Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Investigación médica

El Defensor del Paciente

Esta entidad cifra en 70.000 las denuncias sanitarias que se cursaron en 2003

¿Dónde acudir?

Problemas organizativos, retrasos, escasa atención verbal, errores médicos… La asistencia sanitaria genera y recibe cientos de quejas cada día. Por lo general, éstas se formalizan en los servicios de Atención al Paciente de los centros de salud, oficinas de reclamaciones, consejerías pertinentes o en las instituciones autonómicas en las que, como el Defensor del Pueblo de Andalucía o Extremadura, existe una rama de sanidad. Hasta la fecha, la Comunidad de Madrid es la única que posee, desde noviembre de 2002, una Institución Del Defensor del Paciente.

Un elevado porcentaje de los casos se resuelve “in situ”, aseguran desde el Ministerio de Sanidad, donde, una vez traspasadas las competencias del INSALUD (hoy Instituto Nacional de Gestión Sanitaria) a las comunidades autónomas, ya no existen datos sobre el nivel de satisfacción de los usuarios de la Sanidad pública.

Sin embargo, Carmen Flores, presidenta de la Asociación El Defensor de Paciente (ADEPA), la más representativa de cuantas se dedican a estas labores, considera que estos trámites en hospitales y ambulatorios sólo sirven, en la mayoría de las ocasiones, para que quien haya puesto la queja reciba una carta bienintencionada de la administración sanitaria correspondiente en la que se piden excusas y se insiste en que lo ocurrido no volverá a suceder.

Llegado el caso de denunciar una lista de espera inadmisible, por ejemplo, “resulta más eficaz mantener una entrevista con la gerencia o dirección del centro”, comenta Flores desde su experiencia en la defensa de los afectados por equivocaciones médicas. “Si el responsable tiene un poco de cordura solucionará la demora. Si no, el paciente tiene la opción de interponer un proceso penal ante el juzgado de guardia por denegación de asistencia”, detalla la presidenta.

Respecto a las figuras institucionales dedicadas a proteger a los enfermos y a atender a las victimas de los errores médicos, la presidenta de ADEPA considera que “no tienen capacidad ejecutiva” y, por tanto, “no se preocupan de desarrollar una investigación seria”.

“No existe un criterio de independencia respecto del sistema sanitario, sino de análisis de las reclamaciones que se plantean”, relata el director de la Oficina del Defensor del Paciente de la Comunidad de Madrid, Juan Siso. La figura institucional creada en defensa del paciente persuade, da propuestas y recomendaciones “que se van aceptando” pese a no tener fuerza vinculante.

Menos beligerante es la postura de Gustavo López-Muñoz, presidente de la Fundación Pro-Pacientes Cristina. Considera que “todos los defensores del paciente son pocos”, aunque reconoce que desde su organización las quejas se articulan mediante denuncias administrativas y demandas judiciales.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 5]
  • Ir a la página siguiente: Poner los medios »

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones