Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Comprar y alquiler

Los españoles gastan cada vez más en su vehículo

Aun así, las tarifas de los automóviles son un 4% más baratas que en la media de la UE

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 23 agosto de 2006
img_coches220
A pesar de que el precio de los vehículos en España sigue siendo menor en la mayoría de los países europeos, los conductores españoles cada vez llevan coches más caros. La estadísticas así lo indican, ya que la media en la compra de un vehículo durante el pasado mes de julio fue de 21.286 euros, lo que supone un incremento del 3,6% con respecto al mismo mes del año anterior.

Tal vez esta cifra tenga que ver con que las promociones aplicadas a los vehículos han descendido un 9,8% con respecto al mismo mes del año anterior, según datos de los 3.000 concesionarios oficiales presentes en España.

La patronal Faconauto indica, además, que los automovilistas que en nuestro país decidieron comprar un coche durante el pasado mes se inclinaron por modelos con una dimensión un 0,9% mayor. Asimismo, es evidente que los conductores españoles se decantan por la compra de coches más potentes (un 2,3% más que el año pasado por estas fechas). La potencia media de los automóviles vendidos durante julio se situó en 116,9 CV.

Sin embargo, según los datos de Road to Data, las tarifas de los automóviles son un 4% más baratas que en la Unión Europea. Los datos que maneja la consultora señalan que Suiza es el país europeo donde es más barato comprarse un coche nuevo, ya que cuesta un 11% menos de media. El país más caro es Dinamarca.

Tras la entrada en vigor de un reglamento de la Comisión Europea que regula la distribución de automóviles nuevos, el sector de talleres y el mercado de los recambios, la armonización de los precios de los automóviles en la UE se está consiguiendo poco a poco. Bien es cierto que, tal y como afirmó recientemente la Comisión Europea en un informe sobre los efectos de esta nueva reglamentación, la igualación se está consiguiendo debido al encarecimiento de los precios en los países más baratos.

El balance muestra que los motores de gasolina únicamente suponen ya el 21% de las matriculaciones totales. Por el contrario, los vehículos diésel se han encarecido un 1,5% en el último año frente al 1% de subida de los coches a gasolina.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones