Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Xavier Querol, experto en contaminación del aire

Europa estudia ya sanciones económicas a España por incumplir los límites de contaminación del aire

La contaminación del aire ha sido protagonista de los medios en los últimos días. Madrid superaba los límites de emisiones permitidas para todo un año en cinco días para uno de los peores contaminantes, el óxido de nitrógeno. Pero la capital no es la única ciudad española en incumplir la legislación europea de calidad del aire. Por ello, la Comisión Europea estudia llevar a España a los tribunales de Luxemburgo e imponerle sanciones económicas. Así lo recuerda Xavier Querol, científico del Instituto de Diagnóstico Ambiental y Estudios del Agua del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). Este investigador es uno de los mayores expertos en contaminación del aire en España. En 2013 recibió el premio Jaume I de Protección del Medio Ambiente y ha formado parte como revisor de un informe de la Agencia Europea del Medio Ambiente sobre la calidad del aire. Querol reconoce que se ha mejorado en los últimos años, pero queda todavía mucho trabajo por hacer con el tráfico de vehículos privados, el principal causante de contaminación urbana en la actualidad.

La contaminación del aire ha sido protagonista en los medios de comunicación estos últimos días. ¿Hasta qué punto es preocupante?

Los medios se han hecho eco del problema porque ha afectado a una gran capital como Madrid, pero es un tema recurrente y persistente. El oxido de nitrógeno, el contaminante que más se ha superado estos días con los episodios anticiclónicos, saltó las alarmas porque en los primeros cinco días de enero se superaron ya en Madrid los límites para las 18 horas permitidas para todo un año.

Según lo que señala, no es la primera vez que se rebasan los límites.

“El tráfico rodado es el principal causante de la contaminación del aire”Madrid vuelve a infringir la legislación. En el caso del oxido de nitrógeno, el límite lo puso la Comisión Europea (CE) el 1 de enero de 2010. La CE evalúa ahora a qué países lleva a los tribunales. Desde el 2010 hasta la actualidad, la zona metropolitana de Madrid, de Barcelona, de Murcia y de Valencia han superado de forma continua esos valores. Algunas como Granada y otras más las han incumplido algún año. En Madrid se incumple tanto el valor límite anual como el horario, y el anual en los sitios que he citado.

¿2015 será el año con los peores resultados de contaminación?

No es normal que se hayan superado ya los niveles de todo el año en estos días, pero no sabemos si este año va a ser el más sucio. El anticiclón actúa como la tapa de una olla. Cuando no hay tapa, el humo, que sería la contaminación, sale. En Madrid no se tomaron medidas contundentes para frenar esa contaminación y se fueron superando los niveles día tras día.

¿Cuál es el causante de esta contaminación?

Para el óxido de nitrógeno, el 80% es por el tráfico rodado y, sobre todo, por los diésel de pasajeros, que pueden emitir entre 12 o 15 veces más que los de gasolina. Incluso los diésel nuevos tienen altas cantidades de emisión.

Los fabricantes recuerdan que las normas actuales son más exigentes con los diésel y contaminan mucho menos que antes.

“La contaminación del aire reduce la esperanza de vida a los europeos en 9 meses de media”Los coches tienen unas normas de emisiones que van desde la Euro 1, que entró en vigor en 1992, a la Euro 6, vigente en la actualidad. Las pruebas que se realizan, los test de emisión NEDC, reproducen unas emisiones a una velocidad de 80 km/h. El gran fallo es que esos coches cuando frenan y arrancan emiten la misma cantidad de óxido de nitrógeno. El Euro 6, según los más recientes estudios científicos, no ha resuelto este problema, si bien es verdad que emiten muchísimas menos partículas en suspensión, el contaminante que más efectos negativos tiene en la salud.

Ya hay quien incluso propone prohibir los diésel.

No se trata de ir en contra del diésel, porque emite menos dióxido de carbono (CO2) y consume menos combustible, sino de obligar a que haya una tecnología que reduzca las emisiones de óxido de nitrógeno. En los camiones y autobuses ya se utiliza.

¿Se cumplen los límites de emisiones en el caso de estas partículas?

El valor límite de la CE es 40 microgramos por m3 de media anual. Hay otro valor límite que es no superar más de 35 días al año la concentración diaria de 50 microgramos por m3. La situación ha mejorado mucho por la Directiva Europea 2008 50 CE, de obligado cumplimiento desde enero de 2005. En aquel año, había 36 zonas de calidad de aire que incumplían el valor límite anual. En la actualidad solo una zona, Gijón – Avilés, que la incumple, si bien el valor límite diario se incumple en 6 zonas. Ahora hay una carta de emplazamiento de la CE para llevarnos a los tribunales de Luxemburgo y podría haber unas sanciones económicas que dependerán de los niveles o la duración del incumplimiento.

¿Cómo nos afecta la contaminación del aire?

La CE habla de 16.000 muertes anuales prematuras a nivel europeo. En realidad, nadie se muere por contaminación, sino que agrava enfermedades que existen. La CE señala que reduce la esperanza de vida a los europeos de media 9 meses. No hay duda entre la comunidad científica. La Organización Mundial de la Salud (OMS), que es una autoridad sanitaria, reconoció en 2014 como cancerígenas las partículas atmosféricas de contaminación urbana.

La OMS incluso es más exigente que la CE en los valores límites.

El valor límite de la CE se puso en 1999, pero la OMS dice que se observan efectos en la salud por encima de 20 microgramos por m3. La OMS dice que el 83% de la población europea vive expuesta a niveles de partículas superiores a lo que señalan ellos. El tráfico rodado es el principal causante, con un 40% causante de las emisiones. El 60% restante se lo reparten la quema de biomasa, la industria, las emisiones domésticas y residenciales, los buques en zonas portuarias, etc.

¿Por qué la CE no asume los valores límite de la OMS?

“No se trata de ir contra el diésel, sino de obligar a que reduzca sus emisiones de óxido de nitrógeno”Es un efecto colateral negativo del desarrollo económico. En China, India o Turquía, lo importante es incrementar la productividad y no se tiene muy en cuenta a costa de qué. El otro extremo son las sociedades escandinavas. La CE hizo sus estudios desde 1999 hasta 2008 para ver en función del nivel de desarrollo económico qué niveles podían fijarse en las directivas. Si hubiera sido por los países escandinavos, se hubieran puesto los valores de la OMS, pero la CE comprendió que todos los países no podían llegar y se pusieron unos valores intermedios.

Algunos expertos señalan que el problema de la contaminación del aire es más grave a medida que se saben más datos. ¿Qué opina?

Es un tema preocupante, pero no alarmante. En España las instituciones han reducido mucho las emisiones industriales, del transporte público, pero se puede hacer mucho más en el tema de los vehículos privados. En Europa hay unas 200 ciudades como Lisboa, Roma, Londres, Estocolmo, Praga, etc. con zonas de baja emisión, donde se etiquetan los coches y los que tienen una etiqueta roja, los más contaminantes, no pueden acceder al centro. Todo esto acompañado de planes para subvencionar la compra de coches nuevos menos contaminantes.

¿En España hay alguna de estas zonas?

En España no hay ninguna zona. El Ministerio de Medio Ambiente (MAGRAMA) ha de crear un marco legal. El plan PIVE y PIMA Aire se pueden utilizar para cambiar los coches más contaminantes por otros como los eléctricos, híbridos, etc. El Gobierno inglés reconoció que las zonas de baja emisión, además de mejorar la calidad del aire, reactivan la venta de vehículos más eficientes.

Además de estas zonas, ¿qué otras medidas se deberían activar para luchar contra la contaminación?

“La contaminación del aire es un tema preocupante en España, pero no alarmante”La mejor medida es no poner en circulación nuevos vehículos diésel y reducir el numero de coches dentro de la ciudad. Hay que hacer muy atractivo el transporte público “REC” (Rápido, Económico y Confortable). Para ello se pueden aprobar medidas, como bonos de transporte público que desgraven en el IRPF, en vez de hacer reducir costes a la empresa de transportes, y mejorar las líneas de cobertura. Antes de hacer ninguna prohibición, hay que volver más atractivo el transporte público. La bicicleta debe ser también una apuesta decidida. Alemania, en diciembre de 2013, había superado el millón de bicicletas públicas. Los parkings disuasorios periféricos para gente que viene de fuera de las ciudades en coche porque no tiene otra forma de llegar puede ser otra buena medida.

La alarma de estos días saltó porque se informó en los medios de comunicación. ¿Las instituciones no tendrían que poner algún sistema de información para los ciudadanos?

Los medios de comunicación son los indicados para informar a los ciudadanos. Todas las redes de calidad del aire de las comunidades autónomas (CCAA) tienen información en directo de los niveles de contaminación, pero no estamos tan agobiados como para tener que mirar la calidad del aire todos los días. Tienen que ser los ayuntamientos y las CCAA, cuando vean que los niveles han subido, quienes den la alerta y los medios hacerse eco. Los ciudadanos tenemos que exigir a las instituciones que cumplan las normativas.

Además de las partículas y el óxido de nitrógeno, ¿qué otros contaminantes son preocupantes?

El ozono y el Benzo alfa pireno. El primero es muy difícil de combatir. En el sur de Europa se produce más por la radiación solar. Afecta más a las zonas rurales y periurbanas y no sale tanto en la prensa. La OMS dice que afecta a la mortalidad prematura y la legislación europea se incumple desde 2005. En cuanto al segundo, se sabe que es cancerígeno. En España no se estaban incumpliendo los valores límite (1 nanogramo por m3), pero en los últimos años hemos empezado a tener problemas. En la zona de Manlleú, Vic, se llegó a 1,8 de media anual en 2013. Se registra más en zonas rurales que urbanas y se atribuye a la quema de leña en las calefacciones.

Lee más artículos sobre contaminación del aire. Sigue el canal de Medio Ambiente en Twitter @E_CONSUMERma y a su autor @ecienciacom


Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones