Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Atención sanitaria

Test COVID-19: ¿cuántos tipos hay y por qué dan resultados diferentes?

Para tener un diagnóstico fiable de una infección por coronavirus existen diferentes tipos de test que pasan desde los tan nombrados PCR a pruebas rápidas a partir de un simple pinchazo

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 2 mayo de 2020

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, lo repite siempre que puede en cada una de sus comparecencias: “Test, test, test”. Las herramientas de detección del coronavirus forman parte de la casuística en la resolución a corto y largo plazo de la infección y en poder recuperar el funcionamiento pleno del día a día. Pero no todas las informaciones que llegan son claras y hay dudas de fiabilidad cuando se producen falsos negativos. ¿Por qué ocurre esto? ¿Qué tipos de test existen? ¿Es factible hacerse la prueba en casa? Despejamos estas dudas en el siguiente artículo.

¿Cuántos tipos de test hay?

Existen tres tipos de test para detectar síntomas de la COVID-19 según el Ministerio de Sanidad:

  • Test PCR. Se toman mediante una muestra respiratoria. Detectan el ARN (ácido ribonucleico) del virus, es decir, un fragmento del material genético de un patógeno o microorganismo. Su grado de sensibilidad es alto (son los más fiables) y el diagnóstico se puede saber en varias horas. La parte negativa es que su manejo es complejo y laborioso y requiere de personal médico para su resolución.
  • Test rápidos de tipo serológico. Mediante una muestra sanguínea detectan si el cuerpo ha generado anticuerpos frente al virus; es decir, detecta también a los inmunes. Sin embargo, no es fiable en los siete primeros días de la infección. Y, además, tampoco detecta a los asintomáticos. En 10 o 15 minutos se puede saber el resultado. Si es positivo, se establece el diagnóstico; si resulta negativo, habrá que hacer una prueba PCR para descartar el contagio.
  • Test rápidos de antígenos. Se realiza con una muestra respiratoria que detecta proteínas del virus. Estos test tienen un grado de sensibilidad —de entre el 64 % y el 80 %— y en 10 o 15 minutos se puede conocer el resultado. Su manejo es sencillo y su positivo sirve para diagnosticar, pero su negativo requiere también de un test PCR.

¿Podemos hacernos un test rápido en casa?

Realizar un test rápido de anticuerpos fuera de un hospital no garantiza un diagnóstico claro. De hecho, la OMS recomienda los test rápidos de anticuerpos para “investigación” y en un contexto médico. La organización también recuerda que solo los PCR dan fiabilidad respecto a un diagnóstico. “Los test no son tan sencillos de interpretar, no son como test de embarazos; hay que interpretarlos por parte de un médico”, contaba, a su vez, esta semana el médico internista Iván Moreno en su canal de YouTube.

¿Por qué se producen falsos negativos?

La evolución de este coronavirus dentro del organismo aún está en fase de estudio, por eso se desconoce por qué un paciente tarda más que otro en negativizar el virus. “Los test no nos dan respuestas cerradas en todos los escenarios y tenemos que aprender a manejarlos dentro de un contexto clínico: no es lo mismo un paciente que sigue dando positivo después de haber estado curado ocho semanas, que otro que lo hace por primera vez”, cuenta el doctor Iván Moreno.

Así, hay pacientes leves que dan positivo y rápidamente negativizan, otros con cuadros graves que dan negativo más tarde, y también los hay que, a partir de la curación clínica, al cabo de un tiempo dan positivo. “Estos casos no sabemos si es porque se ha reinfectado, le quedaba algo de virus por emitir o es que el paciente es realmente portador de nuevo; son hipótesis que se están planteando ahora mismo”, remata el especialista.

¿Quién debe hacerse el test de coronavirus?

Según el Ministerio de Sanidad, en general, las pruebas diagnósticas se deben realizar a pacientes con síntomas, moderados o graves, dentro en un hospital, y a los leves en el ámbito extrahospitalario (residencias y centros-sociosanitarios).

Las pruebas PCR se deben hacer a pacientes sospechosos de infección, sin PCR o con PCR negativa con varios días de evolución, siempre en un hospital. Pero como los test PCR son más laboriosos, el Ministerio permite utilizar test rápidos de diagnóstico serológico para identificar antes a los positivos. En el ámbito extrahospitalario, el Ministerio prioriza los test en residencias de mayores y centro sociosanitarios para pacientes con síntomas. Si se obtiene al menos una prueba positiva, se considerará que existe un brote en esta institución y se aislará a los pacientes con síntomas y a los demás residentes “se les considerará contactos estrechos procediendo a la cuarentena de los mismos”. En las instituciones penitenciarias sí está permitido hacer pruebas PCR.

Etiquetas:

coronavirus test

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones