibles en la Red, es posible incorporar estos sistemas a los pantalones habituales, y sin gastar dinero.

El blog Create Studio propone una opción fácil y económica para ajustar los pantalones y otra ropa durante el embarazo. La bitácora explica, de forma detallada, cómo adaptarlos para que no compriman la tripa de la gestante. Hay que cortar la parte delantera de la cinturilla del pantalón y sustituirla por una pieza elástica, obtenida de una camiseta vieja de licra.

Otra propuesta es la que recoge el taller de costura on line de La Pantigana: un modelo que transforma los pantalones con dos sencillas bandas elásticas en los laterales.

Cuando el embarazo esté más avanzado, será necesario sustituir la cintura por una tela elástica. Este vídeo detalla, paso a paso, cómo hacer este arreglo de un modo sencillo.

2. Ahorrar en ropa premamá: vestidos y camisetas

El aumento en el volumen del pecho y la barriga durante la gestación explica que la mujer se sienta bien con blusas, vestidos y camisetas más holgadas de lo normal. Aunque durante los primeros meses es probable que pueda utilizar sus propias prendas, poco a poco, estas ropas pueden resultar incómodas.

¿Cómo recortar el gasto y evitar comprar nueva ropa? Una clave es recurrir a las prendas de la pareja, como plantea el blog Trapeando. Esta bitácora describe cómo hacer ropa para embarazadas a partir de una camisa de hombre.

La ropa de embarazada puede pedirse prestada a otras mujeres que ya hayan sido madres

Otra opción sencilla, del portal Homemade by Jill, es convertir una camiseta normal en una para futuras madres.

El blog Alida Makes va más allá y propone con un cambio radical: transformar una camiseta ancha en un bonito vestido para el embarazo. ¿Más? Estos vestidos para gestantes son otra de las prendas más cómodas para este periodo.

3. Ropa para embarazadas y barata: patrones para faldas

El mismo proceso de los pantalones se puede realizar con cualquier falda que no se quiera dejar de utilizar durante la gestación. El blog A patchwork world detalla de forma gráfica el procedimiento. Otra idea es convertir un pantalón vaquero en una bonita falda, como sugiere el sitio web Homemade by Jill.

Una opción para los más mañosos es diseñar una falda con su tela favorita, y ajustarla a la talla de la embarazada. El blog Pandielleando propone unos divertidos modelos muy económicos, confeccionados con retales de camisetas en desuso. Y la web Make Baby Stuff, por su parte, incluye los patrones de una sencilla falda que se puede ajustar a todas las etapas de la gestación gracias a una cintura anudable.

4. Reducir el gasto en ropa durante el embarazo: reutilizar

Una idea irresistible, además de divertida, para ahorrar en ropa durante el embarazo es recurrir al armario de la pareja (también vale la de amigos o de un hermano varón).

Una blusa o camiseta de corte masculino -pero de tamaño adecuado para albergar la barriga- puede convertirse en una bonita y moderna prenda durante la gestación. La ropa puede ajustarse con un sencillo cinturón en el corte del pecho. Como tantas otras veces, compartir es vivir.

5. Ropa para gestantes y gratis: pedir prestado

Muchas de las prendas del embarazo sirven durante nueve meses. Después, no es extraño que acaben en una bolsa, almacenada en el fondo del armario. Por ello, una forma de ahorrar durante la gestación es recurrir a amigas o familiares que hayan pasado por esta etapa; es decir, pedir ropa prestada. Las prendas premamá suelen desgastarse poco y la mayoría son inservibles cuando una ya no se encuentra en estado.

6. Ahorrar en ropa de embarazada: el poder de los complementos

Los complementos permiten transformar una camisa en un vestido estiloso. Por ello, apostar por los complementos dejará dar un toque diferente a los modelos y la ropa de la gestante.

¿Algunas ideas? Un fular, un collar, un broche con forma de flor o un cinturón elástico. Estos artículos pueden cambiar por completo la indumentaria, y hacer que parezca menos aburrida.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto