Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Escritor de profesión

Determinadas editoriales ofrecen la posibilidad de autoeditarse por 1.000 euros

Los hombres y mujeres que se dedican a la difícil profesión de escribir novelas, cuentos, historias en definitiva, han maravillado al mundo con sus obras, enamorado a todo tipo de lectores con su pose y su verbo, y han sido considerados en algunos casos rebeldes por su actitud. Sobre ellos se han escrito los más grandes elogios y las más agudas críticas. Se les ha demonizado por revolucionarios, tachado de bohemios y adorado como a verdaderos ‘dandys’. Incluso algunos menos afortunados se han convertido en mártires al mismo tiempo que otros muchos se han ‘muerto de hambre’ en el anonimato más absoluto. Con todo esto y la necesidad vital de contar algo, el mundo de las letras atrae a personas con ganas de éxito y reconocimiento. Sin embargo, cada vez es más complicado alcanzar la gloria literaria aunque, en ocasiones, nuevas puertas abren caminos diferentes.

Las editoriales tradicionales sufren una crisis crónica, por esta razón llegar a hacerse un nombre en el círculo de las letras se ha convertido en un coto cerrado para personas con un talento arrebatador o personajes famosos. Pero hay otro camino: la autoedición. Y a ello se dedican editoriales especializadas de todo el mundo. Para quienes sueñan con escribir un libro y dispongan de aproximadamente 1.000 euros esta puerta está 'semiabierta'.

En España uno de cada cinco libros que se publican son autoeditados

Algunas cifras indican que este fenómeno ha llegado con fuerza a nuestro país. En 2005, 1.700 de las 2.056 editoriales que se constituyeron responden a la figura del 'autoeditor'. En España uno de cada cinco libros que se publican son autoeditados. Sin embargo, escritores contrastados y editores tradicionales ponen en duda este sistema cuyo objetivo único es publicar.

Servicios y costes

Las editoriales especializadas en la publicación de libros de escritores anónimos prestan una serie de servicios dependiendo de la suma que se esté dispuesto a abonar. Por el precio mínimo, unos 700 euros, convierten la 'galerada' en un libro. A partir de ahí, y siempre según lo que se pague, los servicios incluyen desde la corrección y edición del texto, hasta el diseño de la portada y la promoción del libro. En seis semanas el libro está preparado para la venta. De esta manera, los autores de la obra recuperan el 60% de su inversión inicial por cada ejemplar vendido, después de haber pagado el precio de coste de cada unidad.

En España se publican cerca de 60.000 títulos al año, de los que el 20% son autoeditados. La principal diferencia entre la edición de una empresa tradicional y la autoedición es la tirada, muy inferior en número de ejemplares para la segunda opción. Muchos escritores aseguran esta fórmula, tan accesible para muchos, nace a partir de la edición digital y las nuevas tecnologías, que han abaratado mucho los costes tradicionales.

La principal diferencia entre la edición de una empresa tradicional y la autoedición es la tirada

Hay países donde la autoedición tiene más presencia. Guillermo de Urquiza, editor de Dunken, asegura que publican unos 600 títulos al año. En esta editorial reconocen que sólo un 20% de lo publicado alcanza la venta de 500 libros y, en menor porcentaje, los 1.000 ejemplares. En España aún se recuerda el caso de Iván López Morales, que logró vender más de 3.000 ejemplares de 'Probando el Hardcore' mediante este sistema.

Los que se resisten a pagar

Otro camino es el que ha tomado Marta Parreño, periodista, y escritora de 'Una vida más', novela que todavía no ha sido publicada. Parreño, de 26 años, empezó a escribir por "el exceso de tiempo y el amor por la literatura". Prestó su libro a sus amigos y gustó. Alentada por un profesor lo presentó en dos concursos literarios. En el primero no tuvo suerte mientras que del segundo todavía no conoce el fallo. Esta escritora defiende que cuando una editorial paga por una publicación, ésta no tiene 'gracia'. Prefiere optar por otras vías como los concursos porque considera que el reconocimiento a la obra es mayor.

La presentación de textos en concursos literarios es la manera tradicional y efectiva de trabajar como escritor de manera profesional. Por este motivo, Roberto Herrscher -profesor académico- no recomienda este tipo de editoriales para aquellos que quieren ser "escritores de profesión". Sostiene que este concepto "es válido para personas que quieren contar algo en concreto o para otras con el suficiente dinero como para, el día de sus cumpleaños, regalar su autobiografía". Herrscher, con una visión más romántica de la profesión, confía más en los concursos literarios como una manera de labrarse un futuro en el mundo de la literatura.

En la misma sintonía, aunque menos reticente, Santiago Tarín, periodista de La Vanguardia y autor de 'Viaje por las mentiras de la historia universal', concibe este tipo de editoriales "como una manera de abrir el abanico de posibilidades", aunque aconseja esta posibilidad en situaciones muy concretas. "Si yo no pudiera publicar un libro de investigación periodística y tuviese mucho interés en que viese la luz, pensaría en llevar mi libro a estas editoriales", reconoce.

Opinión de la competencia

Las editoriales tradicionales no ven con buenos ojos esta iniciativa de la autoedición. Rafa Arnal, propietario de la editorial Eixam, asegura que "son un desastre y un timo. "La intención de estas empresas es sacarle el dinero a la gente, es una manera de aprovecharse de sus sueños". En su defensa, De Urquiza califica como 'prejuicios' este tipo de opiniones hacia esta alternativa. "No pretendemos compararnos con las editoriales tradicionales. Nosotros publicamos libros que no tienen cabida en el circuito comercial y ésta es la única manera de hacerlo", se defiende.

Alternativas a la actual crisis: Lulú

Lo dicho hasta ahora pone de manifiesto la actual crisis que vive el ámbito editorial. Se ha hablado de las editoriales tradicionales y de la autoedición, pero hay otra fórmula más: Lulú. Se trata de la compañía de impresión bajo demanda (POD) más famosa en la Red. Su servicio consiste en imprimir libros en tiradas pequeñas para usuarios sin respaldo editorial, pero con el acabado profesional de una edición tradicional. Se centra en las técnicas de impresión digital, que permiten producir un solo libro al mismo precio que cien.

Cómo publicar si aún es un autor desconocido

Para que su libro sea editado por una editorial tradicional, debe saber que en principio no debe pagar nada de su bolsillo, aunque tampoco tiene ninguna garantía de que se vaya a publicar. Estos son los pasos a seguir:

  • Escribir lo que en estos momentos aún se denomina un manuscrito.
  • Presentar el ejemplar a un concurso literario que premie al ganador con la publicación del libro.
  • Enviar una copia a otras editoriales.
  • Presentar el manuscrito a un agente literario.

Si opta por la autoedición, este es el proceso que debe seguir:

  • Tener en cuenta que la mayoría de estas editoriales se hallan en Internet. Una vez que se ponga en contacto con la que más le convenza verifique su dirección postal, que la mayoría debe tener, y antes de pagar trate de mantener una entrevista personal con algún miembro de la empresa. Si no es posible, asegúrese de que le den las suficientes garantías de que su manuscrito se va a publicar de acuerdo a sus intereses y gustos.
  • Ser precavido y no pagar más de 1.000 euros, ya que algunas son ’empresas fantasma’ y pueden llegar a cobrar hasta 3.000 euros.
  • Valorar los ‘paquetes’ que ofrecen.

Precios de una edición ‘alternativa’:

  • Paquete básico: Cuesta unos 1.200 euros, aunque en algunas empresas lo reducen hasta los 700 euros si el mismo autor diseña la portada y el interior del libro. Con este coste se financia también el pago del código necesario para la venta pública del libro y los derechos de autor (ISBN).
  • Paquete estándar: Asciende a 1.500 euros, que cubren además algunos servicios de marketing como la creación de una web con la imagen de la portada del libro.
  • Paquete best seller: Supone una inversión de unos 2.000 euros, con el añadido de que colocan el libro en el circuito comercial y lo adecua para su venta como e-book.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones