Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Alumnos temen el cierre definitivo de las 132 academias de inglés Opening que hay en España

Varios centros han colgado en agosto el cartel de cerrado por vacaciones, cuando nunca antes lo habían hecho

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 22 agosto de 2002
Alumnos de la academia de idiomas Opening English School han denunciado a la Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) su temor a que los 132 centros de la empresa, repartidos por todo el territorio español, cierren definitivamente y les dejen sin clase pese a tener el curso pagado mediante un crédito. El Grupo CEAC, al cual pertenece Opening y que tiene sede en Barcelona, arrastra una deuda de 30 millones de euros.

Recientemente, el Grupo Planeta ha suscrito un acuerdo con los accionistas y la banca acreedora por el que toma el control del 75% de las sociedades, aunque el convenio no incluye la academia Opening, que ofrece clases de inglés presencial.

Según ha informado la CECU en un comunicado, numerosos alumnos han denunciado a esta organización de consumidores que varios de los centros en toda España han colgado un cartel en el que se anuncia que permanecerán cerrados del 5 al 28 de agosto por vacaciones, cuando en años anteriores esto no ocurrió. Los afectados creen que teniendo en cuenta la deuda de CEAC, tras este anuncio de vacaciones se puede esconder "un cierre definitivo de las instalaciones, con la consiguiente pérdida económica para los alumnos".

Cuando los estudiantes contratan un curso de Opening automáticamente contratan también un crédito con una entidad financiera para pagarlo, con lo que, si se produjera un cierre, los alumnos tendrían que seguir pagando las mensualidades sin que se les ofreciera ninguna formación. La CECU ha advertido de que está iniciando las gestiones necesarias para afrontar los problemas que puedan sufrir los alumnos en caso de un cierre.

Por otro lado, el Instituto Catalán de Consumo, dependiente de la Generalitat de Cataluña, ha difundido un comunicado en el que detalla las acciones que deben emprender las personas afectadas por el cierre de un centro de enseñanza no reglada, como es el caso de Opening.

El Instituto recomienda a los alumnos que reúnan toda la documentación que posean, contrato y recibos pagados, y se la envíen a la empresa mediante un fax reclamando la reanudación del servicio y exigiendo una respuesta por escrito en el plazo de 15 días.

En caso de que tengan contratado un crédito para pagar el curso, deben enviar la misma documentación a la entidad financiera notificando que no reciben el servicio.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones