Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Reducir el colesterol podría ayudar al sistema inmune a combatir las infecciones virales

Un equipo científico halla un vínculo directo entre esa sustancia y el funcionamiento de las defensas

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 10 marzo de 2011
Una reducción en los niveles de colesterol podría ayudar al sistema inmune del organismo a combatir las infecciones virales. Así lo mantiene un estudio de la Universidad de Edimburgo en Escocia que se publica en la revista "PLoS Biology". Los científicos han mostrado un vínculo directo entre el funcionamiento del sistema inmune y los niveles de colesterol.

Los autores de este trabajo descubrieron que cuando el organismo sucumbe a la infección viral una hormona del sistema inmune envía señales a las células sanguíneas, lo que provoca que los niveles de colesterol se reduzcan. El colesterol que producen las células es necesario para que los virus y ciertas bacterias proliferen. Si se limita la producción de colesterol del organismo, se podría frenar la capacidad de los virus para reproducirse. Los científicos señalan que sería posible utilizar los fármacos que reducen el colesterol para fortalecer el sistema inmune.

"Lo que descubrimos es que una hormona inmune clave estimulada bajo la infección reduce los niveles de colesterol y por ello priva a las infecciones virales del sustento que necesitan para desarrollarse", explica Peter Ghazal, responsable del estudio. "En la actualidad existen fármacos para reducir los niveles de colesterol, pero el siguiente paso sería ver si tales medicamentos también funcionan para ayudar a fortalecer nuestro sistema inmune", agrega el investigador.

A día de hoy se utilizan fármacos como los antibióticos para combatir las infecciones al dirigirse directamente a los virus. Los autores de este hallazgo esperan descubrir nuevas vías para manipular el sistema inmune al centrarse en el metabolismo del colesterol. Esto podría implicar que se imitaran las señales inmunes para reducir la producción de colesterol. Tales tratamientos ayudarían a superar los problemas asociados con la resistencia a los antibióticos, ya que perseguirían aumentar la forma en la que el organismo responde a una infección, en vez de centrarse en atacar a los microorganismos que la causan, destacan los científicos.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones